Secciones
Síguenos en:
'Esto no es sólo un juego, sino todo un campeonato' : Juan Obelar, arquero de Millonarios

'Esto no es sólo un juego, sino todo un campeonato' : Juan Obelar, arquero de Millonarios

El uruguayo es el único extranjero que permanece del equipo del primer semestre. Ahora, aspira a mantener la confianza.

Por: REDACCIÓN EL TIEMPO
07 de agosto 2010 , 12:00 a. m.

Después del 7 de abril de 2010, el uruguayo Juan Ángel Obelar parecía tener un lugar fijo en Millonarios, pero en la lista de jugadores que saldrían del equipo luego de la sexta eliminación consecutiva de los cuadrangulares.

Varios errores a lo largo de la campaña del primer semestre lo pusieron en la cuerda floja y dos goles de John Jairo Montaño, de Cortuluá, le quitaron definitivamente el cupo en la formación titular, que quedó para Luis Enrique Delgado.

Pocos sabían que Obelar pasaba por problemas personales (sus padres estaban muy enfermos justo el día de la derrota con Cortuluá), que también estaba muy afectado por la situación económica del club y que por eso no había podido trabajar con total concentración.

La vida da muchas vueltas. Hoy, Obelar es el único de los extranjeros que llegaron en el primer semestre que permanece en Millos, pues el argentino Hernán Boyero regresó a Blooming de Bolivia y Esteban Ramírez partió con rumbo desconocido.

El técnico Ríchard Páez decidió darle una segunda oportunidad y hoy, frente al Junior de Barranquilla, a las 5:45 p.m., en El Campín, tendrá su tercer partido seguido como titular. Y Montaño, el autor de los dos goles que casi lo mandan de regreso a casa, es compañero suyo...

"El 'Profe' Páez me dio mucha tranquilidad, mucha serenidad, y más por lo que había pasado en el primer semestre. Solamente me quedaba respaldar su posición y responderles a los compañeros", dijo.

Obelar tuvo que volver a ganarse la confianza de todo el mundo, primero del cuerpo técnico y después de los hinchas. Su primera presentación en Bogotá, frente al Deportivo Cali, fue auspiciosa. Sacó el arco en cero y los hinchas lo despidieron con tibios aplausos, muy distinto a su salida el día de los dos bombazos de Montaño.

"Esos son los momentos en los que uno dice que vale la pena todo el esfuerzo que se hizo durante la semana. El trabajo es el que le da al jugador la tranquilidad cuando llega el día del partido. Pero esto no es de sólo un juego: es de todo un campeonato", señaló.

Obelar reconoce que hay algo distinto en Millos, a pesar de que, de arranque, es casi el mismo grupo: "El 'Profe' quiere una identidad para este equipo, le gusta mucho jugar por el piso, que toquemos la pelota. Partido a partido, nos vamos a sentir mejor".


JOSÉ ORLANDO ASCENCIO
SUBEDITOR DE DEPORTES

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.