Chaparral, uno de los municipios peor administrados del Tolima, ha tenido cinco alcaldes en 44 meses

Chaparral, uno de los municipios peor administrados del Tolima, ha tenido cinco alcaldes en 44 meses

La inestabilidad en el cargo es la culpable de que hoy sigan en el papel proyectos como la pavimentación de calles y el mejoramiento en servicios de acueducto y aseo.

10 de septiembre 2007 , 12:00 a.m.

De la zona rural ni hablar porque en unas 50 veredas los campesinos aún esperan el mejoramiento de sus vías. Los 53 mil habitantes de Chaparral tienen un índice de Necesidades Básicas Insatisfechas (NBI) del 48 por ciento y la desesperanza crece en este pueblo que no ha podido salir de los últimos lugares del ranking de municipios peor administrados. En los últimos tres años Chaparral ocupó los puestos 878, 681 y 611 a nivel nacional, y 37, 25 y 30 en el nivel departamental. Esto según el estudio de Planeación Nacional.

El rosario de alcaldes comenzó con Luis Eduardo Collazos, liberal elegido para el periodo 2004-2007. Un año después, cuando apenas comenzaba a desarrollar algunos de sus programas, el municipio fue sorprendido con su renuncia.

"Renuncié porque gané un concurso en la Procuraduría Provincial de Chaparral. Pero el sistema democrático prevé esas eventualidades, el pueblo tuvo la oportunidad de escoger buen reemplazo", señala el abogado.

Para tapar el hueco, la gobernación encargó a Jhon Freddy García, a quien la paloma le duró 15 días. Luego vino el farmaceuta Hugo Vega, y su labor culminó un mes después al asumir el liberal Heliófilo Mosquera, quien ganó las elecciones con 4.505 votos. 

Pero el desfile no se detuvo ahí. Días después de su posesión Mosquera viajó a España y encargó por 15 días a Marisell de Buenaventura, su secretaria de Hacienda.

"Chaparral no ha tenido piloto. Lo que nos sucede es vergonzoso", afirma Jorge Díaz, candidato del Polo Democrático a la Alcaldía. "Por culpa de la ingobernabilidad no se tramitaron partidas millonarias para vías veredales a punto de ser asignadas", dice.

El veedor Héctor Mario Álvarez también ve al municipio estancado. "El daño se siente, en la zona rural la gente tiene sus NBI totalmente insatisfechas", afirma.

Jaime Ospina, alcalde 2001-2003, señala que el problema de Chaparral viene de tiempo atrás. "Yo recibí el municipio endeudado".  Hugo Vega se defiende y dice que en 30 días gestionó proyectos de electrificación rural. "Otros programas sociales sí se retrasaron".

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.