Sectores interesados piden ser excluidos del proyecto de reforma tributaria

Sectores interesados piden ser excluidos del proyecto de reforma tributaria

No poner IVA a los seguros, bajar aún más la tarifa del impuesto de renta y no subir el IVA a la cerveza, son algunas de las peticiones que hay sobre la mesa.

15 de agosto 2006 , 12:00 a. m.

Decenas de mensajes recibidos por el Gobierno, que en general comienzan exaltando el proyecto de reforma tributaria, terminan con peticiones especiales sobre distintos sectores que se sienten afectados, y de hacerles caso, no quedaría ni la sombra de la llamada 'reforma estructural' del sistema de impuestos.

La reforma será presentada oficialmente hoy ante el Congreso por el ministro de Hacienda, Alberto Carrasquilla, luego de que ayer, tres semanas después de radicado el proyecto, por fin llegó a manos de los congresistas de las comisiones económicas.

Entre el Ministerio de Hacienda y la Dian se han recibido más de 100 comunicaciones, entre cartas y correos electrónicos, en los que se pasa de exaltar la reforma a hacer las respectivas observaciones y peticiones.

La construcción, la industria, la banca, el agro, los aseguradores, el sector cervecero y las diferentes bancadas, tanto las que respaldan al Gobierno como las opositoras, entre otros, han presentado sus objeciones, bien sea a través de comunicaciones directas al Gobierno, o bien en eventos públicos en los que el Ejecutivo ha hecho presencia.

Aunque el Ministro de Hacienda plantea en el proyecto bajar la tarifa del impuesto de renta del 38,5 por ciento en que está hoy (la cifra incluye la sobretasa en renta que está vigente hasta diciembre de este año) al 34 por ciento en el primer año, al 33 por ciento en el segundo año y al 32 por ciento en el tercero, el presidente de la Andi, Luis Carlos Villegas, manifestó que este impuesto se podría bajar aún más y puso sobre la mesa la cifra del 28 por ciento.

El sector de la banca solicita no sólo que no se eliminen los beneficios con los cuales los asalariados pueden bajar la base gravable de la retención en la fuente, como las cuentas AFC y el pago por intereses de vivienda, sino que se elimine el cuatro por mil.

Las aseguradoras también tienen sus peticiones. Que no se imponga el IVA del 10 por ciento a la venta de seguros y que tampoco se cobre el impuesto de renta a los beneficiarios al momento del cobro del seguro.

Por su parte, los diferentes partidos alistan las contrapropuestas que presentarán al momento que inicie el debate. Aunque unos ya tienen claro lo que no respaldarán, otros como el Partido de la U señalan que tan sólo hoy después de escuchar la presentación oficial del Ministro de Hacienda y los propósitos del proyecto, lo empezarán a estudiar y a definir la posición.

En todo caso, la mayoría coincide en que no será posible establecer un IVA del 10 por ciento para bienes básicos.

Hoy, la presentación ante las comisiones económicas del Congreso será a las 10:00 de la mañana y, además de Carrasquilla, asistirán el director de la Dian, Óscar Franco, y la directora de Planeación, Carolina Rentería.

Los legisladores consideran que no hay afán con este proyecto y seguramente hacia octubre, después de tramitado el presupuesto general de la Nación para 2007, empezará en forma el debate de la tributaria.

Propuestas tributarias no convencen a diferentes sectores de la economía

Industriales: más rebaja en renta

El presidente de la Andi, Luis Carlos Villegas, manifestó su apoyo al proyecto de reforma tributaria, pero también dijo que la tarifa del impuesto de renta puede bajar más de lo que propone el Gobierno, pues sería más benéfico para el país. El dirigente señala que la tarifa ideal sería 28 por ciento. El Gobierno propone para el primer año bajarla al 34 por ciento, luego al 33 y después a 32 por ciento.

Por su parte, la industria cervecera cuestiona el IVA de 10 por ciento que se le impondría, pues hoy su producto está gravado con un 51 por ciento, que representa 1,3 billones de pesos anuales. Por IVA se paga 11 por ciento, de los cuales 3 puntos se van a la Nación y 8 a las secretarías de salud. El otro 40 por ciento es del impuesto al consumo que va a las secretarías de hacienda.
En cuanto a renta, dicen que la tarifa el año entrante quedaría en 35 por ciento, pues se acaba la sobretasa.

Piden no gravar seguros de vida

La industria aseguradora del país prepara su comunicación oficial para el Ministerio de Hacienda, en la que manifiesta su preocupación por algunos puntos de la reforma tributaria que, señalan, los afectará seriamente. Para empezar, en el proyecto se plantea gravar con un IVA de 10 por ciento la venta de los seguros de vida que ofrecen en el mercado. Hoy estos se encuentran exentos del gravamen.

Pero este no es el único 'pero' de las firmas aseguradoras.
Por el lado del impuesto de renta también hay serias objeciones, pues el Gobierno busca que los beneficiarios de esos seguros de vida, al momento que los cobren, paguen la tarifa de renta, la cual sería igual a la que se cobraría para los negocios, es decir, de 34 por ciento para el primer año, de 33 para el segundo y de 32 para el tercer año.

La comunicación al Ministerio de Hacienda se entregaría hoy.

