Renunció Eduardo Lara a Selección Colombia de mayores

Renunció Eduardo Lara a Selección Colombia de mayores

"El presidente tomará las decisiones del caso sobre la persona que quieran traer. Yo me voy", dijo.

15 de octubre 2009 , 12:00 a.m.

"Me alejo de la Selección mayor, me quedo con las menores. Sigo trabajando como empleado de la Federación (Colombiana de Fútbol)", aseguró y añadió que su continuidad en el equipo colombiano de mayores "depende de los directivos".

Se le notaba el cansancio del viaje, que los llevó primero a Lima, en la cara, que salía por encima de un blazer azul oscuro y una camisa celeste sin corbata.

El sábado pasado, tras la derrota 2-4 con Chile, en Medellín, y la confirmación de la eliminación colombiana de la Copa del Mundo, Lara fue muy claro.

"Mi renuncia se dará, como lo dije siempre, cuando los directivos digan que cortemos. Si me tengo que ir es porque ellos me lo piden, pero mientras yo pueda seguir trabajando seguiré aquí (en el cargo) por el fútbol de mi país. Si me piden la renuncia la voy a hacer, pero ellos (los directivos) tienen que hablar conmigo", aseguró.

Al parecer, los directivos, en efecto, lo hicieron, cuando se le pidió a Luis Bedoya, el zar del fútbol colombiano, absoluta precisión sobre la renuncia del técnico, contestó, escuetamente: "El profesor Lara ha sido lo suficientemente claro con ustedes (periodistas). En este momento tenemos una dimisión en la Selección mayor".

Lara, que dirigió los últimos 10 partidos de la eliminatoria, tras relevar a Jorge Luis Pinto, despedido en la octava jornada por las derrotas consecutivas con Uruguay (0-1) y Chile (4-0), asumió el cargo siendo el entrenador de las selecciones menores y bajo la promesa de que, pasara lo que pasara, sería el entrenador del equipo Sub-20 de Colombia que será anfitrión en el Mundial de la categoría en el 2011.

De resto, Bedoya mantuvo la prudencia que ha mostrado en los últimos días al responder sobre el futuro inmediato de la Selección y la Federación, tras la tercera eliminación consecutiva de un Mundial. "No vamos a tomar decisiones en caliente. Vamos a tomar los correctivos necesarios, con determinaciones pausadas, pensadas en frío; hablando con técnicos, jugadores, directivos y con la prensa", reiteró.

La llegada de la Selección Colombia a Bogotá fue fría, como la tarde lluviosa, e indiferente entre las personas que estaban en el aeropuerto sobre las 2:30 de la tarde: no recibió ni un solo aplauso de ánimo, ni un solo grito de desaprobación, ni un solo abucheo o silbatina en su contra.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.