Secciones
Síguenos en:
CUANDO LA HIJA ES UNA MAMACITA

CUANDO LA HIJA ES UNA MAMACITA

Héctor de los Ríos sospecha. Mal haría en afirmarlo. Sin embargo, cree que a sus espaldas sus alumnos de sociología de la Universidad de Antioquia andan diciendo: Linda Tatiana! , Mamacita Tatiana! , Ufff... Tatiana! ...

Por: REDACCIÓN EL TIEMPO
15 de junio 2003 , 12:00 a. m.

Héctor de los Ríos sospecha. Mal haría en afirmarlo. Sin embargo, cree que a sus espaldas sus alumnos de sociología de la Universidad de Antioquia andan diciendo: Linda Tatiana! , Mamacita Tatiana! , Ufff... Tatiana! ...

Ellos no me comentan nada. De todas maneras, no lo dude, no existirían represalias , dice este hombre de 60 años, nacido en Cumbal (Nariño), pero con residencia en Medellín desde hace 30. La sociología es su profesión y engendró a Tatiana de los Ríos.

A Luis Alfonso Barrera ya no le extraña que en la calle le griten: Suegro, cuídeme a su hija . Le molesta ese asedio? No, cómo se le ocurre. Qué tan bueno que le admiren a uno a la hija! , responde.

Este hombre, de 62 años de edad, es cirujano maxilofacial en la clínica Las Vegas de Medellín. Padre de María Isabel Tuti Barrera, la mujer que este año caminó como avestruz por la pasarela de Milán luciendo diseños de Silvia Tcherassi.

Eduardo Navia no es un hombre de los que ante el miedo sale a correr. Sin embargo, nada lo pone más nervioso que un desfile en el que participe su hija. Cómo saldrá?, Qué dirán? , se pregunta este caleño de 52 años de edad, que trabaja en una agencia de viajes.

Razones no le faltan para temer. Difícil será olvidar aquel día en el que en el ascensor de un hotel un hombre de se le acercó a su hija -todavía cree que era un ganadero- y le dijo: Tu estás más linda que un ternero .

María Fernanda Navia -ex reina de Bogotá, presentadora de TV y ahora modelo- se ruborizó. A su papá le dio risa. Qué más da! , pensó.

El padre de Tatiana de los Ríos creyó que su hija se dedicaría a las humanidades, a comer libros, a llevar gafas, a caer incluso en el estereotipo de terciarse una mochila arhuaca. No. Se dedicó al modelaje y para él la noticia no fue grata: empezaron a mirarlo más que a Tatiana.

Mis amigos se burlaron, me dijeron suegro, pero después entendieron que en los círculos intelectuales solo se habla de libros -cuenta el sociólogo-. Y jamás me presento como su papá por cuestión de identidad. Yo valgo por mí mismo .

Las hijas nacen, crecen, se desarrollan... y se marchan. Luis Alfonso Barrera ahora asegura que ve más a su hija en fotos que en cuerpo y alma. Aunque no es el único que la observa en periódicos o revistas. Sé que le hacen miradas irregulares o dispersas. Ya me acostumbré , dice.

Y lloró de la alegría cuando ella desfiló en Milán. Dos días después ese sentimiento casi aparece otra vez por una motivación distinta. En plena corrida de toros en la Plaza La Macarena un amigo le gritó: Con una hija de esas, que indulten a Barrera! .

Unas de las primeras fotos de La Tuti apareció una revista en la que vestía unas transparencias diseñadas por Olga Piedrahíta. Me sentí mal -cuenta la modelo- y me preguntaba qué estará pensando mi papá .

De un momento a otro, la respuesta. Sonó su teléfono y en la línea estaba él: Te ves divina. No hay nada de mal gusto , le dijo.

Eduardo Navia advierte que siempre le ha enfatizado a María Fernanda que, como sea, debe mantener una buena imagen. Y si le hacen una propuesta para que se desnude? Se lo dejaría a su criterio, pero no tiene temperamento para eso , explica.

No se amarga. No se detiene a pensar en lo que pueda despertar su hija entre los hombres. Navia prefiere evocar las cosas, muchas bromas, que él suscita: Como es que vos siendo un tipo tan feo, tenés una hija tan linda .

Héctor de los Ríos, quien vive con Tatiana, dice que los hijos deben tener libertad y autonomía. Aunque no tolera que se metan con su hija. Existe un riesgo. Yo nunca le dije nada, no me consultó, pero ese fue el camino que tomó , anota.

El sociólogo se ausenta de los desfiles de su hija. Y las raras veces que ha ido se ubica en un discreto lugar para no escuchar las palabras de la jauría que la admira, que le muestra los dientes, que sin tregua la detalla.

Es consciente de que su hija despierta muchas pasiones?.

Pasiones?... No tantas... Ella es sexy y existe una atracción hacia su cuerpo. Toda mujer despierta sexo y si es modelo, mucho más. No me molesta si les gusta a los hombres. En las mujeres despierta envidia, ellas la envidian... es que Tatiana es muy morena , responde.

Barrera se aproxima a esta definición. Según él, hay padres que mal interpretan la profesión de sus hijas y juzgan a las modelos como seres no gratos. No se les respeta su sentimiento. Y Navia, sin darle rodeos al asunto, habla de orgullo por su hija.

De los Ríos no cree en celebraciones, como los cumpleaños o el Día del Padre. Y menos desde que su hijo se mató en un accidente de tránsito hace cuatro años en Medellín. De todas formas, sé que Tatiana saldrá hoy con algo, siempre lo hace , asegura.

El papá de La Tuti hace mucho no celebra. Vive sin sus dos hijas ( la otra se llama Sara, una publicista que está en Bogotá). Hace dos años estuvimos juntos, como nunca, y eso no lo olvidaré . Y el de María Fernanda no lo duda: habrá regalo.

Ustedes, cómo son como suegros?.

Las respuestas revelan que a los tres los une el hecho de tener una hija bella y modelo, pero a la hora de ejercer como padres cada uno desfila por la vida de manera muy distinta. De los Ríos no se mete con los amigos de Tatiana. Se porta distante y si se los encuentra los saluda y sigue de largo.

"Quisiera ser abuelo, pero por ahora a ella no la veo muy dispuesta a un matrimonio. Los hombres no se le acercan, la creen inalcanzable , cuenta.

La actitud de Luis Alfonso Barrera, dice él, es la del bacán y la de Navia es la de prudente observador.

Hacerse el loco , no oír y no preguntar mucho. Características que debe tener el padre de una modelo, profesión que ninguno de los tres echaría a la más vivaz de las hogueras. Y si no que lo diga Barrera: Jamás. El asunto es tan bueno que hasta yo modelo. Me llaman del Exito para que sea sonrisa de comercial .

FOTO/John Wilson Vizcaíno - Archivo EL TIEMPO.

Eduardo Navia, el padre de María Fernanda Navia.

FOTO/Archivo particular - Javier Agudelo EL TIEMPO.

Luis Alfonso Barrera, el padre de La Tuti Berrera, es cirujano maxilofacial.

FOTO/Julio César Herrera EL TIEMPO.

Héctor y Tatiana de los Ríos. El sociólogo y la modelo.

FOTO/Cortesía Aló.

Tatiana de los Ríos

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.