CAZADOR DE PIEZAS ART DÉCO

CAZADOR DE PIEZAS ART DÉCO

Hace 25 años el galerista Carlos Alberto González compró su primera pieza art déco, era una tetera que se ofrecía en un anticuario de Bogotá. Hoy tiene una colección de 1.500 objetos que ha conseguido en mercados de pulgas, lugares de antiguedades o directamente con sus dueños.

14 de junio 2002 , 12:00 a. m.

Hace 25 años el galerista Carlos Alberto González compró su primera pieza art déco, era una tetera que se ofrecía en un anticuario de Bogotá. Hoy tiene una colección de 1.500 objetos que ha conseguido en mercados de pulgas, lugares de antiguedades o directamente con sus dueños.

González cree que llegó el momento de dar a conocer estas piezas al público y por eso está decidido a hacer el primer museo art déco de Colombia, el tercero en el mundo. El galerista está buscando patrocinio de la empresa privada porque si bien ya tiene los objetos, necesita dinero para montar este espacio.

El proyecto no es nuevo. González lleva diez años pensando en el museo, del que habla como su plan de vida. Su fascinación por el déco, un estilo que se desarrolló en medio de las dos guerras mundiales, lo ha convertido en una suerte de cazador de piezas. Lo primero que hace cuando llega a una ciudad es ir a librerías para buscar libros déco y a mercados de pulgas para ver qué nuevos objetos puede conseguir. Tengo fascinación por esos años , dice González.

La colección está compuesta por cerámica, metal, baquelita (resina sintética), madera, pinturas, libros y accesorios masculinos y femeninos. Hay encendedores, vajillas, radios, licoreras, relojes, mesas, sillas, lámparas y jarrones, entre otras piezas, que se caracterizan por sus formas geométricas simplificadas, por el uso de los colores pastel y otros más fuertes como el naranja, el rojo y el azul intenso, y por el empleo de enchapes.

Puede que muchas cosas no sean finas, sino de diseño , dice González, que deja claro su interés estético en el momento de seleccionar las piezas. Cree en su buen ojo, muchas veces le ha ocurrido que compra un objeto y después lo encuentra reseñado en algún importante catálogo de obras déco.

González está seguro de que su museo será un gran aporte a Bogotá: Quiero que la gente conozca la historia del diseño entre guerras , continúa, así como ocurre en Praga, en la Casa Déco, y en Salamanca, en el Museo Déco.

FOTO/Camilo George EL TIEMPO.

1- Carlos Alberto González.

2- La colección está compuesta por encendedores, sillas, mesas, vajillas y lámparas, entre otros objetos.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.