CINCO AÑOS SIN JESÚS MA. VALLE

CINCO AÑOS SIN JESÚS MA. VALLE

Después del asesinato de Jesús María Valle ninguna voz ha vuelto a hablar duro y claro sobre la crisis humanitaria que vive Ituango, el pueblo donde nació el defensor de derechos humanos, recordado especialmente hoy cuando se cumple el quinto aniversario de su muerte.

27 de febrero 2003 , 12:00 a.m.

Nadie ha vuelto hacerlo porque nos enseñaron lo que le pasa a la gente que habla así, como lo hacía él , comenta con amargura un habitante de este municipio del norte de Antioquia, agobiado por la disputa de paramilitares y guerrilleros.

Aunque hace meses superaron la escasez de víveres causada por el bloqueo impuesto por las Auc-y que el grupo armado decidió levantarlo a cambio del cobro devacunas de 100 mil pesos por cada viaje-, ahora la angustia es por los retenes ilegales entre Santa Rosa y la entrada del municipio.

El viaje que dura 10 horas por carretera, a veces se vuelve de 12 por las requisas. Retenes de la Fuerza Pública son dos: uno del Ejército en Llanos de Cuivá y otro de la Policía en San Andrés. El de los paramilitares es cerca de las partidas para San José de la Montaña y los de las Farc, antes del puente de Pescadero y en Los Galgos, a pocos kilómetros del casco urbano.

La guerrilla supuestamente no cobravacuna , pero saca mercancía de los camiones. En últimas la que termina pagando los costos es la gente de Ituango , cuenta un asiduo viajero de esa carretera. A la zona no ha vuelto Ejército desde 1996.

Según la Corporación Jurídica Libertad, en los últimos cuatro años más de 6.500 habitantes, es decir el 15,8 por ciento de la población ha padecido el desarraigo y el desplazamiento.

El miedo en el municipio es que los paramilitares cumplan su amenaza de incursionar en el casco urbano.

Un grupo de habitantes de esa localidad pretende que hoy, cuando se cumplen cinco años de la muerte de Valle, el drama de Ituango deje de ser invisible. Y también quieren justicia para el crimen de Valle.

En el 2001 la justicia absolvió por el caso al jefe paramilitar Carlos Castaño y acusó como reos ausentes a dos personas como autores materiales. Pero el Grupo Interdisciplinario, a través de la Comisión Colombiana de Juristas, pretende que la OEA admita la demanda para evitar la impunidad del asesinato.

Hoy, el defensor será recordado con varias celebraciones religiosas en Ituango, el colegio que lleva su nombre-en el barrio 12 de octubre- y en la parroquia de Santa Gema.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.