'Solo Escobar es responsable por la muerte de Diana': Nydia Quintero

'Solo Escobar es responsable por la muerte de Diana': Nydia Quintero

Hace 20 años, Diana Turbay murió en un fallido rescate. Su madre evoca esos días.

notitle
24 de enero 2011 , 09:43 p.m.

Diana Turbay Quintero salió el 30 de agosto de 1990 de la sede del noticiero Criptón -del que era directora- convencida de que iba a cumplirle una cita al jefe del Eln, el 'cura' Manuel Pérez, en algún lugar en las montañas de Santander.

Pero los contactos que la iban a guiar hasta el guerrillero eran en realidad fichas del capo del cartel de Medellín, Pablo Escobar, que había ordenado el secuestro de la periodista, hija del ex presidente Julio César Turbay Ayala.

Casi 5 meses después, el 25 de enero de 1991, Diana Turbay murió en el intercambio de disparos entre la Fuerza Pública, que iba a rescatarla, y los secuestradores.

Hoy, a 20 años de la muerte de su hija, doña Nydia Quintero evoca estos angustiosos momentos y asegura no siente rencores, ni hacia los que se la llevaron ni a los miembros del Estado que no tomaron todas las previsiones para traerla con vida. Incluso, hoy piensa que las operaciones de rescate son necesarias.

¿Cómo recuerda a Diana?

La recuerdo con dulzura, sabiendo que tengo un ángel en el cielo.
Ella era una joven muy alegre, familiar, trabajadora y con muchos amigos.

¿En qué momento se entera del secuestro de su hija?

En principio no sabíamos que era un secuestro. La angustia mía hizo que una persona cercana a la familia consiguiera un contacto con las Farc, y terminó hablando con 'Alfonso Cano'. Ellos manifestaron que no la tenían. Todo fue rumores hasta que se confirmó que estaba en manos de Pablo Escobar.

¿Qué hizo en esos meses?

Viajé varias veces a Medellín, a buscar a Pablo Escobar y a su madre. Me empeñé en llevar auxilios a varias poblaciones de Antioquia y el Valle del Cauca en las que yo suponía podía estar Diana.

¿Habló con Escobar?

Estuve en la casa de una hermana de los del clan Ochoa y le dejé varias cartas a Escobar. Nunca hubo respuesta de ellos.

¿Cuándo supo de la tragedia?

El doctor Turbay me llamó y me dijo que, ciertamente, había una operación de rescate y que al parecer Diana estaba bien. Yo me puse a llorar y recuerdo que le dije que no era cierto, algo me decía que a mi hija la habían matado.

En ese momento de tanto dolor usted cuestionó duramente al Gobierno . ¿Qué piensa hoy?

Al presidente César Gaviria le imploraba que no fuera a realizar un rescate que pusiera en peligro la vida de Diana. Los generales con los que hablamos nos aseguraron siempre que un rescate no estaba contemplado. Pero hubo un rescate y ella murió. En ese momento, en ese estado de desesperación y de ira profunda, porque hicieron el operativo que había rogado que no se hiciera, fui muy dura con el Gobierno. Dije que le atribuía igual responsabilidad a Escobar como a quienes ordenaron ese operativo. Hoy le doy gracias a Dios de que no guardo ningún rencor. Incluso, con el paso del tiempo y viendo lo que le ha pasado al país, me doy cuenta de que muchas veces son necesarias las operaciones de rescate.

¿Cómo detener ese espiral de violencia?

Quisiera tener el tiempo -porque ya se me acabó- de trabajar en la siembra de valores, en la enseñanza de comportamientos ciudadanos, en hacer que todos en el país nos preocupemos por todos, para buscar la paz y la reconciliación de todos los colombianos con el esfuerzo de todos.

¿Qué piensa de Pablo Escobar?

Su nombre es símbolo de dolor, pero personalmente siento que Dios es el que hace justicia. Ya no siento odio, aunque sé que tipo de persona fue. Hoy día no tengo la tristeza que mucho tiempo me acompañó. Hoy siento realmente un ángel cerca a mí.

Solo tres condenados por caso Turbay

En dos décadas, la justicia ha impuesto sólo tres condenas por el secuestro y muerte de Diana Turbay.

A Jhon Jairo Hernández le impusieron una pena de 8 años de prisión por su participación en el crimen.

El otro sentenciado, Aldemar Bustos, paga 20 años de cárcel por secuestro agravado, concierto para delinquir y porte ilegal de armas. Mientras que el tercer condenado, Antonio Rugeles, quien coordinó la logística del secuestro en Bogotá, purga 25 años de prisión. Las condenas fueron ratificadas por la Corte Suprema en el 2001.

La Procuraduría, por su parte, aunque sancionó con 20 días de sueldo al coronel de la Policía Lino Pinzón en julio de 1992, en 1997 el Tribunal Administrativo de Cundinamarca mediante providencia del 31 de enero de 1997, declaró la nulidad de los fallos disciplinarios que se dictaron contra el Coronel porque la Procuraduría al momento de impartir la sanción se fundó en una falsa motivación. Por lo anterior, por los hechos ocurridos el 25 de enero de 1991, no existen condenas disciplinarias contra el Coronel Pinzón

Las investigaciones contra el autor intelectual del secuestro, Pablo Escobar Gaviria, capo del cartel de Medellín; y uno de sus sicarios, Jairo Cardozo Matute, alias 'Comanche', fueron cerradas porque los dos están muertos.

'En lugar de resentimiento, siento orgullo'

Miguel Uribe Turbay tenía cuatro años y medio y recuerda ese beso que su mamá le dio prometiendo volver pronto. No regresó. No la dejaron. Dos décadas después, Miguel es un abogado en ciernes (le falta un semestre en Los Andes) y tiene un futuro político. Lo dice con reserva, pero no lo niega: "Tarde o temprano será a lo que me dedicaré, porque mi vocación es el servicio público. Tengo una responsabilidad, al ser hijo de quien soy", dice Miguel, para quien el asesinato de su mamá a manos de los hombres de Pablo Escobar no es motivo de resentimiento. "En lugar de rabia o rencor, siento orgullo. De saber lo que ella fue y lo que estaba buscando -la paz del país- cuando fue secuestrada". Eso sí, de Pablo Escobar prefiere no tener memoria.

Alumno de piano desde los 5 años, jugador de ajedrez y cantante familiar, hoy Miguel pasa buena parte de su tiempo leyendo los escritos periodísticos de su mamá con el fin de hacer una recopilación y publicarla. Todavía no ha encontrado fuerzas para leer los diarios que ella dejó, de los meses del secuestro. El dolor se le atraviesa. Pero él no se apresura: ya los leerá.

GERMÁN JIMÉNEZ LEAL
REDACCIÓN JUSTICIA

Despierta con las noticias más importantes.Inscríbete a nuestro Boletín del día.

INSCRIBIRSE

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.