Acerías Paz del Río causó estragos ecológicos en el Páramo de Rabanal mientras buscaba carbón

Acerías Paz del Río causó estragos ecológicos en el Páramo de Rabanal mientras buscaba carbón

Se talaron 25 mil frailejones, se abrió una vía en pleno páramo y se afectaron los drenajes y las quebradas que surten de agua a más de 300 mil personas que viven cerca al ecosistema.

28 de junio 2007 , 12:00 a.m.

Pero no solo eso: en pleno corazón del páramo se realizó una perforación (pozo) de más de 350 metros de profundidad, para analizar los mantos de carbón existentes. Y aunque esta excavación no ocasiona mayores perjuicios, ya que se realiza con brocas de unos 10 centímetros de diámetro, su objetivo final es ubicar los lugares en los que se pueden abrir los túneles para extraer el carbón.

Las labores fueron adelantadas durante 50 días por la empresa bogotana Geoperforaciones, contratada por la siderúrgica para realizar los estudios.

Las actividades las adelantó Acerías amparándose en el contrato minero 070, otorgado en 1989 por la hoy desaparecida Carbocol, para la exploración de minerales en la zona dos de Samacá, donde está incluido parte del páramo.

Sin embargo, según el propio Ministerio de Minas, en esta zona no se podía conceder tal licencia debido a la reserva hídrica.

Por su parte, la autoridad ambiental, que en este caso es la Corporación Autónoma Regional de Boyacá (Corpoboyacá), afirma que la empresa realizó los trabajos sin cumplir los requisitos necesarios.

"Ellos no solicitaron las licencias ambientales requeridas para este tipo de labores, de lo contrario no hubieran podido entrar al páramo", afirmó el director de Corpoboyacá, Miguel Arturo Rodríguez Monroy.

Por protestas de la comunidad, Geoperforaciones tuvo que parar los trabajos cuando apenas había abierto uno de los tres pozos para los que fue contratado. "Nosotros sellamos la vía y por ningún motivo vamos a permitir que sigan ocasionando daños en el páramo", aseguró Isauro Cortés Casas, habitante de la vereda Firita Peña Arriba, de Ráquira. 

Un ejército para la defensa del Páramo de Rabanal

La comunidad del sector y autoridades de Ramiriquí conformaron un frente común para la defensa de esta reserva natural, que comparten ocho municipios de Boyacá y Cundinamarca.

"Ya hemos realizado siete visitas técnicas al lugar para adelantar las acciones legales necesarias para defender el páramo y obligar a que sea recuperado", dijo Belkis Aponte Sierra, personera de Ráquira.

Por su parte, el alcalde de esta localidad, José Jairo Salinas Bustamante, señaló que lo que se hizo en el páramo de Rabanal fue una verdadera masacre contra la naturaleza y un atentado a los seres vivos que toman el vital líquido de este lugar.

"Entendemos los intereses económicos de Acerías, pero no permitiremos que se siga afectando el páramo", dijo.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.