Piden no afectar la vivienda

El sector de la construcción ya presentó sus objeciones al Ministerio de Hacienda. Aunque respaldan la propuesta de reducir la tarifa del impuesto de renta, eliminar el impuesto de timbre y permitir que la totalidad de las inversiones sean deducibles, objetan que se elimine varios beneficios que hoy contempla el Estatuto Tributario y que han permitido impulsar la construcción. Piden que no se cambie la metodología ni el monto que se tiene en cuenta para hacer la devolución del IVA por los materiales empleados para la vivienda de interés social. No son partidarios de eliminar beneficios que tienen los asalaridos para reducir lo que pagan por retención en la fuente como la deducción de intereses por créditos hipotecarios, o por los pagos en salud y educación o los ahorros voluntarios en pensiones.

No poner IVA a bienes básicos

El sector agropecuario había enviado de tiempo atrás una carta al Ministerio de Hacienda, a través de Agricultura, en la que solicitaban no se modificaran una serie de medidas, que finalmente fueron modificadas.

Por ejemplo, pedían que se mantuviera el régimen de exentos para los productos básicos de la canasta familiar e incluir en este régimen los animales vivos. Sin embargo, todo esto se propone gravar con el IVA del 10 por ciento, lo que señalan, afectará los precios finales que pagan los consumidores.

También le habían solicitado que se permitiera la deducibilidad total por el pago que hagan por el pago de los impuestos locales como el predial y el de industria y comercio, entre otros. Aunque hoy son deducibles de renta en un 80 por ciento, en el proyecto se plantea que no sean deducibles.

Cultura, también con objeciones

La reforma deroga todas las disposiciones que consagran incentivos tributarios para la cultura colombiana afectando de manera directa a los sectores editorial, cinematográfico, a la Orquesta Sinfónica Nacional de Colombia, a los museos públicos y privados, a las entidades que promueven la conservación y salvaguarda del patrimonio cultural, y en general, a las organizaciones e instituciones que fomentan los espectáculos públicos culturales.

A esto se suma el hecho que la boletería para el ingreso a cine y demás actividades de esparcimiento, quedarían gravadas con el IVA del 10 por ciento, lo que tampoco convence a este sector, pues señalan que el costo indiscutiblemente se trasladará a los espectadores y eso afectará el ingreso a los eventos.

Las bancadas presentarán sus propias propuestas

Cambio Radical: ya tiene cambios

Cambio Radical ya tiene listas sus propuestas para presentarlas al momento que se esté discutiendo el proyecto en las comisiones económicas.

Propondrá que se elimine de una vez por todas el cuatro por mil y el impuesto al patrimonio.

Igualmente, plantea que la tarifa general del IVA baje del 16 al 15 por ciento y gravar todos los bienes y servicios, excepto la carne, los huevos, el arroz, la papa, las drogas, los servicios de salud, educación y los servicios públicos domiciliarios para los estratos 1, 2, 3 y 4. Plantea que el impuesto de renta sea del 35 por ciento, que es la tarifa sin sobretasa que se acaba este año.

Polo: no a gravar la canasta

Como los congresistas no pueden presentar proyectos fiscales sin el aval del Gobierno, el Polo Democrático también prepara su lista de cambios que planteará en el transcurso del debate.

Planteará que la canasta familiar no se grave con el IVA del 10 por ciento.

El senador Jaime Dussán, también pedirá que no se le cambie el régimen a las cooperativas, pues las ponen a tributar como cualquier empresa. Y pondrán el desmonte definitivo del cuatro por mil.

Partido de la U: analiza el proyecto

El Partido de la U que es el más incondicional al Gobierno de Uribe, señaló que esperan hoy la presentación oficial del Ministro de Hacienda para empezar a analizar el proyecto y tomar posición.

Sin embargo, el senador Luis Guillermo Vélez, manifestó que varias sugerencias que presentaron fueron acogidas por el Gobierno, como por ejemplo no gravar los servicios públicos y tampoco subir el IVA general al 17 por ciento como lo había planteado el Ministerio de Hacienda. Por ahora, señala que no le caminarán al IVA del 10 por ciento a los bienes básicos como la yuca, la papa y las hortalizas, si se van a gravar que sea con un 2 ó 3 por ciento.

Alas: bajar más en la renta

Alas Equipo Colombia señaló en días pasados que el impuesto de renta se podía bajar aún más de lo que propone el Gobierno.
Consideran que esa tarifa podría ser del 28,5 por ciento, que era la que proponía en el proyecto de zonas francas que pasó el año pasado en el Congreso.

En el IVA, señalan que la tarifa del 10 por ciento es muy alta y por eso, si hay que gravar la canasta básica, que sea con una tarifa del 2 ó del 3 por ciento. Ven difícil que pase la propuesta inicial.

Conservadores: duda de devolución

Desde un comienzo el Partido Conservador se había mostrado en contra de gravar los servicios públicos, lo que fue escuchado por el Gobierno y finalmente se logró excluir. También se les cumplió la petición de no llevar el IVA de la telefonía celular al 25 por ciento.
Pero los conservadores siguen dudando de la efectividad que pueda tener el mecanismo de la devolución del IVA para las familias del Sisben uno y dos.

Analizan también el IVA del 10 por ciento que se plantea para la canasta básica, precisamente porque los cuestionamientos al mecanismo de devolución. También estudian el gravamen a los movimientos financieros.

 

 

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.