Secciones
Síguenos en:
BANCA VIRTUAL, OPORTUNIDADES Y RIESGOS

BANCA VIRTUAL, OPORTUNIDADES Y RIESGOS

La banca virtual puede definirse como la provisión de servicios financieros por medio del intercambio de datos electrónicos entre un cliente y una institución financiera. (VER GRAFICA:CLIENTES QUE USAN BANCA VIRTUAL- TRANSACCIONES HECHAS POR BANCA VIRTUAL- TRANSACCIONES REALIZADAS POR MEDIOS ELECTRONICOS).

Por: REDACCIÓN EL TIEMPO
08 de enero 2002 , 12:00 a. m.

Esta información se transmite a través del uso de una red de comunicaciones que tiene a su disposición un computador u otros mecanismos virtuales.

En otras palabras, la banca virtual involucra aspectos como la recolección, actualización y procesamiento de la información de cada cliente; Internet se convierte en un instrumento de administración de la información y de acceso a ella.

A pesar de que la banca por Internet es una actividad relativamente nueva, se pueden revisar algunos períodos de diferenciación de acuerdo con su actividad y sus objetivos de acción.

Para la Federal Reserve Bank of Chicago, la banca virtual nace formalmente en los años 90, cuando algunas instituciones financieras norteamericanas y europeas empezaron a tener presencia en Internet; inicialmente, el objetivo era la difusión de los servicios y la información relevante para conocer las redes de sucursales.

En 1995, mediante el uso de Internet, varias instituciones empezaron a ofrecer el servicio de consulta de saldo, transferencias de fondos y pago de créditos.

Para el año 1999, empezó un período de personalización de la banca virtual en el que se implementaron aspectos como servicios informativos noticiosos, publicación de reportes económicos y financieros, promociones para clientes con cierta antiguedad, planes de ahorro personal y servicios de inversión en bonos; esta estrategia tuvo por objeto incentivar a los clientes a permanecer en una determinada institución.

Se espera que para los próximos años la banca virtual sea un canal mediante el cual los clientes institucionales realicen procesos de evaluación de proyectos, planeación de inversiones, manejo de los excedentes o faltantes de caja así como compra de otros productos financieros.

EVOLUCION EN COLOMBIA Colombia no ha sido ajena al proceso de incorporar mayor tecnología en sus operaciones. En los años setenta, los colombianos contaban únicamente con la chequera, el efectivo y la tarjeta de crédito para realizar pagos.

A mediados de los años ochenta la situación empezó a transformarse con la llegada de las tarjetas débito, la aparición de las redes de cajeros electrónicos y los pagos realizados por medio de los llamados POS (Point of Sale) o datáfonos.

Más cerca, en los noventa, aparecieron los primeros sistemas de audiorrespuesta telefónica, cámaras de compensación de pagos y sistemas de banca remota (terminales de pago especializados para clientes corporativos que permiten realizar pagos y atender compromisos financieros).

Para fines de la década pasada y comienzos de la actual, las entidades financieras empezaron a hacer presencia activa en Internet y a permitir la interacción de otros canales transaccionales tales como el teléfono celular, la domiciliación y las tarjetas inteligentes.

Si bien estos últimos mecanismos aún no están del todo desarrollados, se espera que para los próximos años las entidades financieras entren a competir en el mercado mediante nuevos canales de interacción.

LOS RIESGOS Ante las fallas en los sistemas de comunicación o tecnologías, las entidades financieras con participación en el mercado virtual deben contar con planes de contingencia adecuados que les permita responder ante sus clientes.

Los riesgos están relacionados con la piratería que es un delito que ha logrado alcanzar los más altos niveles de sofisticación y peligrosidad. La banca no es inmune a este problema.

También los riesgos transaccionales que se refieren a la posibilidad de que se presenten errores o imprecisiones en las transacciones realizadas, omisiones en la información o cambios en las operaciones.

LAS CIFRAS HABLAN Cifras de la Asobancaria a diciembre de 2001 muestran que mientras que en 1998 el 68 por ciento de los bancos en Colombia tenía presencia en Internet, hoy el 100 por ciento cuenta con este mecanismo.

El crecimiento de las páginas web muestra que el llamado e-banking avanza en Colombia mencionado anteriormente. Mientras que en el año 2000 tan sólo el 10 por ciento de las páginas eran transaccionales, a finales del año 2001 el 76 por ciento de las páginas permitía la realización de operaciones a los clientes.

Esto se ha reflejado en el número de transacciones mensuales efectuadas mediante Internet en Colombia, ya que mientras que en junio del 2000 estas eran aproximadamente 300.000, en diciembre de 2001 se alcanzó una cifra superior a las 2.700.000.

El 65,6 por ciento de las páginas actualiza su información entre diaria y semanalmente y el 66 por ciento atiende los segmentos de banca personal y corporativa.

De igual manera, la información ubicada en las páginas web ha venido creciendo en materia de datos y servicios suministrados.

Con respecto al número de transacciones realizadas, una encuesta de la Asobancaria efectuada en junio de 2001, muestra que el siete por ciento de las transacciones se realiza por la vía electrónica, es decir, Internet, audiorrespuesta, cajeros electrónicos, POS y domiciliación.

De acuerdo con respuestas suministradas por las entidades financieras a la Asobancaria, aún no hay una cultura de Internet para la mayoría de los usuarios, además de presentarse una desconfianza frente al uso de la red por motivos de seguridad y privacidad.

PENETRACION DEL MERCADO El Banco Mundial estima que el 28 por ciento de las transacciones financieras de los países industrializados se realiza por la vía de la banca virtual, lo cual representa el 8,5 por ciento de los clientes.

Este resultado parece estar asociado al estado de las plataformas de telecomunicaciones.

Indicadores como la alta posesión de computadores personales en la población y el número de los denominados host (servidores) por cada 10.000 habitantes parecen ser factores que influyen en mayor uso de la banca electrónica.

Países como Suecia, Finlandia y Holanda tienen un alto nivel de utilización de este tipo de servicio, tanto en porcentaje como en peso relativo de las transacciones.

Sin embargo, surgen sorpresas como el bajo nivel de clientes virtuales en países como Estados Unidos y el Reino Unido, donde un alto porcentaje de la población cuenta con computadores personales y existen incomparables condiciones de telecomunicaciones; esto sugiere que todavía hay un gran mercado potencial por explorar, incluso en los países desarrollados.

En los mercados emergentes, el 4,9 por ciento de los clientes y el 27 por ciento de las transacciones se realizan por la vía virtual; no obstante, cabe anotar que en la muestra del Banco Mundial usada para este estudio se incluyen países como Corea y la República Checa, los cuales tienen un amplio desarrollo de este mercado, dada su industrialización reciente.

En México existe una importante utilización de la banca virtual, lo que parece tener relación con la presencia de banca extranjera en el mercado financiero local.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.