CACERÍA A INMIGRANTES EN E.U.

CACERÍA A INMIGRANTES EN E.U.

La frase aterroriza. Aparece en una camiseta blanca, como las que usan los 327 millones de habitantes de Estados Unidos en verano, pero reza: Aquí legalmente . En la página de Internet, donde se vende a 18 dólares, hay otro anuncio que le da sentido y prende la alarma: Demuestre su estatus . La página se llama reportillegals y busca eso: que los estadounidenses denuncien a los inmigrantes ilegales para que sean expulsados.

09 de mayo 2004 , 12:00 a.m.

La frase aterroriza. Aparece en una camiseta blanca, como las que usan los 327 millones de habitantes de Estados Unidos en verano, pero reza: Aquí legalmente . En la página de Internet, donde se vende a 18 dólares, hay otro anuncio que le da sentido y prende la alarma: Demuestre su estatus . La página se llama reportillegals y busca eso: que los estadounidenses denuncien a los inmigrantes ilegales para que sean expulsados.

Es la manera más fácil y rápida, además de anónima, que tienen los estadounidenses para reportar a los trabajadores ilegales. Con solo llenar un documento, los acusadores inician esta cacería de brujas que, se asegura, llega a manos del Departamento de Seguridad Nacional, la Administración de Seguridad Social, el FBI y otros entes. Todo depende de la información suministrada. El cliente recibe una copia de su denuncia, conserva su anonimato y espera a que las autoridades les caigan a los ilegales o a sus empleadores. Todo por solo 8 dólares.

La sede queda en Florida, el estado con mayor número de inmigrantes colombianos de entre los 130 mil compatriotas que se han marchado a E.U.

Hostilidad disfrazada.

En Numbersusa, una página con argumentos de otro tipo, la inmigración ilegal es señalada como la responsable del descalabro económico y moral del país del norte, así como del tránsito exagerado y la sobrepoblación escolar. Con cifras, señala que a pesar de la baja tasa de fertilidad en los años 80 y 90, la población creció y el Congresoa recompensó los inmigrantes con ciudadanías.

La onda inmigratoria de las últimas tres décadas -dice la página-, ha hecho imposible el sueño de 1970 de disfrutar de un país estable . En una especie de lista negra, muestra en rojo los nombres de los senadores que apoyan políticas de migración. También acepta voluntarios para presionar a esos políticos. Y con artículos trata de demostrar que la entrada de inmigrantes no tiene fines humanitarios, porque los que ingresan son los relativamente ricos .

Por último, asegura que habrá 90 millones de inmigrantes en el 2050, sin contar con millones de ilegales no reportados. Para bajar el tono xenófobo, Roy Beck, director de la publicación, asegura que solo buscan disminuir el número de inmigrantes. No quieren acciones hostiles o sentimientos contra los inmigrantes americanos. Incluso los inmigrantes ilegales merecen tratamiento humano cuando son detectados, detenidos y deportados .

En Washington está Projectusa, que centra el debate sobre la amnistía que el Gobierno da a los inmigrantes por vivir cinco años en su país, y dice cosas como la siguiente, sobre la idea de que los inmigrantes hacen los trabajos que los locales no harían: Cuando inventamos los computadores e iniciamos el programa espacialtambién cortábamos el pasto y cuidábamos a los niños... La idea de que de repente no podamos manejar un país solos es absurda .

Incluso tienen líneas especiales para los ex trabajadores del supermercado Wal-Mart, que perdieron sus puestos por la contratación de trabajadores ilegales. Según el Centro para Estudios de Inmigración, la cifra actual de ilegales ronda los 10 millones; los estadounidenses ganan en promedio 1.700 dólares menos de lo que deberían por causa de ellos, y el país invierte 22 mil millones de dólares en ayudarlos. Nada positivo.

La perla final es de Brenda Walker, en la página limitstogrowth (límites al crecimiento), en la que se pregunta: Algún occidental sería feliz viviendo entre la superstición animista de una isla distante en Indonesia, donde los cazadores cargan machetes en vez de maletines? Y sin embargo nuestras políticas de gobierno ordenan un choque cultural similar, al importar de todo y a todos a E.U. . La cacería de brujas está servida. Los inmigrantes son el fácil blanco.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.