LA WEB IMPULSÓ FUSIÓN BANCARIA ALEMANA

LA WEB IMPULSÓ FUSIÓN BANCARIA ALEMANA

Al final, ni siquiera la aguerrida Alemania fue capaz de hace resistencia a las fuerzas de Internet.

09 de marzo 2000 , 12:00 a.m.

Esto se confirmará el próximo lunes, cuando se espera que Deutsche Bank y Dresdner Bank aprueben su esperada fusión, valorada en US$29.609 millones. Se trata de un acuerdo que probablemente no hubiera sucedido de no ser por las energías competitivas desatadas por la nueva tecnología, afirman los analistas.

No cabe duda que Rolf Breuer, presidente del directorio de Deutsche Bank, y Bernhard Walter, su contraparte en Dresdner, atribuirán gran parte de la razón por el acuerdo a la necesidad de consolidarse y obtener un mayor rendimiento y enfoque de mercado.

Todos estos motivos son ciertos y dichas necesidades se vieron realzadas por el auge de Internet, dicen los analistas y consultores del sector.bancos han salido perdiendo como resultado del auge] de Internet, porque significa una mayor presión sobre los precios, una mayor transparencia y accesibilidad a otros proveedores. Por lo tanto, así es como tienen que reaccionarafirmó Matthew Czelpliewicz, analista bancario de la oficina londinense de Salomon Smith Barney Citibank.

Durante años, los bancos alemanes han sido los gigantes pesados y poco rentables de los servicios financieros globales, aparentemente preocupándose poco por las últimas tendencias del sector.

Pero eso ya es cosa del pasado.

Con la esperada fusión de hoy y el anuncio el mes pasado de que Deutsche Bank invertirá 1.000 millones de euros (US$961.351 millones) anuales para reforzar sus servicios en línea, el prestamista alemán está adjudicándose un trozo del nuevo paradigma bancario: servir a los clientes con mayores activos principalmente a través de Internet.

creemos que invertir en firmas tradicionales] en otros mercados europeos valga la penadijo Rolf Breuer, presidente del directorio de Deutsche Bank, en una reunión de analistas en Francfort el mes pasado.

Deutsche Bank no está invirtiendo en sucursales tradicionales, y además planea escindir en una entidad separada a sus 2.310 sucursales y las 1.506 de Dresdner, que serían asumidas a la larga por Allianz AG, la aseguradora con sede en Munich.

En su lugar, se espera que el nuevo banco actualice su negocio de banca privada para clientes con mayores activos, basado en la plataforma de banca en línea de Dresdner, llamada Advance Bank, según personas cercanas al asunto.

En España, el Banco Bilbao Vizcaya Argentaria aprobó una serie de tratos en las últimas semanas, dirigidos a establecer el primer banco mundial de Internet. A comienzos de esta semana, BBVA dijo que fusionaría su filial de banca en línea, UNO-E con el banco británico de Internet First-E, agregando que tenía dispuestas otras sociedades con bancos de Asia y EE.UU.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.