El Eje Cafetero lanza una cruzada contra la desnutrición infantil

El Eje Cafetero lanza una cruzada contra la desnutrición infantil

Los gobernadores de la región, con el apoyo de la Organización de las Naciones Unidas, se comprometieron a crear un fondo común para derrotar el hambre en los tres departamentos.

23 de septiembre 2008 , 12:00 a.m.

Mario Aristizábal y Víctor Manuel Tamayo, gobernantes de los departamentos de Caldas y Risaralda, respectivamente, y un representante del mandatario del Quindío, Julio César López, acordaron emprender una lucha sin cuartel contra la desnutrición infantil.

De acuerdo con datos de la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO, por sus siglas en inglés), la desnutrición infantil en el Eje Cafetero alcanza el 8 por ciento, mientras que en Colombia es del 15 por ciento, que ubica al país en una posición intermedia en el contexto de América Latina.

Precisamente, la cruzada contra la desnutrición en la región, a través de una fiducia, contará con el apoyo de la FAO y del Programa Mundial de Alimentos de las Naciones Unidas. El modelo permitirá atraer recursos internacionales y de orden privado nacional.

El Gobernador de Caldas anunció que en los tres departamentos se constituirán comités donde se diseñarán las estrategias para luchar contra el hambre en la región.

"Si este programa tiene continuidad en las siguientes administraciones departamentales del Eje Cafetero, en cinco años acabaremos con la desnutrición", afirmó Aristizábal.

Por su parte, el Gobernador de Risaralda dijo que "las dificultades en el campo de la desnutrición en la región no dan espera. Nuestra meta es erradicar la desnutrición en los tres departamentos".

Luis Castello, representante de la FAO en Colombia, dijo que "a partir de las condiciones socioeconómicas y las riquezas naturales de esta zona es posible derrotar la desnutrición. Se trata de coordinar esfuerzos entre los departamentos y las agencias de las Naciones Unidas".

Praveen Agraval, representante en Colombia del Programa Mundial de Alimentos de las Naciones Unidas, planteó el apoyo a la alimentación de los niños en las escuelas y colegios como una de las acciones inmediatas para atacar la desnutrición infantil.

Añadió que la lucha contra la desnutrición es un proceso que requiere acciones de corto, mediano y largo plazo, pero ante todo un compromiso de los tres departamentos del Eje Cafetero para formular políticas unificadas para juntar esfuerzos y no trabajar aisladamente.

"Nuestro objetivo es que Risaralda, Caldas y Quindío logremos bajar la mala nutrición y desnutrición en 1 por ciento, lo que conlleva a bajar los niveles de pobreza en un 4 por ciento", dijo Agraval.

MANIZALES

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.