Lo bello, lo bueno y lo malo del 2009 en el mundo del fútbol

Lo bello, lo bueno y lo malo del 2009 en el mundo del fútbol

Pasará a la historia -futbolística, claro- como el año dorado del Barcelona de Guardiola, Messi, Iniesta y Xavi, de su juego razonado, de posesión y pelota tratada con guante de seda.

29 de diciembre 2009 , 12:00 a.m.

Jamás el destrato de un balonazo. Un fútbol de consenso, colectivo y democrático, sin estrellas histéricas, con palpable humildad y buen gusto. El 'Barza' es sexo con amor. Y el fruto de esa pasión son los 6 títulos logrados sobre 6 disputados, ¿récord mundial...?

* El jugador. En ese feliz contexto catalán, Lionel Messi captó las mayores adhesiones. Masacró en el Balón de Oro con 473 puntos sobre 480 posibles. Y en el Jugador Mundial de la FIFA lo votaron 123 técnicos de selecciones nacionales (sobre un total de 147) y 122 capitanes (de 140). Obtuvo 182 primeros puestos, 50 segundos y 13 terceros. Arrasador.

* La curiosidad. En semejante maremoto electoral, quienes menos lo escogieron fueron sus colegas suramericanos. Apenas Mario Yepes (Colombia) y Nolberto Solano (Perú) se inclinaron por él. Otros lo pusieron de segundo o tercero. Lucio (Brasil) y Diego Lugano (Uruguay) directamente no lo nombraron. El voto es para el jugador de más méritos en el año. Y entre los entrenadores, Dunga (Brasil) y Sixto Vizuete (Ecuador) no lo tuvieron en cuenta en ninguno de los tres puestos.

* El milagro. De Eslovenia. Como Messi, otra pulga que sacó pecho: eliminó a la Rusia de Guss Hiddink y alcanzó su segundo Mundial en ocho años.

* La alegría. El retorno de Ronaldo a Suramérica. Debió hacerlo mucho antes, pero la mayoría de los futbolistas piensan con el bolsillo. Y en el año que está entrando por la puerta lo tendremos en la Libertadores. El 24 de febrero será el debut de Corinthians, ante Junior o Racing de Montevideo. Ya estamos reservando el sillón del living.

* El bochorno. La calamitosa actuación del juez noruego Tom Henning en la semifinal de Champions League entre Chelsea y Barcelona. Ignoró, mínimo, tres penales favorables al equipo de Drogba. No hay ninguna duda: decidió el resultado. Y pasó el Barsa, que luego hilvanó su collar de títulos. Barcelona hizo un torneo excelente, merecía la final, pero en cruces eliminatorios los méritos de cuartos de final no cuentan en la semifinal. Un árbitro cambió al campeón.

* La paliza. De Bolivia a Argentina: 6 a 1 por la Eliminatoria. Para la historia.

* El suceso. La actuación de Chile en la Eliminatoria. Su refrescante fútbol de ataque en todas las canchas alegró y enorgulleció a todo el país de Neruda. Sumadas las dos Eliminatorias anteriores, la Roja hizo 34 puntos; en esta sola reunió 33. Ir al frente siempre es negocio.

* La elección. De Río de Janeiro para hospedar los Juegos Olímpicos de 2016. Venció a Chicago, Tokio y Madrid. Emocionante, sin dudas. Por primera vez en la historia la Olimpíada llegará a Sudamérica. Eso sí, espera una tarea gigantesca. Visitamos Río para la final de la Copa Sudamericana y, con la mano en el corazón, el desafío es, como mínimo inquietante.

* El escándalo. La mano de Henry, que le dio el boleto a Francia para Sudáfrica 2010. Un país (Irlanda) quedó fuera del Mundial por una falla arbitral. Pero en este caso no es tan condenable el colegiado: posiblemente estaba tapado. Sí son graves el fraude del jugador y la persistente negativa del fútbol a recurrir al video, que adecentaría el juego.

* La sorpresa. Suiza, campeón mundial Sub-17. Nunca había participado y nadie apostaba un cobre por los relojeros; ganaron los siete partidos en serie: a México, Japón (4 a 3), Brasil, Alemania (otro 4 a 3), Italia, Colombia (4 a 0) y Nigeria, el anfitrión. Y con 18 goles, a una media de 2,57.

* El partido. Final de la Copa Confederaciones: Brasil 3 - Estados Unidos 2. Vibración, emotividad al límite, goles y el vuelco fenomenal de Brasil (estaba 0-2 y lo ganó en el minuto 84). Un partido que levantó las acciones de un torneo que venía sin encanto hasta ahora.

* La confirmación. De Liga de Quito como una nueva fuerza a nivel continental. A la Libertadores 2008 le sumó la Recopa 2009 (ganándole los dos partidos a Internacional de Porto Alegre) y la Sudamericana. Ecuador también tiene su Rey de Copas.

* El hincha. Mario Vargas Llosa fue uno de los 60.000 aficionados que presenciaron en el Monumental de Lima la consagración de Universitario como campeón peruano 2009. Entusiasmadísimo, dijo: "Me siento muy feliz por haber estado justamente en esta conquista brillante de mi equipo, de mi club... Soy hincha de la 'U' desde siempre, desde los tiempos de Lolo Fernández y Toto Ferry". Ojalá la experiencia lo impulse a versar sobre la pelota. La combinación de fútbol y literatura es maravillosa.

* La foto. De Di Stéfano, Messi y Maradona. Recorrió el mundo. Los reunió el diario Marca, en Madrid, el 11 de noviembre. Tres número uno, tres épocas. "Nunca tan pocos hicieron tan felices a tantos", reflexionó Eduardo Inda, director del periódico deportivo.

* La satisfacción. Cinco suramericanos lograron el pasaje al Mundial. Que uno vuelva con la Copa. 

Por Jorge Barraza
Especial para EL TIEMPO

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.