Secciones
Síguenos en:
'En el 2007 habrá más obras en vías de Bogotá', asegura la directora del IDU, Margarita Cardona

'En el 2007 habrá más obras en vías de Bogotá', asegura la directora del IDU, Margarita Cardona

La funcionaria dice que la Alcaldía analiza varias alternativas para contar con más recursos para recuperar la malla vial, entre ellas subir la sobretasa a la gasolina o crear algunos impuestos.

Cardona, responsable de los 88 frentes de obras viales que hoy tienen al borde de un ataque de nervios a muchos bogotanos, respondió a EL TIEMPO varias de las principales preguntas que hoy se hacen los ciudadanos sobre estos trabajos y adelantó que el próximo año se intensificarán considerablemente.

¿Por qué están pavimentando tramos de la Séptima y la Circunvalar, dos avenidas que estaban en buen estado?

Es parte de la política de mantenimiento para garantizar el buen funcionamiento de estos dos importantes ejes viales. Solo por la 7a. se mueven 29 mil vehículos al día.

¿Esos recursos no deberían invertirse en recuperar vías que están más deterioradas?

Dada la limitación de recursos, la prioridad es atender la malla vial arterial que es aquella por donde se desplaza el transporte público y que permite la conectividad de los lugares donde vive la gente con las centralidades, algo clave para la vida de la ciudad.

¿Por qué se van a gastar 1.500 millones de pesos reparchando la Séptima si el año entrante empezarían allí las obras de TransMilenio?

Si no hacemos esa intervención, no podremos garantizar que cuando empiecen las obras de TransMilenio los carriles para carros y buses no terminen siendo un caos. Además, de la 170 hasta los limites con Chía no habrá TM y es un tramo esencial.

Si bien es lógico privilegiar el mantenimiento de la malla vial arterial, ¿qué ocurrirá con la de los barrios, que cada vez está peor?

Efectivamente, el 63 por ciento de la malla vial local está en mal estado. Pero como los recursos no son ilimitados, lo que es clave es intentar mantener lo que está en buen estado, para evitar que el porcentaje deteriorado siga creciendo. Paralelamente, hay que buscar los recursos para atacar aquello que está en estado regular, totalmente deteriorado o que, sencillamente, no existe. Porque mientras que un mantenimiento rutinario cuesta alrededor de 30.000 pesos metro cuadrado, en una rehabilitación o reconstrucción estamos hablando de 400 mil pesos metro cuadrado.

¿De dónde planean sacar esos recursos?

Hemos venido trabajando con las alcaldías locales para sumar esfuerzos y recursos y en este momento tramitamos en el Concejo un cupo de endeudamiento por 150 millones de dólares, que irá en un 70 por ciento a la malla local. Pero eso no basta y por eso se estudia un amplio abanico de posibilidades de financiación.

¿Qué opciones hay?

Aumento de impuestos existentes; creación de algunos nuevos; empréstitos; que Bogotá reciba un mayor porcentaje de los peajes de acceso a la ciudad; aumentar la sobretasa a la gasolina, al diesel y posiblemente al gas vehicular. Pero por ahora no hay nada decidido.

¿Y también peajes internos para entrar a ciertas zonas de la ciudad?

Sí, pero hay que medir bien el impacto de medidas de esa naturaleza sobre las zonas en las cuales se aplicarían: sobre las personas, sobre la economía del sector. No es tan fácil.

En síntesis, ¿cuál es su fórmula para resolver el problema de la malla vial?

Esta es una problemática generada por una acumulación de intervenciones no realizadas en los últimos 10 años por falta de recursos. Y para poder resolverla necesitamos dos cosas: uno, generar nuevos recursos y dos, una planificación estratégica y metódica de esa recuperación, porque aunque tuviéramos todo el dinero, no podríamos actuar de una sola vez, pues eso colapsaría la ciudad.

Hablando de planificación, ¿cómo terminar esta práctica de todos los alcaldes bogotanos de arrancar a hacer obras viales en múltiples frentes cuando se acerca el final de sus mandatos?

En lo que corresponde a esta Administración, en la medida en que hemos tenido una disponibilidad de recursos adicionales, se nos ha generado la oportunidad de tratar de cerrar parte de la brecha acumulada en este problema de la malla vial. Y esta Administración lo está haciendo con un trabajo técnico y responsable con énfasis en aquellos puntos que más impactan la movilidad en la ciudad.

¿Por qué la obras están tardando tanto? El puente de la 63 con 30, por ejemplo, sigue lleno de huecos pese a varios meses de trabajos...

En muchos casos tenemos que conciliar el ritmo de las obras con la necesidad de no bloquear el tráfico. Y esto genera algunos retrasos. En este caso específico, las obras se iniciaron en julio y debían estar listas en diciembre. Pero estarán para la segunda quincena de febrero. Son ajustes normales en todo el mundo.

Pero, ¿por qué se ven tan pocos obreros por obra en múltiples momentos del día? ¿No dilata esto la tortura para los conductores de la ciudad?

El número de operarios en vía depende mucho del tipo de intervención que se esté ejecutando. No podemos ejecutar todas las tareas simultáneamente. Y el número de gente depende de en qué parte del trabajo se esté. No podemos tener 10 hombres en 6 metros cuadrados.

¿Y no será que se metieron a hacer demasiadas obras y les falta gente?

Tenemos una estrategia de intervención masiva en varios lugares de la ciudad y cada una tiene su ritmo. Pero no nos falta gente.

¿Por qué el grueso de las obras no se realizan de noche, los fines de semana o en vacaciones, como se hace en otras ciudades del mundo?

La intervención que hacemos sobre la Circunvalar y la Séptima es en horas nocturnas, precisamente para no colapsar el tráfico. Donde técnicamente podemos y la normativa nos lo permite, trabajamos de noche. Porque hay limitaciones como los niveles de ruido. La gente tiene derecho al descanso.

¿Cuándo van a terminar todas estas obras en Bogotá?

La ciudad siempre va a tener obras...

Sí, ¿pero esta 'ofensiva'?

Esta es una ofensiva que vamos a mantener durante todo el 2007 y buena parte del 2008.

¿Con la misma intensidad?

No, con mayor intensidad. Actualmente tenemos 88 frentes de obra, pero entre mayo y junio del próximo año tendremos 120 frentes.

VÍCTOR MANUEL VARGAS
EDITOR DE BOGOTÁ
vicvar@eltiempo.com.co

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.