La conciliación, util y conveniente para resolver problemas en las copropiedades

La conciliación, util y conveniente para resolver problemas en las copropiedades

La evolución de lo jurídico ha motivado la especialización de conciliadores en temas inmobiliarios, labor en la que la Cámara de Comercio de Bogotá ha hecho grandes avances.

28 de septiembre 2007 , 12:00 a.m.

De hecho, con la creación del primer centro de arbitraje y conciliación, en 1983, esta entidad fue la primera en impulsar el uso de métodos alternativos de solución de conflictos, vital, entre otros casos, en las copropiedades.

EL TIEMPO habló sobre el tema con Rafael Bernal, director del Centro de Conciliación y Arbitraje de la Cámara, y con Nora Pabón, abogada especialista en propiedad horizontal, quienes destacan la importancia en las copropiedades, precisamente, porque allí hay infinidad de conflictos entre entre administradores y propietarios, entre arrendatarios, entre estos y los constructores para citar solo algunos.

Pabón destaca que este mecanismo cobró más importancia con la Constitución de 1991 que permitió el acceso de justicia a los particulares (Artículo 11) y el avance, a través de la Ley 675 del 2001, con la figura del comité de convivencia que no es obligatoria, pero sí de mucha utilidad especialmente en edificios residenciales.

El comité de convivencia, un paso para evitar otras instancias

"Este comité nombrado por la asamblea interviene en el conflicto presentando fórmulas para su solución. Como resultado de esta actuación se llega a acuerdos y se firman las actas que tienen efectos de transacción entre los involucrados.

Bernal coincide con la abogada sobre la importancia de los comités, pero advierte que sus integrantes deben capacitarse. "Deben ser conscientes de cómo su papel incide no solo para que las partes en controversia lleguen a un acuerdo, sino para evitar un proceso posterior desgastante e innecesario, que en muchas ocasiones afecta a los demás residentes.

De hecho, son los miembros del comité los que pueden recomendarles a los interesados cuáles los puntos objeto del arreglo. "Si alguna de las partes incumple el acuerdo de transacción, la otra podrá acudir a la vía judicial para efectos de hacer exigible coactivamente el cumplimiento del mismo", agrega Bernal.

¿En qué consisten la conciliación?

En el evento de que el intento de arreglo fracase, las partes pueden acudir a un centro de conciliación o recurrir a un abogado allí inscrito. En esta etapa las partes continúan arreglando sus diferencias.

Según Pabón, la conciliación es voluntaria, está regulada por la ley y se da cuando dos o más partes en conflicto buscan solucionar sus diferencias con la ayuda de un tercero neutral y calificado: el conciliador, quien busca acuerdos lícitos equitativos y de beneficio mutuo.

La especialista agrega que esta acción puede adelantarse directamente por las partes con o sin apoderados. Además, es importante tener en cuenta que el conciliador es un facilitador pero carece de capacidad decisoria.

"El acta de la conciliación que contenga el acuerdo firmado tiene fuerza de cosa juzgada y presta mérito ejecutivo", advierte Pabón, quien destaca que por eso, precisamente, las actas son tan importantes.

"En el caso de la Cámara cualquier interesado puede presentar su solicitud, incluso ante uno de los cajeros que atienden en las sedes; de ahí es repartida por sistema inmediatamente", agrega Bernal.

¿Y el arbitraje?

Este procedimiento jurisdiccional se presenta cuando, por voluntad expresa de las partes, se difiere la solución de conflictos transigibles a un tribunal de arbitramento.

"En este caso, los árbitros decidirán el conflicto y dejarán constancia de ello en un laudo arbitral, de obligatorio cumplimiento por los involucrados de acuerdo con lo dispuesto por el Código del Comercio", anota Pabón, quien advierte que esta etapa genera más costos.

"Por el procedimiento que se sigue y por la preparación de los árbitros, ya hay una decisión", anota. "Además, el funcionario hace un llamado a los abogados que redactan los reglamentos para que regulen de manera precisa este mecanismo en el que intervienen personas idóneas en cada tema y que agiliza la solución del conflicto".

Lea en el artículo relacionado algunas preguntas frecuentes.

GABRIEL E. FLÓREZ G.
Coordinador editorial VIVIENDA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.