CALZONES ABAJO

CALZONES ABAJO

La Corte Suprema Británica le rindió un homenaje a la gloriosa tradición de no llevar ropa interior debajo del kilt, la famosa falda escocesa. El alto tribunal le reconoció a Pamela Masterman el derecho a patentar su último producto: un muñeco particularmente real, cuyo nombre es Hoggi.

20 de enero 1991 , 12:00 a.m.

Con 60 centímetros de alto y una barba tupida, Hoggi tiene una sorpresa para los curiosos que levanten el kilt: posee apreciables atributos de los cuales se jactan los escoceses.

La idea, sentenció el juez Aldous, es más graciosa que obscena. Nadie está obligado a levantar la falda y quien lo haga, sabe lo que le espera .

Pamela Masterman explicó al juez que la idea surgió durante las bodas de una amiga en Edimburgo, donde se dio cuenta de que los escoceses no llevan calzoncillos debajo del kilt.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.