UNA CABALGATA SIN FIESTA

UNA CABALGATA SIN FIESTA

Hubo muy poco para celebrar en la tierra de los Schumacher, a pesar de que Juan Pablo Montoya se ha especializado en amargarles las fiestas y había la esperanza de que pudiera hacer algo contra la aplanadora roja. (VER TABLAS CLASIFICACIONES: MUNDIAL DE CONSTRUCTORES - MUNDIAL DE PILOTOS - GRAN PREMIO DE EUROPA)

31 de mayo 2004 , 12:00 a.m.

Hubo muy poco para celebrar en la tierra de los Schumacher, a pesar de que Juan Pablo Montoya se ha especializado en amargarles las fiestas y había la esperanza de que pudiera hacer algo contra la aplanadora roja.

(VER TABLAS CLASIFICACIONES: MUNDIAL DE CONSTRUCTORES - MUNDIAL DE PILOTOS - GRAN PREMIO DE EUROPA).

Pero todo se redujo a un octavo puesto, logrado a puro timón en un carro más que desobediente. Fue todo lo que pudo cosechar Juan Pablo, mientras que Michael Schumacher de nuevo demolió a la concurrencia y Rubens Barrichello lo acompañó de lejos, para anotar un nuevo doblete de la poderosa escuadra Ferrari.

Fue un fin de semana muy flojo para los Williams y dramatizado por la colisión de sus dos carros. Ralf y Juan Pablo se tocaron en la primera curva, por culpa de Barrichello, quien frenó muy temprano y desató la carambola detrás de él. Montoya, sorprendido otra vez por la parada intempestiva de un Ferrari, bloqueó los frenos. Lo tocó Panis y se fue encima del carro de su compañero y éste, en su ruta hacia el búnker cargó con el infeliz Da Matta, quien pagó injustamente los platos rotos.

Ahí se desarmó toda la estantería de Williams porque Juan Pablo debió entrar a pits a cambiar la nariz y enseguida manejar 59 vueltas de pesadilla en un carro indomable. A pesar de todo, puso un punto más en su cuenta para el Mundial. El Nurburgring fue una vez más el escenario perfecto para Michael, quien en apenas siete vueltas liquidó la carrera con su estrategia de salir con un carro bien liviano que en la tercera vuelta ya le llevaba toda la recta principal al segundo, ayudado por el tapón que hizo Raikkonen.

Schumi no destapó champaña por la muerte de Umberto Agnelli, el dueño de la Fiat. El estadio tampoco se llenó ni estalló de júbilo como en otros tiempos para saludar la cabalgata solitaria del hijo de la tierra.

La fiesta roja ya no conmueve y la venida a este circuito fue un ritual más en la religión Ferrari, sin cantos ni inciensos. Y si se acabó la cerveza en los alrededores fue por el clima inesperadamente cálido, más que por los brindis para Michael. Tampoco por la nacionalidad, porque ni Mercedes ni BMW dieron tema para levantar una copa.

MONTOYA, EN PRIMERA PERSONA.

"Aunque partí de octavo hice una buena salida, pero el accidente de la primera curva comprometió mi carrera. Cuando iba hacia la primera curva, Rubens Barrichello, que estaba delante de mí, frenó pronto y tanto Ralf como yo bloqueamos las ruedas. Luego, Ralf se fue por exterior y yo me quedé detrás de Rubens, pero cuando estaba tomando la curva, Panis se metió por el interior y me golpeó en la rueda delantera, lanzándome contra Ralf.

(*) Invitado por Allianz Group.

ESCUDERIA POR ESCUDERIA.

- Ferrari.

10.

Otro doblete que significa tarea perfecta. Pero el performance de Barrichello sigue siendo inferior al carro y se salvó por hacer sólo dos paradas y de la estrellada con Sato.

- Bar Honda.

8.

La carrera de Sato, mientras duró, fue impresionante y muy agresivo en el lance con Barrichello. Tienen el motor más potente de la F1 y pronto llegará a los 1.000 caballos.

- Renault.

7.

Distantes pero constantes. Trulli volvió a pasarle por encima a Alonso, quien sigue cometiendo errores.

- Sauber.

6.

Fisichella hizo menos paradas y a punta de estar en la pista terminó sexto. Massa peleó mucho con Juan Pablo pero no pudo llegar en los puntos.

- Jaguar.

5.

Lejos de la punta pero con los dos carros en la meta. Webber fue séptimo y Klien estuvo en muchos lances peleando con Juan Pablo.

- Williams.

4.

Ralf desapareció en la salida y BMW se quejó oficialmente por las obstrucciones de Barrichello. De todas maneras, los carros siguen fuera de ritmo y lo que logran es a punta de Montoya.

- Jordan.

4.

Nick Heidfeld saca la cara por el equipo y por Pantano, quien no da pie con bola. Pero siguen haciendo el relleno.

- Toyota.

3.

Perdieron un carro sin defensa posible y sin culpa en el accidente inicial y luego Panis se quedó haciendo lo que podía con ese carro, que es poco. O llega el carro nuevo, o el oso sigue.

- Minardi.

1.

No se varan pero a su ritmo, a tres vueltas de la punta, no es mucho lo que se exigen.

- McLaren.

0.

Andaban mejor que los Williams y Coulthard llevaba una buena estrategia de dos paradas, pero una vez más se derritieron tres motores.

LO BUENO.

- Un punto, que es poco premio para todo lo que tuvo que pelar Juan Pablo con el carro.

- Que en la estrellada no se hubieran quedado los dos Williams, lo que habría sido el fin.

LO MALO.

- Octavo y noveno en la grilla de salida: un espejo de que Williams no reacciona.

- La carambola de salida demoró a Juan Pablo, que pudo llegar un par de puestos más adelante.

- La floja asistencia a la carrera indica que la supremacía de Ferrari diluye de manera alarmante la sintonía.

- No se hacen muchas ilusiones con la dirección técnica de San Michael en Williams, aunque hay que esperar unos meses a ver qué nuevas ideas implementa.

- BMW no oculta su desconcierto por los problemas de los chasises Williams.

SUBASE CON MONTOYA.

Vuelta 1: Sale de octavo. Incidente en la primera curva (retiro de Ralf y Da Matta). Pierde el alerón contra Ralf. Entra a pits a arreglarlo (13,8 seg.) y vuelve a la pista de último (puesto 18).

Vuelta 10: Hereda el puesto 17 por el retiro de Kimi.

Vuelta 14: Casi todos sus rivales hacen su primera parada. Sube al 14.

Vuelta 15: Sobrepasa a Heidfeld: es 13.

Vuelta 16: Ahora adelanta a Klien. Va de 12. Casi se sale de la pista por falta de estabilidad del Williams.

Vuelta 23: Segunda detención. Pierde una vuelta con Michael. Está de 15.

Vuelta 26: Adelanta a Panis y se retira Coulthard: es 13.

Vuelta 32: Muchos carros salen de su segunda detención: es noveno.

Vuelta 38: Webber entra a pits y Montoya gana el octavo lugar.

Vuelta 41: Tercera entrada a pits (9,2 seg.). Sale de noveno.

Vuelta 47: La explosión del motor de Sato lo deja de octavo.

Vuelta 60: Termina de octavo.

FOTO/AFP.

Así celebró Michael Shumacher su victoria 76 con sus ingenieros al cruzar la meta.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.