Secciones
Síguenos en:
VOCACIÓN DE PAPÁS SOLTEROS

VOCACIÓN DE PAPÁS SOLTEROS

El día en que Jorge Alfredo* decidió ser padre, no le llegó uno sino dos hijos y a través de ellos conoció a su futura esposa.

Por: REDACCIÓN EL TIEMPO
15 de junio 2003 , 12:00 a. m.

Como esta vez el encargo no lo trajo la cigueña, los niños llegaron a su vida ya creciditos, de 6 y 12 años, y por 24 meses fue padre y madre.

La adopción fue la vía para este milagro y la Constitución de 1991 la base legal para que Jorge Alfredo, siendo soltero, conformara una familia.

Desde 1991 el concepto tradicional de familia: padre, madre e hijos, cambió y ahora son completamente legales otras opciones como aquellas conformadas por uno solo de los padres, los hijos y los abuelos, o las que solamente son la madre, su hijo y los tíos.

De ahí que Jorge Alfredo pudiera tomar la opción de conformar una familia y que gracias a las capacidades que observó en él el Instituto Colombiano de Bienestar Familiar (Icbf) le otorgara dos niños en adopción.

Pero la historia no es tan sencilla como parece. Al día siguiente en que se aprobara la entrega de los niños, Jorge Alfredo quedó desempleado.

El Icbf le ofreció deshacer el trámite hasta que consiguiera un nuevo empleo a lo que él respondió: Ustedes cuándo han visto que un padre de familia se aleje de sus hijos porque no tiene empleo y se trasladó con ellos de la ciudad donde estaban para volver a Medellín, su terruño natal.

El poco dinero con el que contaban se empezó a estirar por obra y gracia de la fe que tienen en Dios.

Al poco tiempo, una mujer con las mismas creencias religiosas de Jorge Alfredo, interesada por este soltero que se había convertido en padre por adopción, decidió conocerlo.

El flechazo no fue inmediato entre la pareja pero los niños se encargaron de que el amor naciera y creciera.

Así sucedió y hace un año son familia y ahora la esposa de Jorge Alfredo está en el proceso de adoptar a los niños.

Encontrar casos como este es muy complicado. Son pocos los hombres que quieren adoptar y menos niños grandes , dice Alejandra Restrepo, defensora de familia y experta en adopciones del Icbf.

Los requisitos del Icbf para los solteros que deseen adoptar niños son tener más de 25 años, idoneidad física, mental, social, familiar e independencia económica. Además de cumplir los requisitos toda la familia del aspirante se somete a evaluación porque también ellos están comprometidos en el proceso.

En un término de seis meses a un año se entrega el menor a su nueva familia.

Más fáciles de encontrar, aunque tampoco son muchos (el año pasado hubo cinco casos) son las historias de mujeres solteras que quieren adoptar bebés.

Esa es la historia de Sandra Vidal que conoció a Ana María en un hogar del Icbf y ahora, siendo su mamá, le celebrará sus primeros 2 años de vida.

Sandra siempre había querido ser madre y su sueño tomó impulso cuando vio el éxito con el que pasaron el proceso varios compañeros solteros del Banco Popular, entidad en la que labora.

Fue como una epidemia . Al mismo tiempo varios compañeros de Sandra comenzaron a hacer los trámites de adopción y ahora son felices papás y mamás solteros. Todavía hay algunos que esperan correr la misma suerte.

A los hijos de Jorge Alfredo no les interesa que la gente sepa que son adoptados. Su papá les recuerda todo el tiempo que son los niños más amados del mundo , sin importar que no los haya engendrado.

*El nombre fue cambiado a petición del entrevistado.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.