RETOMAN CONTROL DE LA VÍA AL LLANO

RETOMAN CONTROL DE LA VÍA AL LLANO

Nueve civiles muertos, 10 más heridos, más de 44 guerrilleros dados de baja, ocho capturados, tres de ellos heridos, cinco soldados muertos, cinco uniformados lesionados fue el parte que entregaron las autoridades, tras los enfrentamientos que se registraron entre las autoridades y la guerrilla de las Farc en el corredor vial, entre Villavicencio y Bogotá, durante el fin de semana.

18 de enero 2000 , 12:00 a.m.

Las fuerzas especiales del Ejército retomaron el control de las poblaciones de Une, Quetame y Guayabetal, y los peajes de Quetame y Pipiral, donde se centraron los ataques de la guerrilla, desde el sábado en la mañana hasta el domingo en la tarde.

De acuerdo a lo señalado por la alcaldesa de Guayabetal, Rosa Adelia Agudelo, cinco personas murieron en esa población y fueron identificados como Edison Gutiérrez, de 19 años; Henry Uribe, de 38; Luis Alfredo Quevedo, de 25, y Alberto Parra, de 53 años.

El comandante de las Fuerzas Armadas Fernando Tapias S, confirmó que murieron más de 44 guerrilleros, de los cuales se habían recuperado 24 cadáveres.

El reporte oficial informa que fallecieron los soldados profesionales Harold Tirado González, Miguel Angel Rey Méndez, Juan Rafael Calle Calle, Roberto Morales Cuéllar y Alexander Cruz Carmona.

También resultaron heridos y fueron remitidos al Hospital Militar de Bogotá, el capitán William Ortega Gamba, el subteniente Juan Camilo Gutiérrez Gutiérrez, el sargento segundo Ilmar Giraldo Marín, y los soldados Alvaro Ruiz Corrales y Diego Alfonso González Melo.

Las fuerzas especiales del Ejército decomisaron el siguiente material de guerra: 21 fusiles AK-47, dos fusiles Galil, dos fusiles Fall, 20 cilindros de gas de 20 libras, 404 cartuchos para fusil AK-47, 1.209 cartuchos calibre 7,62, 55 proveedores para fusil AK-47, ocho granadas de mano, siete granadas de 40 milímetros, 10 granadas de mortero, proveedores, cartuchos, 15 equipos de intendencia y 20 uniformes de la policía nacional.

De otra parte, el pasado miércoles se produjo un atentado en el oleoducto Araguaney-El Porvenir, en Yopal (Casanare), en hechos fueron atribuidos al autodenominado Ejército de Liberación Nacional (ELN), los cuales causaron graves daños en términios ecológicos, ya que la flora y la fauna se vieron notablemente afectados.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.