‘No financiamos caprichos sino calidad de vida’

‘No financiamos caprichos sino calidad de vida’

El BID le ofreció a Promigás una línea de hasta US$ 100 millones para que mejore su programa ‘Brilla’.

07 de junio 2013 , 07:49 p.m.

El miércoles, en Medellín, en el II Foro Internacional sobre Negocios en la Base de la Pirámide, organizado por el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), el programa ‘Brilla’, de Promigás, fue destacado como caso de éxito. Antonio Celia, presidente de la firma, dice que la banca multilateral se ha interesado por su impacto en reducir pobreza.

¿Cómo surgió ‘Brilla’?

Teníamos la inquietud sobre qué más podíamos dar a nuestros clientes. Tras unas sesiones de planeación, se nos ocurrió que a aquellos usuarios que habían pagado puntualmente podíamos ofrecerles una financiación parecida al derecho de conexión, pero para bienes y servicios que mejoraran su calidad de vida.

¿Relacionados con el gas?

No. Un estudio mostró que la gente quería mejorar su vivienda, montar algún negocio, ampliar su vivienda para alquilar cuartos o para tener lavadoras.

¿A quién le prestan?

A personas de estratos uno y dos, predominantemente, sin acceso a crédito. Les prestamos en promedio 800.000 pesos, a seis años, con la factura de gas.

¿Invierten bien el dinero?

No les entregamos plata. Simplemente dicen qué necesitan: por ejemplo, ladrillos, tejas, hierro y cemento para mejorar la vivienda, y establecemos un convenio con distribuidores.

¿Qué es lo más financiado?

El 37 por ciento son electrodomésticos. Muchas lavadoras y secadoras, pues mucha gente ha montado negocios. El 33 por ciento son materiales de construcción; el 18 por ciento, computadores; el 6 por ciento, muebles, y el 5 por ciento, gasodomésticos. Nos estamos metiendo en algo que me gusta mucho que es la educación.

¿Cuánto han prestado y cuál es la meta de este año?

Más de 760.000 millones de pesos a 840.000 familias. Las familias que usan ‘Brilla’ suben sus ingresos disponibles un 6 por ciento, por el ahorro en el pago de intereses frente a las fuentes informales. Este año pensamos prestar 180.000 millones de pesos.

¿Es fácil acceder al crédito?

No pedimos papeles, ni codeudores, ni colaterales. Nuestro mensaje a los clientes es: yo confío en ti, tú me has pagado bien, tú eres digno de crédito. Pero no financiamos cosas superfluas, ni caprichos, sino algo que verdaderamente mejore su calidad de vida.

¿Cómo fondean el programa?

Con recursos propios, pero ahora el BID nos está ofreciendo una línea de crédito de entre 50 y 100 millones de dólares para que escalemos el programa.

Ómar G. Ahumada Rojas

Redacción Economía y Negocios

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.