Financiero/Cortocircuito

Financiero/Cortocircuito

El ritmo del programa de estímulo de la Reserva Federal no sufrirá cambios antes de finalizar el año y el ‘tsunami de dólares’ proveniente de Estados Unidos seguirá impulsando importantes flujos de capital hacia economías emergentes en 2013.

03 de junio 2013 , 06:01 p.m.

El mercado se ha venido enfocando intensamente en el momento en que la Reserva Federal de EE. UU. (mejor conocida como la Fed) podría comenzar a moderar su programa de estímulo a través de la compra de activos.

En nuestra opinión, el mercado está sobrerreaccionando pues la Fed no tiene ningún afán de desmontarlo en el corto plazo. El gran reto de la Fed será manejar las expectativas para evitar que la volatilidad reciente del mercado frene una recuperación económica que aún es frágil. De esta forma, seguimos creyendo que el programa de estímulo se mantendrá inalterado en todo el 2013.

Los mercados han reaccionado agresivamente a las noticias recientes relacionadas con la continuidad del plan de estímulo de la Fed. Luego del testimonio de Ben Bernanke, presidente de la Fed, ante el Congreso y de la publicación de las últimas minutas de la reunión de la Fed, los Bonos del Tesoro de EE. UU. se han desvalorizado significativamente, junto con los índices bursátiles mundiales y las materias primas, y el dólar se fortaleció frente a otras monedas. En Colombia, los títulos del Gobierno han registrado pérdidas cuantiosas y la tasa de cambió aumentó más de 50 pesos y superó la barrera de los 1.900 pesos por dólar.

Los mercados parecen haber prestado excesiva atención a dos frases de los comunicados y declaraciones de la semana antepasada. La primera fue de Bernanke, cuando respondió que “si observamos una mejora (económica) continua y tenemos la confianza de que será sostenible, entonces en las próximas reuniones podríamos reducir nuestro ritmo de compra de activos”. La segunda apareció en las minutas y decía que “un número de participantes (del Comité) expresaron su intención de ajustar a la baja el flujo de compras, incluso en la reunión de junio, (si hubiera) evidencia de un crecimiento fuerte y sostenido”.

Ambas frases parecieran señalizar la intención de moderar el ritmo del estímulo relativamente pronto. Sin embargo, el mercado parece haber ignorado los requisitos para que la Fed tome esa decisión y la probabilidad de que se cumplan: el ritmo de crecimiento debe fortalecerse y ser sostenible, pero las cifras recientes evidencian lo contrario.

Bernanke resaltó que “retirar el estímulo monetario prematuramente podría desacelerar o matar la recuperación económica”, especialmente considerando que “la política fiscal está frenando sustancialmente el crecimiento en el 2013” y que “la inflación es muy baja”.

En efecto, el ritmo de crecimiento económico se ha debilitado en los últimos dos meses como consecuencia de los recortes de gasto que entraron en vigencia a comienzos de marzo.

Por ejemplo, luego de un comienzo de año positivo, los índices PMI de actividad económica (total, producción, nuevos pedidos, empleo) se han deteriorado en el segundo trimestre. Igualmente, el índice de sorpresas macroeconómicas de Bloomberg venía ascendiendo en el primer trimestre, pero se derrumbó y está en negativo hace más de un mes; valores negativos indican que las cifras de actividad económica se han ubicado por debajo del pronóstico de los analistas.

Por su parte, la inflación (medida con el índice PCE) se ha desacelerado significativamente al ubicarse en 0,7 % anual en abril, el menor nivel desde octubre desde el 2009 y muy por debajo de la meta de 2 %.

En nuestra opinión, la combinación de este debilitamiento temporal en la actividad económica y de una muy baja inflación sugiere que la Fed no se apresurará a disminuir el monto de inyección mensual de liquidez en los próximos meses.

También puede ser que la Fed esté malinterpretando la sensibilidad del mercado a las discusiones sobre una eventual reducción en el ritmo de compra de activos. La Fed considera que el relajamiento de la política monetaria depende del tamaño de su activo (el saldo) y no del tamaño de las compras (el flujo). Es decir, cada compra mensual de títulos (aumento en el saldo) amplía el estímulo monetario, sin importar su magnitud (flujo). Por ejemplo, pasar de incrementar el saldo en 85 mil millones de dólares mensuales a hacerlo en 40 mil millones mensuales, implica que el estímulo monetario sigue aumentando, solo que en una magnitud menor.

Para un banco central que usa la tasa de interés como instrumento de política, lo anterior sería similar a que la hubiera rebajado en magnitudes de medio punto porcentual, y que luego continuara en magnitudes de un cuarto de punto. Recortarla en una magnitud menor no implica que el estímulo monetario disminuya; por el contrario, el estímulo aumentaría, aunque a una menor velocidad.

No obstante, el fuerte aumento en la volatilidad y en las tasas de los Bonos del Tesoro sugiere que el mercado piensa distinto, y considera que una moderación en el ritmo de compra de activos por parte de la Fed (disminución del flujo, pero no del saldo) equivale a un apretón monetario o menor estímulo.

Lo anterior evidencia la complejidad de desmontar el programa de estímulo, especialmente en un momento en que la recuperación económica sigue siendo frágil. La Fed tiene la tarea titánica de mejorar su comunicación con el mercado, pues lo último que quiere es que una reacción agresiva en los precios de los activos frene la reactivación, y eso que no ha habido decisiones concretas sobre el ritmo de compra de activos. La clave ahora es el manejo de expectativas. Esta es una razón adicional por la cual creemos que el ritmo del programa de estímulo no sufrirá cambios antes de finalizar el año y que el ‘tsunami de dólares’ proveniente de EE. UU. seguirá impulsando importantes flujos de capital hacia economías emergentes en el 2013.

ANDRÉS PARDO AMÉZQUITA

GERENTE DE INVESTIGACIONES ECONÓMICAS CORFICOLOMBIANA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.