LA CHINA YA DESPERTÓ

LA CHINA YA DESPERTÓ

Se cuenta que Napoleón dijo alguna vez:la China despierte, Europa temblaráPues bien, hoy habría que decir que la China ya despertó, y que quien está temblando no es solo Europa sino todo el mundo.

07 de abril 2004 , 12:00 a.m.

Se cuenta que Napoleón dijo alguna vez:la China despierte, Europa temblaráPues bien, hoy habría que decir que la China ya despertó, y que quien está temblando no es solo Europa sino todo el mundo.

Las cifras que se divulgan todos los días sobre la China son realmente pasmosas. Y sin duda alguna, lo que está aconteciendo en aquel país se ha convertido en el hecho geopolítico de mayor significación en las relaciones internacionales contemporáneas. Hace poco, por ejemplo, en la Asamblea de la Asociación de Industriales de Panamá -a la que tuve el gusto de asistir- este fue el gran tema.

Que incidencia tendrá sobre América Latina y sobre la economía del istmo lo que está aconteciendo en la China? Los ex presidentes César Gaviria de Colombia y José María Figueres de Costa Rica le dedicaron una buena parte de sus intervenciones al tema. Y todos los asistentes coincidieron en que lo que allá está sucediendo es de más trascendencia (para bien o para mal) para la región Latino Americana que las mismas negociaciones de un TLC con los Estados Unidos, en lo que también está avanzando Panamá.

La última entrega de la revistaThe Economist(marzo 20-26, 2004) dedica, por ejemplo, un informe especial a la China, del cual quisiera resaltar -entre las muchas informaciones que trae- las siguientes:.

Desde 1978 la China ha mantenido, en promedio, un sorprendente crecimiento anual del 9 por ciento.

En los últimos 25 años la China ha sido el país de más rápido crecimiento en el mundo.

Actualmente es la sexta economía mundial, y según proyecciones del Banco de inversiones Goldman Sachs, en el año 2040( si las cosas siguen como vienen) la China sobrepasaría a los E.U. como la primera economía mundial.

Cada semana están llegando a la China 1 billón de dólares de inversión extranjera directa en busca de las grandes oportunidades que ofrece el inmenso mercado de aquel país.

Pero por qué lo que está sucediendo en la China tiene tanta relevancia para nuestros países, sobre todo el vísperas de la firma de tratados de libre comercio ( TLC) con los E.U.? Por una razón simple: porque gran parte de las ventajas que se supone podría cosechar para nosotros el libre acceso al mercado Norteamericano sin aranceles, que es el principal atractivo de los TLC, se las están llevando ya los Chinos.

Lo que le está aconteciendo a Méjico es aleccionador. Las cifras de incremento en la maquila y en el comercio exterior Mejicano hacia los E.U. era, y aún son, la prueba para demostrar las bondades de un TLC para países como los nuestros.

Pero resulta que una parte no despreciable de los nichos de mercado que inicialmente le abrió el TLC a Méjico en los E.U., están siendo ocupados ahora agresivamente por los Chinos, que son muy fuertes en todo lo que es manufactura ligera que es justamente el renglón en donde países como los nuestros podríamos derivar ventajas de un TLC.

Jorge Castañeda, antiguo canciller de Méjico, considera que los Chinos le han hecho perder a Méjico cerca de 500. 000 puestos de trabajo que se habían ganado después de la firma del TLC. Y el prestigioso editorialista del New York Times, Thomas Friedman, escribe lo siguiente:China atrayendo gruesas inversiones de dólares para poner a sus trabajadores de bajos salarios a trabajar en toda suerte de industrias de exportaciónlas ventajas obtenidas por Méjico en el mercado de los E.U. -y por su proximidad- se están viendo erodadas.

Todo lo anterior, por supuesto, no es para desanimarnos pero si para hacernos ser muy cuidadosos. Para detectar en qué renglones exactamente es que vamos a tener ventajas tangibles con el TLC, y ésos negociarlos con extremo cuidado. Que no nos vaya a suceder que desprotegemos la agricultura para negociar a las volándas un TLC, y después llegamos con nuestras exportaciones a los Estados Unidos y encontramos las góndolas llenas de mercancía China.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.