QUÉ TAN SANO ES EL SEXO VIRTUAL

QUÉ TAN SANO ES EL SEXO VIRTUAL

Cuando Marcela entró por primera vez a la red deseaba saber qué era el cuento del sexo virtual. Pronto lo averiguó porque a los pocos minutos de ingresar a un chat -salón de conversación- le hicieron una pregunta indecente .

21 de mayo 2000 , 12:00 a.m.

Ciberx -seudónimo de su ciberamigo- inició la conversación indagando por el color de su ropa interior y ahí empezó una extensa charla que se interrumpió cuando ella logró el clímax. Un par de veces volvió a comunicarse con su amante virtual, hasta que en su vida apareció alguien real y rompió con esta práctica.

Esa manera de satisfacer los deseos sexuales utilizando como medio la red es lo que se llama sexo virtual. Algunos creen que sólo se aplica a las sensaciones que crean los aparatos tecnológicos -como cascos, guantes y trajes con sensibilidad-, que dicho sea de paso no han logrado ser comercializados con éxito.

Pero el ciberespacio ofrece desde páginas con alto contenido erótico, en videos y fotografías hasta la posibilidad de chatear con el fin de excitarse. Pronto, la tecnología permitirá acceder a la voz, en otras palabras, habrá líneas calientes a través de la Web.

La más reciente innovación en el sexo por Internet son las acciones en tiempo real, con modelos desnudas y actos sexuales en vivo y en directo.

Virtual vs. real Recientemente la revista Newsweek informó que más de la mitad de las personas que entran a Internet 4.6 millones de usuarios en el mundo- buscan sexo. Esto es sano? Psicólogos de las universidades estadounidenses dicen que si alguien pasa más de once horas semanales en sitios porno debería ser catalogado comoadicto compulsivo al cibersexoi .

Igualmente la Asociación Psicológica Americana ha afirmado que Internet ha generado una revolución sexual. Según una investigación entre nueve mil usuarios de la red, el 8,5 por ciento de los participantes buscó material sexual en línea durante más de once horas semanales. Cerca del 47 por ciento empleó menos de 60 minutos semanales en estas actividades pero cada uno aseguró que no tenía problemas en su vida sexual.

Para la psicóloga Olga Susana Otero este es un sexo incompleto porque falta la piel, la cercanía, la voz, las sensaciones. Es más una relación masturbatoriaii dice. En cuanto a las personas adeptas a estas páginas comentaSon personas adictas al sexo o con graves problemas para ser pareja, que buscan desfogue en estas páginas .

Los usuarios se defienden. Pedro S. habitual navegante de páginas pornográficas asegura que esta es, simplemente, una forma de entretenimiento. Para nada estoy evadiendo una relación interpersonal, ni creo que debo ir al sicoanalista -dice-. Cuando miro las páginas pornográficas, es como si estuviera viendo una película, a veces me excito y algunas veces he llegado a masturbarme, pero no es una constanteii .

Sin embargo, la psicóloga considera que buscar el sexo virtuales una defensa psicológica para no enfrentar conflictos sexuales realesii .

También como una forma de escapismo lo ve el psiquiatra José Posada.Es patente una crisis de realidad. La gente no logra la suficiente madurez y ante el temor al rechazo, a la dificultad y a la crítica, prefieren vías que no generen tanta ansiedadi .

La conclusión de loa especialistas es que muchas personas buscan este tipo de relaciones para evadir frustraciones.Saben que no contraerán enfermedades sexuales y que no se enfrentarán a un conflicto afectivo , dice la psicóloga Otero. Y advierte que también pueden convertirse en promiscuos virtuales,el sexo a través de la red puede transformarse en un tercero, que excluye a la pareja realii .

En Colombia no despega -Un experto colombiano, quien tiene un pequeño portal pornográfico y prefiere mantener en reserva su nombre, explica que una cosa es el consumidor de sitios pornográficos y otra cosa es el movimiento económico en torno a él.

-Un suscriptor promedio en un sitio pornográfico aguanta tres meses. Deserta porque el portal no cambia el material tan rápido o porque encontró que otro lugar mejor. Hay demasiada oferta y poca fidelidad a un sitio.

-En Colombia, donde no se puede pagar con tarjeta de crédito en forma instantánea, se pierde el impulso del usuario que si encuentra una oferta compra en forma inmediata.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.