Antes de reconocimiento de las Farc, pruebas de ADN confirmaron identidad de Emmanuel

Antes de reconocimiento de las Farc, pruebas de ADN confirmaron identidad de Emmanuel

En un comunicado, el grupo guerrillero aseguró que el niño había sido entregado en Bogotá al cuidado de "personas honradas mientras se firmaba el acuerdo humanitario".

04 de enero 2008 , 12:00 a.m.

"La opinión pública nacional e internacional entiende muy bien que Emmanuel no podía estar en medio de las operaciones bélicas del Plan Patriota, de los bombardeos y los combates, la movilidad permanente y las contingencias de la selva", sostiene el comunicado, divulgado por la Agencia Bolivariana de Prensa (ABP).

Horas antes, el fiscal general de la Nación, Mario Iguarán, le reveló al país que el estudio de ADN que se le realizó a los familiares de Clara Rojas arrojó una "alta probabilidad" de que el menor Juan David Gómez Tapiero era Emmanuel, el hijo de la dirigente política secuestrada por las Farc.

Aunque la aceptación de las Farc fue sorpresiva, las investigaciones que venía realizando la Fiscalía y los indicios que había encontrado siempre apuntaron a que se trataba de Emmanuel.

La prueba final fue la revelación, ayer, del estudio genético.

El Fiscal recordó que a la prueba científica le antecedieron otras circunstancias, como las declaraciones del intendente de la Policía Jhon Frank Pinchao; la información del libro 'Noticias de Guerra', del periodista Jorge Enrique Botero, y declaraciones dadas por desmovilizados de las Farc.

"Así, la Fiscalía pudo obtener señas, hipótesis o afirmaciones en lo que tiene que ver con la existencia de las características del niño Emmanuel, que tiene 3 años y medio, aproximadamente, una lesión en el brazo izquierdo y una cicatriz en la cara por secuela de leishmaniasis", dijo.

Iguarán agregó que la Fiscalía recibió llamadas en las que se informó que el menor no sería entregado por las Farc y que se encontraba en un hogar de paso del ICBF.

La prueba reina

"No es el ciento por ciento, pero científicamente se observa que entre el ADN mitocondrial de Juan David obra una total coincidencia con el ADN mitocondrial de doña Clara de Rojas. Concluyen entonces los científicos que hay mayor probabilidad de que Juan David pertenezca a la familia de doña Clara González de Rojas que a cualquier otra familia", afirmó en la mañana el Fiscal durante una conferencia de prensa, en la sede de la Primera División del Ejército en Santa Marta, al revelar el estudio genético.

En ese momento, Iguarán aclaró que el resultado del estudio de Medicina Legal (prueba de ADN mitocondrial), liderado por el genetista Pedro Franco, arrojaba una conclusión preliminar, que sería revalidada por un laboratorio europeo.

Manuel Paredes, director científico de Medicina Legal, explicó que se optó por la prueba de ADN mitocondrial pues ante la ausencia de los padres del menor, el análisis genético de la abuela de Emmanuel resulta confiable (ver infografía).

"Se trata de una especie de marca genética que se transmite desde la mujer a todos sus hijos, ya sean hombres o mujeres, y se sigue transmitiendo de generación en generación a través del óvulo femenino", señaló Paredes.

Explicó que la prueba realizada a familiares de Clara Rojas y al menor se parece al estudio de varios textos, donde cada persona representa un texto con sus respectivas letras y estas últimas serían el ADN mitocondrial.

"Pueden imaginarlo como una lista de 700 letras. Lo que viene seguidamente es la comparación de las letras entre cada persona; deben coincidir todas, puesto que si hay una o dos diferentes, el resultado no es positivo", dijo.

En este caso, precisó, las muestras de la señora Clara de Rojas y del niño resultaron idénticas.

"Cuando se pertenece a una familia en particular, el ADN mitocondrial de esa persona debe coincidir totalmente en sus 700 letras con el ADN mitocondrial de las demás personas de la familia", subrayó.

Ayer, aún sin conocer el pronunciamiento de las Farc, la familia Rojas González aceptó los resultados y dijo que el menor es el hijo de Clara Rojas.

"Me basta con las pruebas que ya se hicieron en Bogotá para aceptarlo", dijo Clara González de Rojas, la abuela de Emmanuel.

Las otras evidencias de la Fiscalía

Versión del hombre que lo cuidó. José Crisanto Gómez, el hombre que en el 2005 llevó al hospital de San José del Guaviare a Juan David Gómez Tapiero, contó a las autoridades que ese mismo año los guerrilleros de las Farc le entregaron al niño para que lo cuidara. También reiteró que no tiene ningún parentesco con el menor de edad. En sus declaraciones a las autoridades, Gómez afirmó que las Farc le habían dado un ultimátum hasta el pasado 30 de diciembre para devolver al niño o lo matarían.

La fractura. Después de que el intendente Jhon Pinchao logró escapar de las Farc, contó que había visto en uno de los campamentos a un niño 'rosadito' que sería el hijo de Clara Rojas. En sus recientes declaraciones precisó que el niño que vio tenía un brazo enyesado, producto de una lesión que habría tenido al nacer. Esta fractura coincidió con una lesión que los investigadores encontraron en unos exámenes practicados a Juan David. También hubo similitudes con la historia clínica que apareció del menor.

Rasgos morfológicos. Un grupo de expertos en criminalística del Cuerpo Técnico de Investigación (CTI) se dio a la tarea en los últimos días de hacer un estudio de comparación morfológica entre el menor Juan David y Clara Rojas. Con base en una de las últimas fotografías de Clara Rojas y una reciente del niño, los expertos encontraron varias similitudes en sus rostros. Entre las que hallaron aparecen rasgos muy semejantes en los ojos y en la nariz. Esta pruebas ayudaron a dar sustento a la Fiscalía sobre la mamá del niño.

La edad. Esta también fue una pieza clave para que se planteara la posibilidad de que Juan David fuera Emmanuel. Pinchao aseguró ver al niño a finales de junio del 2004, antes de que los guerrilleros de las Farc lo separaran de su mamá Clara Rojas y del campamento donde estaban secuestrados. Es decir, coincide la edad de ese niño con la de Juan David, que es cerca de 3 años y medio.

Llamadas anónimas. Uno de los puntos más relevantes para que las autoridades iniciaran la investigación fueron por lo menos cuatro llamadas anónimas que se hicieron. En ellas advirtieron que las Farc no cumplirían con la entrega del niño porque no tenían al menor. Pero las comunicaciones fueron más allá y aseguraron que el niño estaba en poder del Instituto de Bienestar Familiar (ICBF). 

SANTA MARTA Y BOGOTÁ

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.