Secciones
Síguenos en:
MEDIO AMBIENTE ENREDA EL TLC

MEDIO AMBIENTE ENREDA EL TLC

El representante de Comercio de Estados Unidos, Mickey Kantor, reconoció que las discrepancias en torno a los acuerdos colaterales negociados con Canadá y México podrían retrasar la aprobación del Tratado de Libre Comercio (TLC) para el norte de América. Pese a que fue la primera vez que Kantor expresó tales dudas sobre el ambicioso pacto comercial entre los tres países, reiteró su esperanza de que entre en vigor el 1 de enero de 1994, como lo previeron sus creadores.

El pacto, que debe reducir gradualmente los aranceles entre sus países miembros y crear un mercado de 360 millones de consumidores, fue negociado por el gobierno del ex presidente George Bush y recibió un respaldo con reservas por parte del actual mandatario Bill Clinton.

Pero el compromiso de Clinton de concertar acuerdos colaterales al pacto para tranquilizar a los muchos críticos estadounidenses que temen tanto una gran pérdida de empleos como mayor contaminación, se ha enfrentado en cambio a una serie de problemas.

El punto en disputa es qué tan duro se debe ser. A petición de Clinton, Estados Unidos, México y Canadá están negociando los pactos suplementarios para proteger los derechos laborales y el ambiente, así como salvaguardas contra posibles incrementos de importaciones. Sin embargo, no se da por hecho un eventual consenso.

Cuando se le preguntó durante una reunión con unos 130 pequeños empresarios si las crecientes diferencias nacionales sobre los acuerdos colaterales podrían retrasar los procedimientos, Kantor respondió; pueden, por supuesto que pueden .

Tenemos algunos desacuerdos , admitió Kantor. No obstante, el representante comercial expresó su esperanza de que las tres partes puedan superar sus diferencias para mediados del verano y presentar el pacto al Congreso en otoño para su ratificación.

Entre el ambiente El principal obstáculo, según surgió en la reunión que sostuvieron los negociadores la semana pasada en Ottawa, se refiere a qué tanto poder se debe otorgar a las dos comisiones que vigilarían el cumplimiento de los tres países con las leyes ambientales y laborales.

Estados Unidos quiere dar a las comisiones el poder de imponer sanciones en caso de violaciones reiteradas y persistentes. Sin embargo, Canadá y México temen que tales penalizaciones puedan violar sus soberanías y ser utilizadas como una pantalla de humo por las compañías estadounidenses que buscan protección en la zona.

Acusado de ser demasiado agresivo por los republicanos, demasiado débil por los dirigentes sindicales, de cometer una traición según los ecologistas y de ser simplemente tonto para el ex candidato presidencial independiente Ross Perot, Clinton enfrenta una difícil tarea de convencimiento. Y su gobierno parece reconocerlo.

El secretario de Comercio, Ron Brown, quien habló al igual que Kantor ante los dirigentes de la pequeña empresa, dijo que dependía del gobierno realizar una mejor tarea de convencimiento ante un ejército de traficantes de miedo.

La batalla por el TLC no ha empezado aún. Aquellos de nosotros que apoyamos el TLC tenemos que hacer un trabajo más eficaz para comunicar por qué el TLC es bueno para Estados Unidos , dijo.

Un mexicano gasta 15 centavos de cada dólar en bienes estadounidenses y sólo dos centavos en productos europeos y japoneses, sostuvo Brown.

Muchas personas han visto al TLC como bueno para México y tal vez bueno para Canadá, pero no de mucho significado para Estados Unidos. Esa es una tontería, aseguró.

La oposición al TLC se extiende más allá de las fronteras estadounidenses. En Canadá, el Partido Conservador se vio obligado a utilizar su mayoría en el Parlamento para desbloquear una iniciativa sobre la ratificación del TLC y programó una votación final sobre el pacto.

Aunque el TLC fue firmado ya por los tres países, debe contar con la ratificación de sus respectivas legislaturas para entrar en vigor. Legisladores demócratas temen que Clinton ceda ante la presión combinada, mientras que los republicanos dicen que el presidente está actuando como un demócrata al viejo estilo al entrometerse en los planes elaborados por los republicanos para crear la mayor zona de libre comercio del mundo.

Si bien Brown admitió que las negociaciones están en una fase muy importante , expresó su esperanza de que el Congreso estadounidense apruebe el pacto una vez que se hayan concertado los controvertidos acuerdos colaterales.

Canadá apoya sanciones para infractores Canadá afirmó que está abierto a que se establezcan sanciones para hacer cumplir las reglas laborales y ambientales incluidas en los acuerdos colaterales al Tratado de Libre Comercio (TLC) para el norte de América, si no involucran castigos comerciales contra los países.

Las nuevas opciones que se consideran entre ellas multas contra compañías podrían conducir a un avance en las estancadas negociaciones sobre los acuerdos paralelos que Canadá, Estados Unidos y México deben reanudar en Washington.

Las negociaciones sobre los acuerdos colaterales al TLC, solicitados por Washington para proteger derechos laborales y ambientales, se estancaron hace dos semanas en una reunión en Ottawa, cuando Canadá y México se opusieron a las propuestas estadounidenses de establecer sanciones comerciales para hacer cumplir las normas.

El ministro de Comercio de Canadá, Michael Wilson, dijo que sanciones como multas podrían conducir a los tres países a aprobar el pacto comercial a tiempo para que entre en vigor el primero de enero de 1994, como está planeado.

Creemos en un cumplimiento eficaz. Canadá está de acuerdo con Estados Unidos en esto , dijo el portavoz.

No se aclaró de inmediato si México, al que le preocupa que las decisiones sobre la manera de hacer cumplir las normas puedan violar su soberanía, estará de acuerdo con la idea de las sanciones.

A principios de esta semana, los negociadores mexicanos dijeron en Nueva York que México y Canadá presentarían contrapropuestas al plan estadounidense para la aplicación de las normas.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.