SE PUEDE CON BRASIL

SE PUEDE CON BRASIL

La pregunta del título me la repiten con insistencia. Y en las últimas horas, el interlocutor de turno lo ha hecho con una porción más de optimismo.

28 de marzo 2000 , 12:00 a.m.

Es que no vinieron Rivaldo ni Cafú. Pueda que el Chiqui García y los jugadores de Colombia, de dientes para afuera, digan que no hay que darles tanta importancia a las ausencias. No son tontos, pues entienden que están más presionados para sacar un buen resultado en Bogotá y no desean crear expectativas en exceso.

Pero en su fuero interno, deben estar maravillados de no verlos. A Colombia se le ha quitado un enorme peso de encima. Lo que no quiere decir que los reemplazos son jugadores sin historia. Ricardinho y Edilson son campeones mundiales de clubes, con Corinthians; Flavio Conceizao ha ganado dos Copas América y Edú salió primero en el Preolímpico pasado. Se acuerdan del 9-0? El estaba ahí. Nos hizo dos.

Brasil, como lo prevé el astuto García, no cambiará. Veremos laterales lanzados al ataque, toque rápido en la mitad, movilidad adelante, media distancia.

Cómo detenerlos? Francia, en la final del 98, utilizó buenas fórmulas. Atosigó a los laterales brasileños, apretó en la mitad y despojó de la pelota al rival. Pero lo más importante fue que en la cabeza de sus jugadores no pesó la grandeza histórica de los que tenían en frente.

Cada hincha, cada periodista, cada ex jugador, cada ex técnico, tenemos la idea de una solución para vencerlos.

Pero es preciso tener en cuenta varios factores. En los últimos 15 días, ningún equipo tuvo la preparación adecuada. La altura no marcará diferencias notables entre uno y otro. Los brasileños saben de la concepción táctica de Luxemburgo. Bermúdez afirmó el viernes que desconocía la estrategia de García.

Chiqui pretende jugar con tres zagueros, sistema que Colombia casi no ha manejado. Por fortuna Iván Ramiro, Yepes y Bermúdez no lo ignoran. Pero será la segunda vez que actuarán juntos con este esquema. Y se va a notar esta noche.

Queda en la balanza, el punto clave del fútbol: la experiencia, la hoja de vida de los actores.

En Colombia, sólo cuatro jugadores tienen verdadera talla internacional. Ellos son los dos Córdoba, Bermúdez y Rincón. Y pare de contar. Oviedo, sobre quien recaerá la creación, apenas tiene seis partidos internacionales a nivel de Selección. Ricard no ha podido con la camiseta y en la Copa América salió mal librado.

Y Angel, la gran esperanza, es también la mayor incógnita. Su rendimiento en Selección jamás fue notorio. También se le llenó de críticas. Cómo le irá hoy? Ni él mismo lo sabe.

También hay que decir que es la primera vez que se reúne este equipo. Vamos a experimentar contra el mejor del mundo.

Se puede con Brasil? Hay en la cabeza de los colombianos dos hemisferios. El racional, el que sabe que una derrota o un empate están dentro lo posible. Y el irracional, el apasionado que llevamos hasta en el último doblez del alma, que mata el escepticismo y nos deja una exigua ilusión de triunfo.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.