AVANCES EN CURA DE PARKINSON

AVANCES EN CURA DE PARKINSON

Por medio de la estereotaxia, la colocación de un marco especial en el cráneo y la planeación computarizada, los especialistas ubican de manera precisa el sitio de la lesión y dirigen un pequeño electrodo que, en el caso de la enfermedad de Parkinson, produce una lesión para revertir en un 70 a 80 por ciento efectos como temblor y rigidez, producidos por la enfermedad.

09 de mayo 2004 , 12:00 a.m.

Por medio de la estereotaxia, la colocación de un marco especial en el cráneo y la planeación computarizada, los especialistas ubican de manera precisa el sitio de la lesión y dirigen un pequeño electrodo que, en el caso de la enfermedad de Parkinson, produce una lesión para revertir en un 70 a 80 por ciento efectos como temblor y rigidez, producidos por la enfermedad.

En lesiones más complejas, ubicadas en zonas del cerebro inaccesibles por vía quirúrgica, la radiocirugía se convierte en última alternativa. A través del marco de estereotaxia y la planeación computarizada, sin necesidad de abrir el cráneo, los neurocirujanos irradian desde la distancia el punto exacto y milimétrico de la lesión. La estereotaxia es una de las técnicas más avanzadas de la neurocirugía porque permite abordar zonas profundas del cerebro, minimizando el riesgo de afectar las zonas neurálgicas que controlan visión, audición y la parte motriz del cuerpo.

Bernardo Pérez, neurocirujano por la Universidad Javeriana, con especialización en Neurocirugía Estereotáctica en la Universidad de Pittsburg, lidera con el médico Gerardo Hernández el grupo interdisciplinario de Imbanaco, conformado por médicos de especialidades afines, que están logrando importantes avances en la recuperación de pacientes con Parkinson y otras enfermedades cerebrales. Según el doctor Pérez, el Parkinson usualmente afecta a personas de edad.presentarse en jóvenes, pero lo frecuente es que empiece después de los 40 o 50.

La enfermedad consiste en temblor, rigidez en medio lado del cuerpo y alteraciones para caminar. También la cara deja de ser expresiva. Es una enfermedad degenerativa, de la que no se conoce causa. Por esa razón, el tratamiento es muy pobre. El ideal para el Parkinson es la medicación. En las fases iniciales la droga funciona muy bien, pero después de 5 o 7 años deja de ser buena. La cirugía es el último eslabón. Afirma Pérez que como para la enfermedad de Parkinson no había drogas eficientes, los cirujanos empezaron a buscar solución, eliminando el área motora, que es la que mueve mano y pie.quitaban esa área, la mano y el pie dejaban de moverse. El paciente dejaba de temblar pero era una solución demasiado drástica. En l952, en Nueva York, el doctor Cooper accidentalmente lesiona la arteria coroidea anterior durante una peduncolotomía en un paciente parkinsoniano, logrando una notable mejoría. Entre l952 y l955, Cooper liga al menos 50 arterias, con resultados impredecibles: hubo pacientes que quedaron peor que antes.

Los neurocirujanos se dan cuenta de que las arterias tienen un recorrido diferente en cada persona. Entonces concluyen que lo que hay que dañar es el vecindario y descubren el globus palidus -que es una estructura del cerebro- y en el tálamo, donde al hacer ciertas lesiones, la persona mejora del temblor.

Hacia los años 60, la industria farmacéutica descubre la levodopa, que mejora notablemente el temblor. La cirugía deja de ser primera opción.los pacientes reciben por un tiempo prolongado la medicación, a los 5 o 7 años no hay una respuesta igual de satisfactoria. Es entonces cuando en la década de los 70 renace el interés en la cirugía estereotáctica para los movimientos anormalesrecuerda el doctor Pérez.

