EL TIEMPO SE LE AGOTA A ANDERSEN

EL TIEMPO SE LE AGOTA A ANDERSEN

Las esperanzas de Arthur Andersen LLP de evitar una acusación formal o de fusionarse con un competidor para frenar su destrucción, parecían diluirse ayer al cierre de esta edición. (VER GRAFICA: EL REPARTO DEL PASTEL)

14 de marzo 2002 , 12:00 a. m.

Las esperanzas de Arthur Andersen LLP de evitar una acusación formal o de fusionarse con un competidor para frenar su destrucción, parecían diluirse ayer al cierre de esta edición.

(VER GRAFICA: EL REPARTO DEL PASTEL).

Funcionarios del Departamento de Justicia se disponían a formular hoy cargos de obstrucción de la labor de la justicia. De acuerdo con fuentes cercanas al tema, esto es una señal de que los esfuerzos desesperados de la firma de contabilidad por llegar a un acuerdo, aparentemente se quedaron cortos y el interés de los posibles compradores decayó. Estamos preparándonos para lo peor , dijo una persona en las oficinas de Andersen.

Otra fuente familiarizada con el caso, dijo que la firma no tiene planes de ofrecer hoy un acuerdo al Departmento de Justicia a menos que el socio potencial para una fusión lo requiera como parte del arreglo de compra.

Pero las perspectivas de la venta, de lo que fue una de las más respetadas y exitosas firmas de contabilidad, se redujeron cuando Ernst & Young decidió retirarse por la inquietud sobre futuros costos por demandas y Deloitte Touche Tohmatsu, que llegó a ser el comprador más probable, decidió concentrarse en un posible acuerdo más limitado sólo a los activos internacionales de Andersen. La firma estaba trabajando a toda marcha para estructurar un acuerdo antes de que los fiscales federales cumplieran las amenazas de formular cargos hoy si Andersen no se decidía por declararse culpable de la destrucción de los documentos relacionados con el caso Enron.

Andersen esperaba que las noticias sobre una fusión o una venta minimizaría la pérdida de clientes que definitivamente se profundizará con la formulación de cargos.

Los abogados de Andersen y funcionarios del Departamento de Justicia continuaban ayer las conversaciones para un posible acuerdo, pero personas cercanas a las conversaciones dijeron que lo más probable era que la firma no lograra evitar la formulación de cargos.

La compañía ha ofrecido separar la oficina de Houston de Andersen y otro grupo de activos en Estados Unidos del resto de la firma, que sería luego fusionada con otra compañía. Eso permitiría a los fiscales acusar a la entidad concentrada en Houston y dejar al resto de la firma relativamente libre de persecución criminal. El enfoque se basa en casos en los que la Comisión de Bolsa y Valores (SEC) ha sancionado oficinas individuales de una firma sin acusar al resto de la compañía, dijo una persona familiarizada con estos esfuerzos.

Pero en las conversaciones hasta este momento, funcionarios del Departamento de Justicia han insistido en una petición que implica que toda la compañía tome responsabilidad por no haber evitado la destrucción de documentos.

Los asuntos de responsabilidad relacionados con Enron continúan amenazando como el mayor impedimento para completar un acuerdo de venta o fusión, a medida que abogados y asesores financieros de Andersen y potenciales compradores estudian si una solicitud de protección de las leyes por bancarrota de la firma ofrecería una garantía adecuada para un comprador.

Ernst & Young se había acercado el viernes a Andersen para discutir un acuerdo, y varias estructuras potenciales fueron discutidas, todas involucrando una solicitud de protección bajo las leyes por bancarrota por parte de la firma, de acuerdo con una fuente familiarizada con las conversaciones. Al final, Ernst & Young concluyó que ninguna de las estructuras suministraba protección adecuada contra costos futuros relacionados con demandas. Se pensó que la oportunidad era buena y atractiva, pero se creyó que los riesgos eran inaceptables , dijo esta fuente. El asunto del precio, no fue casi discutido, agregó.

Deloitte, quien también ha estado negociando con la firma por varios días, está ahora concentrándose primordialmente en un acuerdo que involucre las operaciones de Andersen fuera de Estados Unidos, de acuerdo con personas familiarizadas con las conversaciones. No está claro si las sociedades extranjeras de Andersen (principalmente en Europa y Canadá) serían inmunes a cualquier responsabilidad legal. Personas cercanas a las conversaciones dicen que Deloitte podría estructurar un acuerdo en el que las sociedades fuera de EE.UU. de Andersen tengan una exposición limitada a los procesos judiciales en EE.UU.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.