Secciones
Síguenos en:
Y LLEGARON LOS GOLESDE LA SELECCIÓN COLOMBIA

Y LLEGARON LOS GOLESDE LA SELECCIÓN COLOMBIA

Y llegaron los goles Casi que no! Cuando más difcil se ve a su presencia. Después de un primer tiempo lento y fallido, de opciones poco claras, de angustia por el resultado en contra, de la presión en la espalda de llevar cinco partidos y medio sin anotar y de ir perdiendo el juego de ayer con Nueva Zelanda, llegaron los goles de la Selección Colombia.

Por: REDACCIÓN EL TIEMPO
21 de junio 2003 , 12:00 a. m.

Y llegaron los goles Casi que no! Cuando más difcil se ve a su presencia. Después de un primer tiempo lento y fallido, de opciones poco claras, de angustia por el resultado en contra, de la presión en la espalda de llevar cinco partidos y medio sin anotar y de ir perdiendo el juego de ayer con Nueva Zelanda, llegaron los goles de la Selección Colombia.

Francisco Maturana, el tácnico, diseñó un equipo ofensivo para ganar el juego. No ten a alternativa. Intentó primero con Elkin Murillo como socio de Giovanni Hernández para generarles juego a Elson Becerra y V ctor Aristizábal. Pero Murillo fracasó, como Hernández, en los primeros 45 minutos. A la salida de Gonzalo Martínez por la banda derecha (la mejor fórmula en el primer tiempo), Colombia lució demasiado lenta y sin sorpresa, al punto que a pesar de dominar terreno y bola, solo realizó tres remates directos: un tiro libre de Jairo Patiño (minuto 12), un disparo a borde de área de Martínez (a los 42) y un toque de Patiño que terminó en manos del portero (a los 45).

Con la urgencia del empate, Maturana intentó cambiar el panorama ofensivo con el relevo del desafortunado Murillo por Arnulfo Valentierra. Sin embargo, Nueva Zelanda construyó un muro en el borde de su área. No hab a por donde pasar. Por eso, en los 13 minutos iniciales del segundo per odo, Colombia se dedicó a buscar el hueco , pase a pase, toque a toque, sin desesperarse, manteniendo la cabeza fr a, con la "paciencia" de la que habló Maturana al tármino del juego.

Y llegó el gol, el primero, con el bombazo de lejos de Jorge López. Y ah ya fue otro partido, porque Nueva Zelanda, con su evidente debilidad, quiso salir de su cueva, pero Colombia -con Valentierra, Hernández y Patiño- ya ten a la pelota y el impulso. Y fue un vendaval al ataque.

Maturana quer a más: sacó un defensa (Bedoya) por un delantero, un puntero izquierdo clásico (Eudalio Arriaga) y jugó con tres zagueros, algo impensado hace unos años en un equipo dirigido por Pacho . Y llegaron los goles de Yepes y de Hernández y pudieron llegar más en la cabeza y los pies de Aristizábal, Patiño o Becerra, que demostraron que los defensas rivales, por fuertes que fueran, tenían pies de plomo.

Solo una reflexión en medio de la merecida alegra: dos de los goles de Colombia fueron de un defensa y un volante de marca Ojalá sus goles lleguen mañana contra Japón.

Foto: Por arriba y por abajo Colombia superó a Nueva Zelanda ayer en la Copa Confederaciones. Aquí, el capitán colombiano Iván Ramiro Córdoba le gana a Chirs Killen.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.