Paro judicial hace que justicia siga a media marcha en Boyacá

Paro judicial hace que justicia siga a media marcha en Boyacá

Asonal asegura que unos tres mil funcionarios de la rama judicial se encuentran en paro y que por lo menos seis mil procesos están congelados. Dicen que hay burocracia y desequilibrio en salarios.

25 de septiembre 2008 , 12:00 a.m.

Una Ley es la causante del agarrón más grande que se ha dado en la historia entre el Gobierno central y los trabajadores de la rama judicial de todo el país.

Se trata de la Ley Cuarta de 1992 que ordena la nivelación salarial de los empleados dependiendo el cargo que desempeñen.

La protesta se origina porque, según los inconformes, un magistrado de las altas corporaciones se gana 18 millones de pesos, un magistrado de tribunal, 14 millones, pero de ahí para abajo viene la desproporción.

Argumentan, por ejemplo, que un juez del circuito se gana 3 millones 800 mil pesos, un juez municipal 2 millones 400 mil, el secretario se gana un millón 400 mil pesos y el auxiliar 800 mil pesos (los dos últimos también deben ser abogados).

"Esto no es justo con ningún profesional y lo único que estamos haciendo es pidiendo al alto gobierno que se le mejoren las condiciones salariales a miles de trabajadores de la rama judicial de todo el país", aseguró Gilberto Casas Aranda, presidente de Asonal Judicial distrito judicial de Santa Rosa de Viterbo.

Otra de las peticiones es que se acabe con la Sala Administrativa del Consejo Superior de la Judicatura.

"Los funcionarios de esa sala son los responsables del desangre del presupuesto judicial en Colombia ellos ya que solo se dedican viaticar y a derrochar el presupuesto en magistrados auxiliares y asesores con altos sueldos", dijo Baudilio Pedraza, presidente Asonal Judicial Distrito Judicial de Tunja.

Aseguró que lo que se necesita es una dirección nacional y seccional que administre la justicia.

"Cada uno de los dos magistrados de la sala administrativa en Boyacá se gana 15 millones de pesos y los que hacen el trabajo son sus auxiliares que se ganan un millón 700 mil pesos", afirmó Pedraza.

Según los representantes de los distritos judiciales de Tunja y Santa Rosa de Viterbo en Boyacá el 98 por ciento de los empleados judiciales algo así como 3 mil funcionarios se encuentra en paro.

"Nosotros no vamos a entrar a contender con esas apreciaciones personales ya que por desconocimiento del señor Pedraza se atreve a salir a emprenderla contra el Consejo Superior de la Judicatura", comentó el magistrado Víctor Raúl Arciniegas, presidente de la sala administrativa del Consejo superior de la Judicatura en Boyacá.

Agregó que las escalas salariales que no las fija esa dependencia departamental sino el Gobierno nacional.

"Estamos respetando el derecho a la huelga pero también pedimos que se permita el derecho a las personas que quieren trabajar", afirmó Arciniegas.

Dijo además que los palacios de justicia están abiertos al público y que se pusieron en funcionamiento cuatro nuevos juzgados penales municipales que atienden en las antiguas instalaciones de la Caja Nacional de Previsión. Sin embargo unos 8 mil procesos se encuentran congelados por el paro.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.