LAS CASAS DEL HORROR

LAS CASAS DEL HORROR

En Bogotá las historias de inmuebles con tesoros escondidos, duendes, brujas y demás espantos son numerosas y se heredan de una generación a otra.

28 de octubre 2000 , 12:00 a.m.

Ese cúmulo de leyendas salen de la tumba , especialmente el 31 de octubre, día en que se celebra uno de los cuatro aquelarres del año (reunión de brujos). En ese sentido, Bogotá no es ajena a los cuentos de terror que tienen como escenario casas antiguas con puertas que chirrean o espíritus que divagan sin paz por habitaciones, baños, patios, cocinas...

Casas y calles de sectores antiguos como La Candelaria y Teusaquillo forman parte de este tipo de relatos. De hecho, algunos entendidos del tema atribuyen los fenómenos paranormales a la carga energética que han dejado varias generaciones en estas viviendas; hoy, muchas de ellas se han convertido en oficinas.

Por ejemplo, cierta calle se llamó Cara de perro porque allí se aparecía un perro negro sin cabeza; un inglés se refería así al suceso: en Bogotá salen por las calles animales con cuerpo de perro pero sin cabeza. Así mismo, según Flórez de Ocáriz, en una cripta situada abajo del altar mayor de la iglesia de La Concepción se escuchaban tres golpes cada vez que iba a morir una monja.

Daniel Samper Ortega, en su libro Bogotá 1538 - 1938, dice que desde la última década del siglo XVIII se conocía la historia de la bella joven que en las noches pedía a los caballeros que la acompañaran a su hogar, situado en la calle del Panteón.

Al día siguiente, los galantes señores regresaban a buscar sus espadas olvidadas y colgadas en la cabecera del lecho de la desconocida, pero encontraban la casa desocupada desde mucho tiempo atrás según informan algunos vecinos , al entrar sólo se ven restos humanos y ataúdes . Este relato sobrevive hasta nuestros días con pequeñas diferencias.

Algunos inmuebles, que inicialmente fueron moradas de familias tradicionales, continúan dando qué hablar...

La Candelaria... encanta! Por ejemplo, los vigilantes de la Corporación La Candelaria cuentan que, pasada la media noche, se escuchan las risas y los pasos de un par de gemelos que juguetean alrededor de la pila de agua del patio interior. También afirman que el espíritu de un celador, asesinado hace unos 12 años en circunstancias sin esclarecer totalmente, se manifiesta encendiendo la radio y la greca que hay en la casa de la Corporación.

La aparición esconde la cabeza en la ruana por ello se le llama el vigilante sin cabeza y sale de los matorrales donde, supuestamente, se le dio muerte.

El predio de lo que hoy es el conjunto residencial Calle del Sol es otro de los inmuebles con tradición paranormal . Se dice que en la década de los 50, en esta construcción abandonada 40 años tras servir de seminario se instaló, transitoriamente, el cuartel de la Policía Secreta.

En el sótano se dispusieron calabozos donde afirma la tradición oral se torturaba a los detractores del gobierno de Rojas Pinilla; el edificio volvió a quedar abandonado durante casi 40 años. Los habitantes de los apartamentos, construidos hace una década, aseveran que se escuchan ruidos, lamentos, quejidos de dolor y grilletes que se arrastran en las zonas comunes.

Otra historia que data de 1880 recuerda a la familia Cuervo, que habitaba en la casa de las actuales instalaciones de la Fundación Gilberto Alzate Avendaño. Dice que un domingo en que la servidumbre salió de la casa, Angel Cuervo (padre de Rufino José Cuervo) vio cómo un personaje ataviado con chaleco verde corto, pantalón a la rodilla, medias, peluca y zapatos de hebilla, subió las escaleras, atravesó el pasillo y cruzó la sala (frente a él) y golpeó tres veces en una pared para regresar por el mismo camino hasta desaparecer.

Al salir de su asombro, el señor Cuervo fue en busca del antiguo personaje sin ningún éxito. Con el tiempo, la situación económica de la familia cambió; incluso, hicieron costosos viajes al exterior.

Después de muchas presiones, uno de los hijos confesó que al derribar el muro donde el fantasma de la casaca verde golpeó se encontraron artículos de alto valor como morrocotas y finísimas vajillas y porcelanas. Quienes trabajan en la Fundación opinan que, aunque hace mucho tiempo que no se ven apariciones, aún se escuchan algunos ruidos y pasos .

Estas son algunas de las tantas historias que se evocan en estos días de fantasmas . Claro, aún muchos habitantes de Bogotá creen que actualmente hay casas que provocan espanto pero no por sus fantasmas, sino por sus precios altos y acabados de poca calidad. Así, amanecerá y nos asustaremos...

De espanto...! - En 1595, en España se promulgó una ordenanza que prohibió la venta de inmuebles encantados, al punto que si la persona alquilaba o compraba una vivienda y luego se enteraba de que en ella había duendes podía abandonarla.

- El nombre duende parece que es una contracción de Dueño de casa, término que se deriva del árabe duar: el que habita, el habitante.

- Dicen las leyendas que los duendes miden entre 15 y 50 centímetros. Ellos se divierten asustando y molestando a las personas que duermen y a veces, cuando los habitantes de la casa son de su agrado, hacen reparaciones locativas, limpian y ayudan a ordenar el hogar.

- Al parecer, en Los Angeles (E.U.) hay más casas embrujadas que en los otros lugares del mundo. Allí, los espíritus se quedan en los inmuebles por causas como divorcios, deudas, adulterios y muertes accidentales o violentas.

- Según los parasicólogos, los espantos son de varios tipos y se apegan a un lugar o a una persona. Por lo tanto, las casas embrujadas siempre lo serán y la persona escogida siempre llevará su fantasma a donde quiera que vaya.

- Algunos materiales de construcción como el granito funcionan como pilas que mueven energías, así se provocan sucesos insólitos.

- Hace algunos años la revista Scientific American ofreció 5.000 dólares a quien demostrara la existencia real de los fantasmas. Aún están esperando candidatos.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.