Laureano Forero, un paisa que convirtió la excelencia en arquitectura

Laureano Forero, un paisa que convirtió la excelencia en arquitectura

"Hoy soy menos acelerado y más agradecido con la vida", dice Forero, quien reconoce que aún es temperamental, sobre todo cuando el tema se centra en las nuevas generaciones de arquitectos.

29 de junio 2007 , 12:00 a.m.

"Infortunadamente hay un crecimiento de la mediocridad que en muchos casos va de la mano con el crecimiento de la tecnología", asegura Forero, quien reconoce las bondades de la red, "siempre y cuando no exista dependencia y se deje paso a la creatividad.

"Y me inquieta, sobre todo, que muchos de ellos exijan sin fundamentos y quieran figurar sin hacer el recorrido necesario", agrega 'Nano', como le gusta que le digan, mientras hace una pausa a sus reflexiones para evocar la época de estudiante y el recorrido que lo tiene, hoy por hoy, entre los grandes arquitectos colombianos al lado de su amigo Rogelio Salmona.

De las aulas para afuera

Y es que ya han pasado 43 años desde aquel 29 de noviembre de 1964, cuando obtuvo el título de arquitecto en la Universidad Nacional de Colombia, seccional Medellín, donde se graduó con honores.

El siguiente paso, después de la 'U', fue Italia donde hizo efectiva una beca del Icetex por 70 pesos. "A muchos arquitectos nos llamaba la atención Florencia pero a las directivas de la entidad no les gustaba que viviéramos en una ciudad 'rumbera' que podría distraer nuestra atención; entonces, Milán fue el destino obligado y el Politécnico de Milán, el lugar de estudio.

"Allí obtuve el diploma de instalaciones técnicas en edificios luego de un posgrado que fortaleció aspectos de mi profesión, pero que realmente fue aburrido y extremadamente teórico". Sin embargo, 'Nano' le sacaría provecho a su viaje.

Él sabía que existía una firma importante a cargo de Gio Ponti, famoso por su taller de arquitectura que -dice- era un zoológico de nacionalidades. "Un día, durante una charla sobre diferentes temas, entre ellos el Politécnico de Milán, le dije sin saber que era docente de esa institución que el curso era muy 'jarto'.

"En vez de enfadarse Ponti agradeció el comentario. Empecé a trabajar con él y sin sueldo aprendí a ser un 'obrero' más. Así me llené de la práctica del día a día, y esa -sin duda- fue la mejor retribución que obtuve.

"Ese es el recorrido que muchos jóvenes no quieren hacer hoy", enfatiza el arquitecto que en 1965, en Londres, obtuvo el diploma de programación y diseño de edificios educacionales en The Association School of Architecture.

Un año después volvió con Ponti a trabajar arquitectura del trópico y paisajismo en Bagdad y varias ciudades inglesas. Luego, Boston -en 1970-, Nueva York, Filadelfia y Miami -hasta 1988- fueron las escalas de este arquitecto que hoy suma varios premios locales e internacionales.

La visita a Buenos Aires (Argentina) fue otro momento cumbre en la carrera de Forero, quien al lado del arquitecto local Luis Grossman restauró la estación de Rosario Central en la ciudad de Rosario, para sumar, de esa forma, otro trabajo a su extensa lista.

"En Argentina, precisamente, a raíz del cambio de Milenio dicté una conferencia en la que reflexioné sobre lo social, un tema que también me apasiona e inquieta, especialmente porque es recurrente que a muchos arquitectos les dé pereza construir para los más pobres". Que suceda esto también preocupa a 'Nano' quien, de todas formas, sonríe y agradece a la vida por lo que le ha dado, especialmente por el hecho de verla de una forma más reflexiva y pausada.

Gabriel E. Flórez G.
Coordinador editorial Vivienda

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.