Villavicencio no respondió a los grandes conciertos internacionales de 2009

Villavicencio no respondió a los grandes conciertos internacionales de 2009

Pese a que llegaron artistas de trayectoria a la capital del Meta, el público no asistió a los eventos como debía y sólo uno, el de Daddy Yankee, generó ganancias.

28 de diciembre 2009 , 12:00 a.m.

En el 2009, y como ya se está volviendo costumbre, diferentes inversionistas del mundo de los conciertos vieron en Villavicencio un atractivo para seguir 'moviendo' el mercado en el ámbito nacional lo que, en teoría, también sirve a la ciudad como 'gancho' para atraer turistas.

Grupos y cantantes reconocidos internacionalmente como Juan Gabriel, Daddy Yankee, Vicente Fernández, Ana Gabriel, Vilma Palma e Vampiros y Juan Fernando Velasco se encargaron de engalanar la capital del Meta.

Sin embargo, empresarios locales como Harold Lussio reconocen que las cifras en rojo arrojadas al cierre de los espectáculos por concepto de taquilla y presencia de la gente se encargan paulatinamente de que 'pierdan la fe' en esta ciudad como epicentro de grandes eventos.

Ejemplo de ello son presentaciones como la del popular cantante mexicano Vicente Fernández, quien se ha dado el lujo de llenar estadios como El Campín de Bogotá. En el caso de Villavicencio, y pese a los 2.000 millones de pesos que según el grupo empresarial a cargo se invirtieron en el montaje y producción del concierto, a la hora de revisar las cuentas arrojó saldo en contra por cien millones de pesos.

Según Lussio, el espectáculo que brindó el reguetonero Daddy Yankee fue el único realizado este año en Villavicencio que generó ganancias, en buena parte porque contó con respaldo de la Gobernación del Meta.

"Nosotros como empresarios entendemos que los conciertos son una lotería, podemos ganar o no, lo que nos ha llamado la atención es que aquí, con eventos mucho más pequeños y con artistas locales nos ha ido mejor", dijo.

Al igual que otros empresarios, Lussio afirmó que hace falta más apoyo de la Alcaldía, ya que las cargas tributarias para los espectáculos, cercanas al 30 por ciento de las proyecciones de recaudo en boletería, son muy elevadas y deben pagarse antes de hacerse el evento, sin contar además con el impuesto que les cobra la Sociedad de Artistas y Compositores (Sayco).

Por esta razón, explican, el valor de la boletería debe incrementarse y en muchos casos la gente prefiere perderse la presentación.

"Las autoridades, llámese Alcaldía o Gobernación, deben concientizarse que si trabajamos de la mano ganamos todos, en turismo en economía y en proyección competitiva de la ciudad", dijo Lussio.

Al respecto, la secretaria de Gobierno local, Lina Díaz, dijo que los impuestos para espectáculos públicos están reglamentados por un acuerdo del Concejo (038 de 2008), y que sería sólo decisión del Alcalde y de la Corporación cabildante revisar el tema.

Varios empresarios consultados por Llano 7 días coincidieron en que, pese a que la calidad de los conciertos mejoró ostensiblemente en tecnología, logística, producción, luces , sonido, entre otros, curiosamente sienten que el consumidor final (el público), no respondió con las expectativas, las cuales se espera superar el año próximo con artistas como Marc Anthony y Don Omar, entre otros.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.