NUEVA ELECCIÓN DE ALCALDE EN HATONUEVO

NUEVA ELECCIÓN DE ALCALDE EN HATONUEVO

La Corte Constitucional ordenó al gobernador de La Guajira, Alvaro Cuello Blanchar, ratificar en su cargo y posesión como alcalde encargado del municipio de Hatonuevo a Alberto Alvarado Martínez, conforme al nombramiento hecho por la creación del nuevo ente territorial.

04 de enero 2000 , 12:00 a.m.

La misma decisión negó a Víctor Ojeda Rodríguez, actual alcalde de esta localidad y dos ciudadanos más, la protección de sus derechos a la participación y al trabajo por encontrar que la tutela interpuesta al gobernante era improcedente y sus derechos no fueron vulnerados.

La misma sentencia ordena al gobernador de La Guajira convocar a elecciones para elegir un alcalde en propiedad con el propósito de hacer efectivo el derecho de la participación de los cuidadanos del municipio de Hatonuevo y brindarles las garantías para participar en el proceso de elecciones a Víctor Ojeda, si este desea postularse como candidato.

Hasta el momento, Ojeda Rodríguez continúa como alcalde de la localidad, esperando que el Gobernador nombre por segunda vez a una persona como Alcalde para este Municipio ubicado en el sur de La Guajira.

En 1994, cuando fue creado por medio de ordenanza de la Asamblea Departamental el municipio de Hatonuevo, este fue segregado del municipio de Barrancas con una extensión de 24.900 hectáreas. Cuatro años después en elecciones populares fue escogido Víctor Ojeda Rodríguez, quien inició su período el 18 de junio de 1998 hasta el 2001.

El municipio de Barrancas impugnó el acto de creación del nuevo municipio ante el Tribunal Administrativo de La Guajira, que negó las pretensiones del demandante. Posteriormente la Sala de lo Contencioso Administrativo, sección primera del Consejo de Estado, revocó la decisión y declaró nulo el acto de creación del Municipio y su referéndum aprobatorio, por lo que Hatonuevo volvió a ser corregimiento de Barrancas.

Nuevamente en 1991 la Duma Departamental aprueba la creación del Municipio, esta vez con 17.400 hectáreas. El Gobernador convoca a un nuevo referendum y encarga como alcalde a Alberto Alvarado Martínez, por lo que Ojeda Rodríguez solicita al Tribunal Administrativo de La Guajira, la nulidad del Decreto y restablecimiento de su derecho a desempeñarse como alcalde del mencionado municipio.

El mismo Tribunal admitió la demanda y negó la suspensión provisional del acto y en revisión declaró contrario a la constitución del decreto en cuanto a la convocatoria para el referéndum y no se pronuncia sobre el nombramiento del alcalde y expide un nuevo decreto que convoca a referendum.

Ojeda Rodríguez por su parte solicita un concepto a la Dirección General Unidad Administrativa Especial Para el Desarrollo Institucional de los Entes Territoriales acerca de si debía ser llamado para completar su período como alcalde en Hatonuevo, dada las nuevas circunstancias, por lo que el ente le responde negativamente y acude a la acción de tutela solicitando el derecho al trabajo, puesto que el nombramiento de otro alcalde lo inhibe para ejercer el cargo que por deber y derecho le correspondía, de acuerdo con su concepto.

Por su parte, las otras dos demandantes, Claribel Cerchar Palmezano y Xiomara Hernandez Ortiz, solicitaron el respeto de sus derechos a la participación en la conformación, ejercicio y control del poder político por considerar que las actuaciones del alcalde dejaron sin efectos la elección válida en la que ellos habían tomado parte y solicitaron al juez se respetara la voluntad democrática del pueblo de Hatonuevo y se le permitiera al señor Ojeda Rodríguez reasumir su cargo y concluir el período para el cual fue elegido. Además de la suspensión provisional de la aplicación del decreto 012 de 1999 donde se nombraba a Alvarado Martínez.

Posesionado Alvarado Martínez como alcalde, la Fiscalía le dicta medida de aseguramiento por irregularidades en su cargo.

Siete meses después, la Sala Cuarta de Revisión de Tutelas, compuesta por los magistrados José Gregorio Hernandez, Alvaro Tafur Galvis y Carlos Gaviria Diaz, resuelven revocar la sentencia del 24 de junio de 1999 del Consejo Superior de la Judicatura, la cual confirmó la decisión de la Sala Juridiccional Disciplinaria del Consejo Seccional de la Judicatura de la Guajira, quien concedió la tutela.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.