REFORMAS PARA BOGOTÁ PROPONE GAVIRIA

REFORMAS PARA BOGOTÁ PROPONE GAVIRIA

El presidente de la República, César Gaviria Trujillo, propuso que en la reforma a la carta fundamental a través de la Asamblea Nacional Constituyente se establezca un período más largo que el actual de dos años para el Alcalde de Bogotá, con la posibilidad de que el pueblo revoque el poder al elegido. La propuesta de Gaviria incluye la creación de círculos para la elección de concejales y la separación de las circunscriciones electorales de Bogotá y Cundinamarca, con el fin de que cada una elija a senadores y representantes.

17 de enero 1991 , 12:00 a.m.

Un tema del proyecto que sobre Bogotá llevará el Gobierno Nacional a la Constituyente es el de la relación de la capital con los municipios vecinos y la prestación de los servicios a estos, lo que estaría manejado por un Concejo Metropolitano.

El Jefe del Estado habló luego de sancionar la ley que reforma el Estatuto de Bogotá y que permite la descentralización administrativa y la elección de las juntas administradoras locales en esta ciudad.

El artículo central de la ley, aprobada por el Congreso al terminar las sesiones de 1990, dice: De conformidad con el artículo 199 de la Constitución Nacional, Bogotá, capital de la República, es un Distrito Especial. En lo no previsto para Bogotá en su régimen administrativo especial, se aplicarán las disposiciones comunes a todos los municipios que sean compatibles con aquel .

Gaviria dijo que la reforma constitucional debe abrir la posibilidad para que en el Distrito Especial se establezcan círculos destinados a la elección de los concejales. La reforma, según Gaviria, también debe separar las circunscripciones electorales de Cundinamarca y Bogotá.

El Presidente firmó la ley en presencia del Alcalde Mayor, Juan Martín Caicedo Ferrer; el Ministro de Gobierno, Humberto de la Calle Lombana, los ex alcaldes Aníbal Fernández de Soto, Luis Prieto Ocampo, Hernando Durán Dussán, Hisnardo Ardila y Diego Pardo Koppel; el ex gobernador de Cundinamarca, Gustavo Eguerra Gutiérrez; numerosos senadores, representantes, diputados, concejales y los secretarios, gerentes y directores de los organismos del Distrito, aparte de varios invitados.

El presidente dijo que la reforma constitucional tendrá que tratar la manera como Bogotá debe relacionarse con los municipios de su área de influencia, que hoy conforman una verdadera área metropolitana .

Gaviria dijo que el área debe ser institucionalizada, para regular todo lo relativo a la prestación de servicios públicos a aquellos municipios, bajo la tutela de un Concejo Metropolitano. La regulación permitirá ejercer de manera unificada la soberanía fiscal limitada que, en opinión del Gobierno, debe entregarse a las entidades territoriales.

El primer mandatario afirmó que la ley que sancionaba no resuelve todos los problemas de la capital que requieren de nueva atención por parte del legislador, pero abre las puertas del proceso de participación comunitaria sin el cual las decisiones que afectan a los ciudadanos les son siempre lejanas .

En el plano nacional, Gaviria dijo que la Constitución Colombiana en su conjunto debe implementar un régimen de autonomía regional y local, e insistió en que propugnará por un nuevo federalismo , que permita la expresión regional y consagre como derecho la autonomía de las localidades en el manejo de sus propios asuntos .

El Presidente agradeció a los ponentes de la ley, Cesar Pardo Villalba, en la Cámara, y Ricaurte Losada, en el Senado, y al Alcalde Caicedo el interés que pusieron para que el proyecto llegara a feliz término.

Acto seguido Caicedo explicó a los periodistas las ventajas que la nueva ley le confiere a Bogotá. Sobre la sugerencia del primer mandatario respecto a la revocatoria del mandato, Caicedo dijo que evidentemente sí se otorgó al pueblo el derecho a elegir a sus alcaldes, también se le debe dar el de revocarlo, cuando sea del caso.

Caicedo anunció un proyecto de acuerdo para reglamentar la escogencia de las juntas administradoras zonales, cuya elección se efectuaría a fines del año, posiblemente en septiembre. Qué son las juntas zonales El artículo 311 del Código de Régimen Político y Municipal, ley 11 de 1986, estableció que los Concejos podrán dividir el territorio de sus respectivos municipios, en zonas que se denominarán comunas, en cada una de las cuales habrá una junta administradora local, integrada por no menos de tres ni por más de siete miembros. Por lo menos la tercera parte de los miembros de la junta serán elegidos por votación popular directa.

Las juntas administradoras locales distribuirán y asignarán las partidas que a su favor se incluyan en los presupuestos de la Nación, el Departamento o el Municipio.

Las funciones de las juntas son las siguientes: Cumplir por delegación del Concejo lo conveniente para la administración del área; proponer en forma motivada la inclusión en el presupuesto municipal de partidas para sufragar gastos de programas adoptados para la jurisdicción; recomendar la aprobación de determinados impuestos y contribuciones; vigilar y controlar la prestación de servicios municipales; sugerir al Concejo y demás autoridades municipales la expedición de determinadas medidas y velar por el cumplimiento de las decisiones.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.