CAE HELICÓPTERO RUSO

CAE HELICÓPTERO RUSO

Cinco militares, igual número de periodistas y dos ciudadanos rusos resultaron heridos al accidentarse ayer el helicóptero HK-3733, en momentos en que despegaba del helipuerto del Batallón Bolívar, oriente de Tunja. El percance ocurrió a las 10:25 de la mañana. La aeronave, afiliada a la empresa Helitaxi, quedó destruida.

19 de mayo 1993 , 12:00 a.m.

Los ocupantes de la nave eran el capitán Fernando Barrero, Necrosot Diachisbat (ruso), Iván Bondorengo (ruso), Humberto Gutiérrez, el cabo segundo Jaramillo Ospina, el fotógrafo Eustorgio Bolaños, Arturo Aragón, del Noticiero CMI, Evangelista Hernández, de Radio Súper, el cabo segundo Jaime Agredo, Marvín Rivera, del Noticiero QAP, el mayor Germán Haspield, de relaciones públicas de la Primera Brigada, y el estudiante de periodismo Héctor J. Vargas.

Los heridos fueron atendidos inicialmente en el Hospital San Rafael de Tunja. Presentan fracturas y traumatismos de diversa índole , explicó el médico del servicio de urgencias del hospital, Miguel Angel Méndez.

Los ocupantes del helicóptero se disponían a hacer un recorrido por los municipios de Florián (Santander) y Aquitania (Boyacá), donde el lunes se registraron enfrentamientos con la guerrilla.

El helicóptero de fabricación rusa, color naranja, tiene una capacidad para 31 personas. Además de los 12 ocupantes llevaba 1.000 raciones de campaña para las tropas localizadas en las áreas mencionadas.

La aeronave prendió motores a las 10:20 de la mañana. Tres minutos después inició el viaje, que inicialmente los conduciría al municipio de Florián. Atravesó de sur a norte el campo de fútbol del batallón, pero inexplicablemente no tomó altura. Apenas elevó 20 o 30 metros, dijeron ocupantes de la aeronave.

Como que no tenía la fuerza necesaria para alzar el vuelo. De repente comenzó a perder altura , declaró Patricia Gil, vecina del lugar.

Otros testigos dijeron que la nave no tomó altura y se dirigía en dirección de unos postes y cuerdas de alta tensión. En ese momento, el piloto hizo una rápida maniobra para hacerlo girar pero estaba tan cerca de uno de los postes del alumbrado público que la cola de la aeronave lo golpeó y el aparato se partió en dos.

Inmediatamente sentimos el impacto y el helicóptero cayó a tierra y comenzó a dar botes por el piso , dijo Héctor Vargas.

Varios de los ocupantes fueron lanzados al aire y quedaron a unos 30 metros de la parte principal de la aeronave.

Partes del motor y aspas de la hélice cayeron en un radio de aproximadamente 200 metros. Varias residencias localizadas en el barrio Fuente Higueras, frente al batallón, sufrieron destrozos provocados con partes del helicóptero que fueron lanzadas tras el choque.

Una comisión de la Aeronáutica Civil se desplazó de inmediato a la ciudad y asumió la investigación.

Los primeros indicios permiten señalar presuntas fallas humanas que provocaron el percance.

Cuatro de los heridos, los rusos Diachisbat y Bondorengo, el periodista Hernández y Humberto Gutiérrez fueron remitidos de urgencia al Hospital Militar de Bogotá. Varios de ellos, tienen fractura en la columna vertebral.

Despierta con las noticias más importantes.Inscríbete a nuestro Boletín del día.

INSCRIBIRSE

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.