UN MARATÓN DE EMOCIONES

UN MARATÓN DE EMOCIONES

Las trece horas de viaje no la anestesiaron. Al otro lado del teléfono, luego del largo vuelo de regreso de Seúl a Los Angeles, con cambio de avión en Tokio, Cecilia Baena debe tener encalambrado medio cuerpo por el demoledor regreso.

13 de abril 2004 , 12:00 a.m.

Las trece horas de viaje no la anestesiaron. Al otro lado del teléfono, luego del largo vuelo de regreso de Seúl a Los Angeles, con cambio de avión en Tokio, Cecilia Baena debe tener encalambrado medio cuerpo por el demoledor regreso.

Pero no la lengua. Repasa la película de su triunfo en el maratón de la capital de Corea del Sur con la misma emoción de la niña que ve por primera vez el mar. Chechi , a los 18 años, todavía se sorprende, así haya ganado casi todo lo que ha querido en el patinaje.

Se confesó. Este triunfo en la primera válida de la Copa Mundo de maratones de clubes -son 12 pruebas- no estaba en sus cuentas. "Corrí sola. Algunas de mis compañeras de Hyper (es su segunda temporada en este equipo de E.U.) se lesionaron -explica Cecilia-. Los demás equipos tenían cuatro o más corredoras. No podía atacar. Debía esperar". A 200 metros de la línea, en la templada mañana en Seúl, por delante de la gigantesca ola de patinadores -sumando las categorías elite hombres y mujeres con la inmensa masa de recreativos había 6 mil participantes-, la cartagenera aceleró y solo se detuvo cuando cruzó la meta con los brazos apuntando al cielo.

El pasado miércoles llegó a Seúl, en compañía de su manager John Elliot y del equipo masculino de Hyper -allí corre el nariñense Diego Rosero, quien terminó de décimo entre los hombres-. "Errrrrrdaa, he corrido en medio mundo, pero Seúl no tiene comparación. Su sobrepoblación aterra. En las calles no ves casas sino edificios. Hay mucha gente por todo lado. Los centros comerciales tienen un piso solo para comidas, un piso para lavandería, un piso para cines... Uno se siente ciego, sordo y mudo".

Eso no fue lo que más la descrestó. Le sorprendió su popularidad y la afición por este deporte. "Asistimos en días previos a clínicas de patinaje y la gente me pedía autógrafos. Eso me halagó". Pero la carrera ya es historia y su vida es un constante maratón. Después de Seúl y de las 13 horas de vuelo ayer mismo, en la noche, otro avión la esperaba rumbo a Colombia, donde sigua radicada. "Solo me concentró en Los Angeles días previos a las carreras. Mañana (hoy) debo estar en Bogotá y el jueves estaré en Medellín, en un Campeonato Nacional que me espera".

Mientras alista la nueva maleta y la invade el sueño volverá a saborearse con el recuerdo del pasado domingo. Se acordará que a las 5:30 de la mañana, en la lejana Seúl, ya estaba fuera de la cama, que desayunó cereal y que un par de horas después estaba en las calles de una ciudad lejana en medio de una torre de Babel de patinadores. Y que dos horas después sería la primera entre las mejores del mundo.

QUE GANO?.

El maratón de Seúl es la primera de las 12 válidas del año que conforman la Copa Mundo de clubes de patinaje. Los patinadores, por lo general, no asisten a todas las competencias, sino que escogen las que mejor se ajusten a su preparación. Este año va a correr en París (Francia). 30 de mayo: Berna (Suiza). 20 de junio: Zurich (Suiza). Agosto 22: Chicago (E.U.). Septiembre 25: Berlín (Alemania). Octubre 3: Nueva York. Noviembre 20: Los Angeles. El año pasado ganó los maratones de Walt Disney (la Florida) y Zurich.

A finales de agosto correrá por Colombia los Mundiales en Italia, donde ha ganado 17 títulos en cuatro años.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.