POR FIN INCLUYEN A DESPLAZADOS

POR FIN INCLUYEN A DESPLAZADOS

Un hecho cierto y meritorio es que por primera vez el fenómeno del desplazamiento fue incluido en un plan de desarrollo de Medellín.

29 de mayo 2004 , 12:00 a.m.

Un hecho cierto y meritorio es que por primera vez el fenómeno del desplazamiento fue incluido en un plan de desarrollo de Medellín.

Sin embargo, para las organizaciones que trabajan con comunidades desplazadas en la ciudad la inclusión de este tema en el plan Medellín, compromiso de toda la ciudadanía , presentado por el alcalde Sergio Fajardo para el cuatrienio 2004-2007, tiene sus falencias.

El primer reparo es hecho por Nicolás Castrillón, coordinador general de la Asociación Campesina de Antioquia (ACA), para quien el Plan entró a hacer diagnósticos sobre el número de desplazados en la sin que hayan cifras exactas.

Según el Sistema de Registro Unico de la Red de Solidaridad Social en Medellín hay en la actualidad 60.459 personas víctimas del desplazamiento forzado. "Desde las entidades que trabajamos con esta población, sabemos que la cifra puede duplicarse pues un alto porcentaje de los desplazados que llegan no conocen los mecanismos para que legalmente sean reconocidos como tal por el Estado", dice Castrillón.

Otro de los puntos que no quedan claros dentro del Plan es quién va a manejar los programas y a cuánto asciende el presupuesto.

Según la Secretaria de Solidaridad, Beatriz White, el objetivo de este despacho dentro del programa, inscrito en la línea estratégica 2 del Plan de Desarrollo: Medellín Social e incluyente , "es ser el medio para darles a conocer a las víctimas del desplazamiento los derechos y las oportunidades que les debe brindar el Estado".

Dentro de las metas están atender al cien por ciento de la población desplazada en estado de emergencia. Pero el trabajo de Solidaridad se va a centrar en gestionar el restablecimiento y retorno de los desplazados a su lugar de origen.

Se va a hacer de la mano de la Gobernación para conocer e incentivar proyectos de vivienda, educación y empleo a los que puedan acceder los desplazados en sus municipios de origen. Con esta información, la población podrá volver a sus hogares con posibilidades y condiciones para llevar una vida digna", afirma White.

Este proceso de orientación e información se realizará desde el momento en que se produce la emergencia inicial, con el apoyo de la Red de Solidaridad y la Unidad de Orientación y Atención a la Población Desplazada (UAO). Ambas entidades son las encargadas de registrar a la población desplazada, y proveerles albergue temporal, alimentación e implementos de aseo y cocina durante los primeros tres meses, mientras pervive la condición de emergencia.

Además se tiene en estudio un proyecto para crear una oficina de orientación social a la población desplazada en la Terminal del Norte, con el fin de tener un grupo de reacción rápida que permita procesos para el retorno inmediato y desde donde se coordine con la Red de Solidaridad, atención primaria para la población en emergencia en el mismo municipio.

Los que se quedan.

Medellín es una de las ciudades con mayor recepción de desplazados en el país, sin que tenga los equipamientos urbanos, los servicios públicos y la disponibilidad de lotes para recibir nuevos asentamientos poblacionales.

"Aunque el gobierno municipal opta por las acciones de restablecimiento de los desplazados a su lugar de origen, pues es conciente de que en Medellín no se ofrecen posibilidades de vida digna para este grupo poblacional, no puede obligar a estas personas a retornar pues les estaría violando el derecho a la libre circulación", explica Max Yury Gil jefe del programa de Convivencia y Derechos Humanos de la Corporación Región. "Sí deciden quedarse en la ciudad, es obligación del ente municipal restablecerles sus derechos y su condición de ciudadano", agrega.

El secretario de Gobierno, Alonso Salazar, coincide en este sentido y reafirma que la Administración Municipal no puede obligar a nadie a que regrese, "yála llegada a una ciudad no es un proceso fácil de reversar, pero hasta donde la gente tenga deseo, es una de las mejores soluciones". El Municipio asume el compromiso de atender a los que opten por quedarse.

Desde la Secretaría de Solidaridad se realizan programas para el restablecimiento de derechos básicos en salud, educación y vivienda. "Estamos concentrados en la población infantil, pues se tiene estimado que de cada 100 desplazados 50 son niños. Se les va a dar atención preferencial en la selección de los usuarios de los restaurantes escolares y los cupos en los centros educativos", explica White.

También, En el área de la salud, la Secretaría de Solidaridad va a garantizar que la población desplazada que está en la base de datos de la Red de Solidaridad y de la UAO, sea en su totalidad registrada en el próximo censo del Sisbén que se realizará en septiembre de este año.

En el tema de la vivienda la situación es muy grave, pues en el Plan de Desarrollo de Medellín se tiene proyectado construir únicamente 4.000 viviendas de interés social durante el gobierno de Fajardo.

"Para acceder a los subsidios del Gobierno Nacional se requieren muchas garantías que la población desplazada no tiene. Pero éstas familias tampoco se pueden dejar donde viven en la actualidad, dado que en su gran mayoría habitan en invasiones y zonas de alto riesgo. En este aspecto, la única solución viable es el retorno a sus lugares de origen", insiste White.

Al igual que la Secretaría de Solidaridad, las organizaciones que trabajan con la comunidad desplazada en Medellín opinan que la salida de fondo para esta problemática es el retorno. "Esta población debe tener garantías para el restablecimiento socioeconómico en su lugar de origen, como la recuperación de tierras y bienes, participación en proyectos productivos y la presencia de organismos de control y entidades internacionales que garanticen el retorno", dice el Coordinador general de la ACA.

Desplazamiento intraurbano.

Otro vacío que presenta el Plan con relación al desplazamiento es que el señala Gil, de la Corporación Región. Se trata de la población que se ve obligada a desplazarse por la violencia de un lugar a otro dentro del mismo perímetro urbano. Esta no es considerada desplazada. "El gobierno municipal tiene que empezar a tener en cuenta este tema pues en los últimos años en Medellín se han presentado seis casos de desplazamiento masivo y la problemática cada vez es más grande", agrega.

Además, la Red de Solidaridad y la UAO solo les puede brindar información y orientación puesto que no están calificados en situación de emergencia para recibir ayuda alimentaria y arriendos temporales.

Para la Secretaría de Solidaridad la única manera de resolver esta problemática "es que el Estado haga presencia en todas las zonas de la ciudad, para garantizar a los ciudadanos el derecho a la vida digna", sostiene White.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.