El Papa Benedicto XVI le pidió al sastre pastuso Luis Abel Delgado que fuera su bordador oficial

El Papa Benedicto XVI le pidió al sastre pastuso Luis Abel Delgado que fuera su bordador oficial

Así, desde el el próximo 28 de julio, Delgado dejará de arreglar uniformes de soldados para dedicarse a bordar fajones, mitras y estolas que usará el Sumo Pontífice para sus ceremonias.

03 de febrero 2008 , 12:00 a.m.

El sastre también va a tener que parar la confección de bandas presidenciales, otro de sus trabajos más solicitados.

Las estolas de seda que le bordó con los delicados hilos dorados importados desde Alemania y las cuatro vírgenes en relieve que adornaron la mitra que usó el Papa Benedicto XVI durante su visita a Brasil, le abrieron a Delgado las puertas del Vaticano.

¡Es un milagro! Dice el sastre del Ejército, mientras enseña, con timidez, la correspondencia que le enviaron desde Italia para que se presentara al Vaticano.

Su Santidad había preguntado quién era la persona que le había bordado las prendas que vistió en Brasil en mayo del 2007.

El pasado 17 de octubre el sastre Delgado viajó al Vaticano. De regalo, le llevó al Papa la bandera de Colombia con el escudo bordado con sus propias manos y una mitra, prenda que usan en la cabeza los grandes jerarcas de la Iglesia.

"Me dijo que mi trabajo era bonito y que al día siguiente me esperaba en la Casa Pontificia. Su secretario privado me indicó por qué puerta tendría que entrar", recuerda Delgado.

Hace una década Delgado le bordó al Rey Juan Carlos I de España unos laureles en hilos de plata y oro para los puños de su chaqueta; a Bill Clinton, a George Bush padre y a George Bush hijo les confeccionó las banderas de Estados Unidos para sus despachos en la Casa Blanca y es un especialista en bordar bandas presidenciales, pero este currículo no lo salvó de tener que presentar un examen en el Vaticano.

Lo pusieron a hacer, bajo la supervisión de las monjas guatemaltecas, las encargadas de los bordados de la Casa Pontificia, el escudo con el león, la concha y el indio que luce Benedicto XVI en su fajón.

Le tomó todo el día terminar el escudo de ocho centímetros de largo por siete centímetros de ancho. Las monjas tardan cuatro. También bordó una mitra con una Virgen y unos laureles que le demandaron otros dos días.

"Las monjitas tardan más porque ellas usan lupa, yo no, mis manos quedan libres para poder bordar", explica Delgado, quien en julio próximo tendrá que radicarse en el Vaticano y olvidarse del Batallón de Servicios No. 3 Policarpa Salavarrieta de la Tercera Brigada del Ejército, donde está pendiente de todos los remiendos que necesitan los soldados.

Su misión será bordar los fajones, las mitras, las estolas y las casullas, el vestido exterior que se colocan los sacerdotes para oficiar las misas. Hay mucho trabajo porque para cada ceremonia el Papa usa una mitra distinta.

Este hombre del corregimiento de El Carmen, en San Lorenzo, dice que solo se compromete con la del próximo mandatario de Colombia para hacer su banda presidencial. "El 28 de julio debo estar en el Vaticano", concluye.

El bordador y sastre de los presidentes

Luis Abel Delgado se dio a conocer en 1987, cuando participó en el Mundial de Bellas Artes en Ecuador.

En esa época le ganó a 85 competidores al bordar un escudo colombiano de apenas un centímetro. Ahí comenzaría su fama y el primero en llamarlo sería el fallecido general chileno Augusto Pinochet.

Después las hijas del ex presidente mexicano Vicente Fox lo buscaron para que confeccionara la banda presidencial con la que se posesionó el mandatario.

Así mismo, la ex presidente panameña Mireya Moscoso viajó hasta su pequeño taller de la Tercera Brigada del sastre para que le confeccionara una banda presidencial.

El prestigio y trabajo manual de Delgado lo convirtió en el sastre de los mandatarios. Colombia no fue la excepción.

Precisamente, los ex presidentes colombianos Ernesto Samper, Andrés Pastrana y César Gaviria, así como los peruanos Alberto Fujimori y Alan García, y el ecuatoriano Sixto Durán, también han lucido las bandas bordadas por este hombre de 39 años.

CALI

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.