El general Carlos Suárez no tuvo cupo en la nueva cúpula militar y no se quiere ir del Ejército

El general Carlos Suárez no tuvo cupo en la nueva cúpula militar y no se quiere ir del Ejército

Suárez, quien se encargó de hacer toda la investigación de los llamados 'falsos positivos', debería haberse ido el pasado 6 de agosto con los generales Padilla, González, Ardila y Ceballos.

24 de agosto 2010 , 12:00 a. m.

A pesar de que la nueva cúpula militar fue bien recibida por las tropas en el Ejército, la Armada y la Fuerza Aérea y aparentemente la línea de mando ya quedó conformada, hay un detalle que todos desconocen: el general Carlos Arturo Suárez Bustamante, a quien le pidieron que pasara el retiro, no se quiere ir de la institución.

Así se lo confirmaron a EL TIEMPO varias fuentes del Ministerio de Defensa.

"Cuando el gobierno nombró al general Gustavo Matamoros como Jefe de Estado Mayor Conjunto, por sustracción de materia, los que estuvieran por encima de él, o sea, que fueran más antiguos deberían irse porque así lo exige el reglamento militar y hoy, el hombre de más alto grado en el Ejército es el general Matamoros", señaló un a de las fuentes.

Y a pesar de que el propio comando de las Fuerzas Militares le pidió que se retirara, para recibir los debidos honores el 6 de agosto, Suárez se negó y sigue en el Comando General, con el mismo cargo que tenía (Inspector general) y retrasando el reacomodamiento de la línea de mando.

"En el papel y en la realidad, no hay cargo para él porque no puede ser subordinado del almirante Cely, comandante de las Fuerzas Militares, sabiendo que es más antiguo que él; así que Suárez propuso que le crearan un cargo de inspector ad honorem", señaló otra fuente del Ministerio. La situación se ha tornado tan incómoda, que en días pasados, en una reunión de Estado Mayor, el general Matamoros le tuvo que dar parte de las tropas a Suárez, por ser el oficial de más alto grado, y no a Cely, quien es el comandante general.

EL TIEMPO también conoció que Suárez reclamó por no haber sido nombrado comandante de las Fuerzas Militares y por eso no quiso retirarse de la institución.

El general Suárez, quien es conocido entre las tropas como 'La Machaca', recibió toda una 'ofensiva' de correos y publicidad negra al interior del Ejército luego de que su concepto sobre el caso de los 'falsos positivos' de Soacha, llevara a la destitución de 27 militares. Ahora, la incómoda situación deberá ser solucionada por el ministro Rodrigo Rivera, a quien este diario buscó ayer para conocer su opinión, pero no recibió respuesta.

REDACCIÓN JUSTICIA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.