DuPont le apuesta a Colombia en la producción de semillas genéticamente modificadas

DuPont le apuesta a Colombia en la producción de semillas genéticamente modificadas

La multinacional quiere aprovechar que este es el segundo país que aprueba esta práctica en América Latina, después de Argentina.

28 de septiembre 2007 , 12:00 a.m.

Su filial Pioneer Hi-Breed anunció que tras haberse posicionado en Argentina, ahora va enfilar sus baterías en Colombia, en donde dice tener 30 por ciento del mercado de semillas de maíz.

Daniel Glat, director de Pioneer para América Latina, aseguró que en la región andina sus ventas son de entre 12 y 13 millones de dólares anuales y que la meta del 2007 es llegar a 16 millones, empujados por Colombia.

DuPont comercializa el maíz genéticamente modificado Herculex I.
Aunque esta tecnología agrícola promete ser más rentable (según la empresa sus clientes de Estados Unidos tuvieron el año pasado una rentabilidad 50 por ciento mayor frente a la del 2005), el problema para los cultivadores locales está en los precios de las semillas, pues se quejan de que son elevados.

Glat aseguró que sus precios sí son competitivos y que cambian dependiendo al valor estimado de la producción.

DuPont compite en Colombia con las semillas de maíz transgénico de Monsanto de la marca Yieldgard.

Sin embargo, se prevé que la 'pelea' entre estas dos multinacionales (en la que va ganando Monsanto), se agudice próximamente debido a que Monsanto se unió con Dow Chemical, la mayor química de Estados Unidos, para crear conjuntamente la siguiente generación de semillas de maíz transgénico.

En desodorantes y ropa

DuPont, que dice no sentirse amenazada por la alianza Monsanto-Dow, no solo está investigando para mejorar sus semillas de maíz, sino que está trabajando en nuevos derivados del cereal.

Por un lado, lanzó Sorona, material para fabricar telas resistentes a los rayos UV y el cual está basado en un polímero fabricado con maíz. Por el otro, desarrolló un químico basado en maíz llamado Zemea, el cual ya fue usado por uno de sus clientes para remplazar los petroquímicos en la producción de desodorantes.
Debido a que los ingredientes son más naturales, los nuevos desodorantes prometen no producir alergias.

La apuesta de esta empresa, así como de sus competidores, es que por las necesidades de alimentación, así como por las derivadas de los biocombustibles y de los derivados del maíz, el área sembrada mundial va a seguir creciendo exponencialmente.
Desde 1980, los cultivos globales del cereal han crecido 11 por ciento y la producción 68 por ciento.

La estadounidense DuPont es la mayor productora mundial de semillas de maíz.

Transgénicos en Colombia

El Instituto Colombiano Agropecuario (ICA) aprobó la siembra en Colombia de las siguientes semillas de maíces genéticamente modificados (transgénicos).

Para la multinacional estadounidense Monsanto los avales otorgados fueron para las semillas:

* Bt. Yieldgard Mon 810: con resistencia a insectos-plaga de la familia lepidóptera.

* Roundup Ready NK603: tolerante al herbicida Roundup Ready (glifosato).

Para la compañía estadounidense DuPont, el ICA autorizó:

* Herculex I: con resistencia a insectos-plaga de la familia lepidóptera.

Para la empresa suiza Syngenta la aprobación dada fue para la semilla Bt 11, con resistencia a insectos-plaga de la familia lepidóptera.

Las siembras controladas comenzaron a hacerse este año en varias zonas.

LAURA CHARRY
REDACCIÓN ECONOMÍA Y NEGOCIOS
Des Moines, Iowa (Estados Unidos)

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.