REA DE CANDELA

REA DE CANDELA

Escenarios Unas son de cal y otras son de arena, eso dicen los abuelos. Empezaron de lleno las obras de las canchas de fútbol de Campoalegre y La Esperanza y eso es de aplaudir. La cancha de La Esperanza va a quedar como una de las mejores de Villavicencio, con las especificaciones modernas del balompié. A las de la vía a Catama les damos una espera para mirarlas más a fondo.

21 de marzo 2000 , 12:00 a.m.

Pero lo del estadio si es muy preocupante, no acaban de habilitar unos baños y la gente los saquea sin contemplación. Arreglan los corredores y las canecas brillan por su ausencia porque se las llevan.

De nada valdrá meterle a ese estadio más de mil millones si no se tiene una excelente seguridad y una solidaridad de quienes lo usamos. Con mucho bombo se anunció al construcción del patinódromo, con avance incluido y no se mueve una sola palada de tierra. Si está atravesado Corporinoquia, que lo digan, que denuncien otra de las arbitrariedades de estos señores, pero que la liga salga a defender su obra y el esfuerzo hecho.

Nos quedamos a la espera del coliseo de tenis de mesa y en eso también se empezó a guardar silencio. Señores dirigentes este cuartico de hora que está viviendo el deporte, difícilmente se repetirá, y sino lo aprovechamos, no habrá tiempo de llorar después.

Pero el escenario que más nos debe doler está en la plazuela de Los Centauros. Hace unos tres años, en el gobierno de Juan de Dios Bermudez, se hicieron unos tableros para jugar ajedrez con fichas grandes, el problema es que ahora son la tarima de cuanto culebrero, adivino, yerbatero llega a Villavicencio.

Esos tableros costaron varios millones, se convirtieron en la sana diversión de los viejos jugadores y en la época de los triunfos de Isis Corrales, fueron ejemplo para la juventud.

En la Alcaldía nadie da razón de quien debe controlar ese espacio de los centauros, y no me opongo al trabajo de la gente, menos en esta crisis, es más, me gané un carcelaso por defender a una vendedora del abuso de los de Espacio Público, pero por favor no acabemos con los tableros y pongamos las fichas en movimiento, si eso se acaba, los ajedrecistas perdieron un espacio y nosotros los ciudadanos un poco de plata. La Liga de Ajedrez que dirá de esto que es de su resorte.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.