Costo de descontaminar río Bogotá enfrenta a ex alcalde Jaime Castro con la Nación y el Distrito

Costo de descontaminar río Bogotá enfrenta a ex alcalde Jaime Castro con la Nación y el Distrito

Mientras el río yace sin oxígeno, los temas de cómo descontaminarlo y de cómo financiar los 4,6 billones de pesos del programa integral para su saneamiento siguen generando polémica.

26 de septiembre 2009 , 12:00 a.m.

Esta vez, el punto de discordia lo planteó el ex alcalde de Bogotá Jaime Castro, quien en 1994 entregó en concesión la construcción y operación de la Planta de Tratamiento del Salitre, la primera de tres que propuso su Gobierno como esquema para sanearlo.

Además de la del Salitre, el proyecto planteaba construir otras dos al final de los ríos Fucha y Tunjuelo, para descontaminar las aguas residuales antes de llegar al Bogotá.

Castro aseguró en una audiencia en el Consejo de Estado que el cambio de ese proyecto, que en el 2003 fue reemplazado por uno que descartó las plantas de Fucha y Tunjuelo, y las reemplazó por la construcción de un gran interceptor paralelo al río Bogotá con una sola planta de tratamiento (Canoas) al final del mismo, en Soacha, elevó los costos del programa de saneamiento en tres billones de pesos.

Según el ex alcalde, las tres plantas costaban un billón de pesos, frente a 4,6 billones que cuesta hoy el saneamiento.

La viceministra de Aguas, Leyla Rojas Molano, reconoció que el programa actual sí es más costoso, pero advirtíó que se debe a que solucionará el saneamiento y tratamiento integral de las aguas residuales de 42 municipios de la cuenca del río Bogotá, incluidas la capital y Soacha, lo que no pasaba con las tres plantas del gobierno Castro, que sólo solucionaban el problema de aguas residuales de Bogotá.

Castro afirma que el actual programa se está construyendo sin licencia ambiental, porque la que se otorgó en su momento era para las tres plantas y que, además, al entubar las aguas residuales en un interceptor, se le está quitando la mitad del caudal al río en su paso por la ciudad.

Hoy, está terminado el tramo del interceptor entre Engativá y Cortijo y el que va del río Fucha al Tunjuelo. Sólo está pendiente el sector comprendido entre el Tunjuelo y la futura planta de Canoas, cuya construcción todavía no se ha contratado.

Precisamente porque la construcción de la planta no se ha definido, Castro dijo que el Distrito está "enterrando" un billón de pesos que cuestan los interceptores, porque no se podrán utilizar hasta que la planta entre a operar. Según sus cuentas, esto no será antes de 10 años.

El viceministerio de Aguas explicó que la construcción de los interceptores no necesita licencia ambiental y la Empresa de Acueducto dijo que su operación no depende de la construcción de la planta de Canoas y que, en el 2013, cuando estén terminados, canalizarán todas las aguas residuales de la ciudad, que llegarán al río Bogotá en un solo punto (Soacha). Según el Acueducto, así no esté Canoas lista, esas aguas tendrán un tratamiento primario para remover sólidos antes de ir al río.

Frente a la baja de caudal por entubar las aguas residuales de Bogotá, la Corporación Autónoma Regional de Cundinamarca (CAR) aseguró que "lo mejor para el río, ambientalmente, es que todas las aguas residuales sean tratadas para cumplir los objetivos de calidad propuestos".

El Acueducto, además, advirtió que "estas aguas no generan beneficios ambientales a menos que se traten a niveles terciarios", y aseguró que con la canalización de aguas servidas, la ciudad no le estaría quitando caudal al río, porque el 80 por ciento de las aguas residuales que produce la capital provienen de Chingaza y no del Bogotá.

Finalmente, el Viceministerio de Aguas y el Acueducto advirtieron que el programa de saneamiento con interceptores y Canoas está respaldado técnicamente y avalado por el Conpes y un fallo del Tribunal de Cundinarca. Lo que falta por definir es quién aporta 90 mil millones de pesos que hacen falta para financiar la planta de Canoas. El resto, 4,5 billones, ya están definidos y concertados.

YOLANDA GÓMEZ TORRES
SUBEDITORA BOGOTÁ

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.