Vecinos del sector creen que la construcción de la penitenciaría les traerá empleo

Vecinos del sector creen que la construcción de la penitenciaría les traerá empleo

Una encuesta hecha por Fonade a los habitantes de la zona revela que la generación de nuevos puestos de trabajo es una de las expectativas más grandes con respecto a la obra.

24 de septiembre 2007 , 12:00 a.m.

Por lo tanto, el organismo considera fundamental dar impulso a la activación económica tanto durante la construcción como la operación del centro carcelario. También plantea que es necesario promocionar unidades productivas viables de gran impacto.

Entre los temores de la población del área de influencia, Fonade destaca el riesgo de hostigamientos o de tomas guerrilleras, así como el disparo de los niveles de inseguridad.

Hace más de un año, las calles aledañas al sector de Picaleña, donde será contruido el nuevo complejo carcelario de Ibagué, fueron invadidas por los vecinos del penal que protestaban por lo que consideraban iba a ser una invasión de presos de alto peligro y una amenaza para la ciudad.

El concejal de Ibagué Hernando Álvarez Urueña abanderó la protesta y era uno de los más férreos opositores. Sin embargo, un año después, luego del proceso de socialización que realizaron el ministerio del Interior y el Fondo Financiero de Proyectos de Desarrollo (Fonade), cambió el ambiente alrededor de la iniciativa.

"Me había opuesto porque había una mala información, pero al conocer el proyecto, resulta que será beneficioso por la generación de mucho empleo y una millonaria inversión que tendrá un impacto económico favorable para la ciudad", asegura Álvarez Urueña.

La economía

Un estudio de Fonade sobre la actividad económica alrededor de la cárcel de Picaleña, permitió establecer que se presentan actividades de tipo informal de bajo impacto. "El servicio de guardarropa, el alquiler de chanclas o pantuflas para ingresar, las ventas ambulantes de alimentos y de minutos a celular, son actividades de tipo muy marginal. Esto lo tendremos en cuenta para plantear las alternativas económicas en el nuevo establecimiento", dice Fonade.

El acceso

El complejo carcelario contará con controles de acceso y detectores de metales, identificación dactiloscópica, telefonía, comunicaciones internas y externas, y equipos contra incendio. Los internos no manejarán dinero circulante. Está prohibido. El Inpec ha desarrollado un software para descontar de cuentas individuales los consumos que haga el interno con un tope máximo mensual.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.