FALTA APOYO AÉREO EN LUCHA CONTRA DROGAS

FALTA APOYO AÉREO EN LUCHA CONTRA DROGAS

Los vuelos de vigilancia de Estados Unidos sobre las zonas de producción de cocaína en Colombia disminuyeron en dos tercios el año pasado, lo que ha afectado sensiblemente la guerra contra el narcotráfico en Colombia, aseguró en su edición de ayer el diario estadounidense The Washington Post.

14 de marzo 2000 , 12:00 a.m.

Funcionarios del gobierno estadounidense dijeron al Post que la escasez de aviones radares en los países productores de coca y cocaína afecta considerablemente la capacidad de las fuerzas estadounidenses para identificar a los traficantes en la selva e interceptar misiones de los aviones de los traficantes.

El zar antidrogas Barry McCaffrey dijo al diario de Washington que en Perú estas intercepciones fueron muy exitosas y ayudaron a reducir la producción de coca en ese país en dos tercios de 1995 a 1999.

Sin embargo, en ese país, el narcotráfico está repuntando, dijeron al Post fuentes latinoamericanas y estadounidenses, debido a una reducción de los vuelos de vigilancia e intercepción, lo que ha provocado fricciones entre el Congreso y el gobierno del presidente Bill Clinton, luchas internas en el Pentágono y demandas de otras operaciones militares.

Según el diario, la falta de equipos sencillos como camiones de bomberos y aparatos de navegación impiden los vuelos sobre un área del suroeste de Colombia a donde se desplazó parte de la antigua producción de Perú.

Colombia duplicó su producción de coca en el mismo período de 1995-99 a un total calculado de 520 toneladas el año pasado.

El general de la Marina Charles Wilhelm, comandante en jefe del Comando Sur de Estados Unidos, dijo recientemente al Congreso que restaurar los vuelos es absolutamente crítico para las iniciativas estadounidenses contra el narcotráfico en América Latina.

Los republicanos de una junta de la Cámara de representantes aprobaron el jueves otorgar 1.700 millones de dólares en ayuda a Colombia, el primer productor de cocaína del mundo, para combatir el narcotráfico.

Sin embargo, el paquete, que debe ser aprobado por el Senado, incluye sólo provisiones menores para aumentar los vuelos de reconocimiento y nada para enviar lo que según Wilhelm se necesita más: E-3 AWACS, el mayor y más adelantado avión radar de la Fuerza Aérea, informó el Post.

Los 30 AWACS del país tienen tanta demanda en todas partes que ninguno se ha asignado permanentemente al Comando Sur y los vuelos temporales se han hecho más escasos desde la campaña aérea en Kosovo del año pasado.

Preocupados de que el Pentágono subestima la importancia del tráfico de drogas, McCaffrey escribió al secretario de Defensa, William Cohen, el mes pasado que el debilitamiento de capacidad en América Latina podría poner en peligro los esfuerzos en Colombia.

El general retirado pidió un compromiso para restablecer la capacidad de reconocimiento aéreo, agregó el Post citando a funcionarios de alto rango.

McCaffrey declinó hablar sobre la carta, pero dijo al Post en una entrevista que la capacidad para entrar en el perímetro Andino se ha reducido casi a cero .

Agregó que ha planteado al gobierno estadounidense que hay que hacer algo, porque en el caso contrario enfrentamos un desastre potencial en tres o cuatro años .

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.