Conozca a tres padres célebres de Cundinamarca

Conozca a tres padres célebres de Cundinamarca

Manuel, Pascual y Alejandro, destacan de Andrés González, la prudencia. Julián, Mónica y Carlos dicen que Roberto Moya, es su amigo. Y Camila y Esteban destacan de Orlando Clavijo, su ternura.

17 de junio 2008 , 12:00 a.m.

González, un papá prudente

Para los tres hijos del Gobernador, Andrés González Díaz, su papá, pese a las múltiples ocupaciones que le impide compartir más tiempo con ellos, es su gran apoyo.

Y aunque todos coinciden en afirmar que nunca hacen planes a largo plazo con él, pues cualquier cosa puede suceder, también aclaran que las celebraciones con él tampoco son 'un arte a la improvisación' y por eso el próximo domingo, Día del padre, esperan compartir en familia.

"El tiempo de vernos con él es muy reducido y además es muy complicado cuadrar horarios, pero cuando estamos juntos, aprovechamos el tiempo al máximo", dice Manuel Andrés, el mayor de los hijos.

Mientras Pascual y Alejandro, los dos pequeños de 8 y 6 años, ya le tienen cada uno un cuadro pintado en los que utilizaron la técnica cubista, con varias figuras geométricas, Manuel Andrés, aún no ha decidido si regalarle un disco de los clásico vallenatos o de la música clásica, pero eso si está seguro que no le regalará más corbatas.

"Pese a que tararea el éxito de Jorge Celedón Esta Vida, es un hincha furibundo de Diomedes Díaz", advierte Manuel.

Aunque Manuel ya está grande y comprende más el tema de las ausencias de su papá, Pascual y Alejandro lo esperan con ansias en las noches para hacer, según ellos, algo 'chévere'.

"Nos gusta poner juegos didácticos en el computador y de construcciones, pero eso si, nos gusta hacerlo con él", dice Pascual, mientras Alejandro, afirma que le gusta hacer las tareas y salir a montar en bicicleta con él.

"No planeamos nada. Lo que hacemos es tratar de adaptarnos a sus horarios. Hacemos lo que se pueda, en el momento que se pueda y el día que se pueda", dice su esposa, Inés Elvira Shuk.

Mientras los pequeños resaltan de su papá la prudencia y la honestidad, también son conscientes del sentido de pertenencia con su trabajo, e incluso la entrega ha sido tal que Manuel Andrés recuerda que cuando nació su hermano Pascual, al mismo tiempo su papá atendía una fuerte toma guerrillera en Gutiérrez, mientras que el último paseo familiar, el del 24 de mayo pasado, González tuvo que dejarlos para atender la emergencia de Quetame.
 
Roberto: más que un padre, es un amigo

Tranquilidad, dignidad y respeto por los demás, son las tres palabras que más recuerdan Julián y Marcela, los hijos del secretario de Gobierno de Cundinamarca, Roberto Moya Ángel.

Los dos hijos del funcionario departamental encontraron en él un amigo incondicional, un hombre que los apoyó en cada una de sus decisiones personales y lo mejor les inculcó valores que ellos hoy aplican puntualmente.

Para ellos, Roberto Moya es un hombre trabajador, un ser que con el paso de los años es más sencillo, nunca cambió a pesar de su ascendente carrera profesional y política.

Por eso, para ese amigo, el padre, el consejero, el guía de sus días, Julián, Mónica y Roberto Carlos, quieren pasar el próximo domingo el mejor de los días con su padre.

"Siempre estamos juntos para esa fecha. Esperamos que este año no esté ocupado, pero entendemos que es su trabajo. Esta vez será especial porque nos reuniremos cuatro generaciones. Estaremos mi abuelo, mi padre, mi hijo y yo", dijo Julián, el mayor de los hijos, con 29 años y es Ingeniero Civil.

Como a Roberto le encantan los libros, sus hijos le regalarán uno, porque saben que de esas lecturas que él hace las aplica para sus vidas.

"La plata para el homenaje la coloca mi hermano porque él trabaja, lo apoyo con ideas, como buscar un restaurante, el menú y el regalo", dijo Mónica.

Los tres hijos del secretario quieren que el domingo se divierta y que disfrute de un día en familia, tal vez recordando los viejos momentos o pensando en el futuro de todos.
 
Un padre amoroso, tierno y exigente

Así definen Camila y Esteban a su progenitor Orlando Clavijo Clavijo, presidente de la Asamblea de Cundinamarca. Ellos están orgullos de tener como padre a un hombre que se entrega de lleno a sus hijos y que lucha a la vez por darle un mejor futuro a su gente, los cundinamarqueses.

Por eso, con el ejemplo de tesón que él les ha demostrado durante los últimos años, Esteban de 14 años y Camila de 11, hoy están orgullosos de tener en Orlando el mejor guía para sus vidas.
Orientación que les ha servido en el transcurso de los días, la cual es suficiente razón para que los dos quieran el próximo domingo celebrar en familia el Día del Padre.

"Mi padre se merece lo mejor y esta es una fecha para agradecerle todo lo que hace por la familia", dijo Camila.

Para que el diputado Clavijo se sienta como el 'rey' de la casa, sus hijos y su esposa Mireya Pérez, le prepararán el domingo un plato de la gastronomía peruana y una tarta helada de limón.

"Le regalaremos una chaqueta y un libro, regalos que los compramos de nuestros ahorros. Es algo muy sencillo pero sabemos que le encantará", afirmó Esteban.

Los dos entienden que su padre es un hombre ocupado, especialmente durante las últimas tres semanas por el sismo que destruyó a Quetame, su tierra natal y de la cual fue Alcalde.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.