Bajar la pobreza de 49,2 a 39 por ciento, meta del Gobierno para los próximos cuatro años

Bajar la pobreza de 49,2 a 39 por ciento, meta del Gobierno para los próximos cuatro años

Así lo establece el Plan Nacional de Desarrollo 2006-2010, divulgado hoy por el Gobierno, y que también contempla la reducción de los niveles de indigencia del 14 al 8 por ciento.

15 de noviembre 2006 , 12:00 a. m.

El Gobierno espera lograr estas metas en cumplimiento del objetivo del nuevo Plan de Desarrollo de garantizar la sostenibilidad del crecimiento económico y que este beneficie a todos los colombianos, principalmente a los más pobres.

Aunque diferentes analistas consideran que el lunar del primer mandato de Álvaro Uribe fue la ausencia de una clara y contundente política social para combatir la pobreza, la desigualdad y el desempleo, el nuevo PND señala que este está dirigido a consolidar y profundizar los logros y la recuperación económica y social obtenidos en el pasado cuatrienio.

El plan busca reducir la duración del desempleo de 11 a 7 meses, que todos los pobres reciban salud subsidiada a través de las ARS y aumentar a 17 millones los afiliados al régimen contributivo.

También plantea como meta la cobertura total en educación preescolar, primaria, básica y media y reducir a 1,4 por ciento el analfabetismo entre la población de 15 a 24 años de edad.

Las metas en educación incluyen la creación de 300.000 cupos en la educación superior (universitaria, técnica y tecnológica) y reducción significativa de la deserción estudiantil.

Según el plan, se aumentarán los créditos del Icetex a 2,5 billones de pesos. Se espera el otorgamiento de 100.000 créditos adicionales para personas clasificadas en los niveles 1 y 2 del Sisbén.

En vivienda se contempla el otorgamiento de 725.367 subsidios, incluidos los de las cajas de compensación y la caja de vivienda militar, más 103.075 créditos del Fondo Nacional de Ahorro.

En cobertura de acueductos urbanos el propósito es pasar de 94,3 a 98,5 y en alcantarillados urbanos de 89,5 a 94,5 por ciento.

El fortalecimiento de la política de seguridad democrática en el nuevo Plan de Desarrollo implica, entre otros aspectos, aumentar el pie de fuerza para combatir a los grupos armados ilegales (guerrilla, paramilitares, narcotraficantes y delincuencia común) y el apoyo a la población desplazada.

Otros detalles del plan

Según el Plan de Desarrollo, la política de seguridad democrática, "entrará en una fase de consolidación en sus componente militar y social".

Una de cuyas estrategias para la lucha frontal contra la pobreza es la ya aprobada creación de una red de protección social contra la extrema pobreza en la cual se invertirán 18,5 billones de pesos en los próximos cuatro años.

La directora del Departamento Nacional de Planeación (DNP), Carolina Rentería, señalará hoy en la Casa de Nariño, en el acto de lanzamiento del Plan, que se continuará avanzando en otros frentes que se complementarán entre sí para lograr un equilibrio entre la estabilidad macroeconómica y fiscal, la generación de confianza y mayor inversión, el fortalecimiento de la descentralización y la consolidación de dos servicios sociales básicos: educación y salud.

Quizás el punto más novedoso del PND y que significa un rompimiento con la 'sabiduría' y la tecnocracia tradicional es que para avanzar por la senda del desarrollo, el combate a fondo contra la pobreza y el mejoramiento de la calidad de vida de la mayoría de la población no es suficiente con tener altas tasas de crecimiento económico, sino que este tiene que ser acompañado de una acción decidida del Estado para corregir la situación de los más pobres.

De esa manera se acoge uno de los planteamientos centrales de la Misión para el diseño de una estrategia para la reducción de la pobreza y la desigualdad (de cuya autoría también es la creación de la red de protección social), aunque algunos analistas no comparten algunos de los mecanismos propuestos, como la entrega masiva de subsidios en dinero para los pobres del programa Familias en Acción, porque consideran que es una forma de clientelismo que no conduce a la superación de las condiciones de pobreza.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.