Viene el gran desarrollo de los computadores, de las imágenes diagnósticas, de la tecnología para equipos y se llega a la cirugía para los movimientos anormales de hoy, que es un procedimiento que si bien no logra la curación total, mejora en un 70 u 80 por ciento.

Cómo es el proceso?.

Se le coloca al paciente un marco sobre el cráneo y se toman imágenes para localizar el núcleo que está transmitiendo la información inhibitoria. Conociendo la localización precisa, al marco le ponemos encima un aditamento que nos permita llevar un instrumento hasta ese sitio. Se hace un rotico en la cabeza de dos milímetros, se pasa el electrodo y se estimula con corriente, produciendo que las células vecinas dejan de funcionar y ahí se ve el resultado final: si ceden la rigidez y el temblor y si el lenguaje mejora. Eso se ve de inmediato porque el paciente está consciente, porque solo ha recibido anestesia local. Quien sufre de Parkinson no tiembla cuando duerme. Cuando se ubica el sitio preciso, hay dos posibilidades: l) hacer una lesión sin dañar esa estructura y desconectarla. La otra posibilidad es dejar allí un electrodo que permanentemente esté estimulando el área. Técnicamente no son muy diferentes, pero el costo sí es muy grande.

Cuál es la diferencia?.

La lesión tiene un valor fijo y la estimulación a todo el procedimiento se le tiene que recargar una tecnología que tiene un costo de l5 mil dólares.

Los neurocirujanos Bernardo Pérez y Gerardo Hernández operan a cuatro manos. En el Centro Médico Imbanaco de Cali se habían realizado, por parte del doctor Hernández, dos cirugías estereotácticas: el drenaje de un absceso cerebral en el 2000 y una craneotomía guiada para la resección de un tumor en el 200l. En el 2002, ya trabajando en grupo, se hicieron 47 operaciones estereotácticas. En el 2003, 86 y en el 2004, llevan 2l.

El tratamiento no solo se hace en Cali, también en otros centros del país, advierte Pérez.que ha sido verdaderamente revolucionario es haber logrado el trabajo en equipo con otros médicos que tratan esos pacientes, y que generalmente son nuestra contraparte pues no son muy inclinados a las cirugías, a participar en la indicación del procedimiento y en el seguimiento de los pacientes. Ven los resultados y en forma constante nos están retroalimentando.

Además de Parkinson, que otras enfermedades pueden intervenirse con ese procedimiento?.

Nosotros esencialmente trabajamos con pacientes con Parkinson pero también se hace con una enfermedad que se llama temblor esencial o temblor familiar y son aquellas personas que cuando van a firmar y tiemblan, ocasionalmente se les mueve la cabeza o les tiembla la voz. Cuando son refractarias a la droga, se operan. Hay otros grupos de enfermedades que son más difíciles, como la distonía muscular deformante. Son enfermedades donde el compromiso general es mucho más marcado. Son movimientos casi espasmódicos de todo el cuerpo. Ellos generalmente encuentran la forma de meterse la mano al bolsillo para tratar de inmovilizar de manera parcial los movimientos.

PERSONAJES CON PARKINSON.

Extrapolando cifras sobre incidencia del Parkinson, se conoce que en E.U. y en los países desarrollados, por cada diez mil habitantes hay un enfermo.

El Parkinson usualmente afecta a personas de edad. En Colombia es más frecuente en los hombres que en las mujeres, y curiosamente en la raza negra.

Entre los personajes que padecen la enfermedad están el Papa Juan Pablo II, quien la adquirió años después del atentado que sufrió en el 80. Fue operado, pero padece de una dolencia cerebrovascular y otras que lo imposibilitan en alto grado.

Janet Reno, la férrea Fiscal del gobierno Clinton, sufre desde hace cuatro años de un hemiparkinson.

Yasser Arafat tiene un fuerte temblor en sus manos a consecuencia del Parkinson, desde hace 4 o 6 años.

Mohamed Alí se retiró del boxeo a raíz de un síndrome parkinsoniano.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.