Secciones
Síguenos en:
El libro 'Sin tetas no hay paraíso' genera revuelo en colegio Agustiniano Centro de Palmira

El libro 'Sin tetas no hay paraíso' genera revuelo en colegio Agustiniano Centro de Palmira

Después de leerla, Angélica María Peña decidió que sus alumnos de séptimo grado también lo hicieran. La decisión le significó, dice ella, dejar de ser profesora de español.

Por: REDACCIÓN EL TIEMPO
22 de julio 2006 , 12:00 a. m.

Esta obra, escrita por Gustavo Bolívar, ha vendido 30.000 copias originales y más de 100.000 que no pagaron derechos de autor (según la Cámara Colombiana del Libro es el más pirateado del país).

El relato, mal recibido por los críticos en su lanzamiento (julio de 2005), cuenta la historia de una adolescente que, al ser rechazada por los hombres que no gustaban de sus senos pequeños, emprende una carrera de prostitución y delincuencia para agrandarlos. Termina pagándole a un sicario para que la mate.

Angélica sabía que la selección iba a preocupar a algunos padres. Por eso organizó una reunión en la que les comentó que el libro era "un poco fuerte, pero que la lectura estaría acompañada de un taller de orientación sexual para hacer en familia". Su objetivo era enseñar valores.

Una experiencia fuerte

"Listo, profe, aunque sea duro", le respondieron algunos de ellos. Ella no recuerda si Henry Rojas Sabogal y Gladys Martínez Bedoya, padres de una alumna nueva en el colegio, estuvieron presentes.

Durante la primera semana de lectura, un par de mamás la llamaron para decirle que la experiencia era bastante fuerte, pero, según ella, añadieron que continuarían.

La sorpresa vino cuando, diez días después, se enteró de que en la Secretaría Municipal de Educación cursaba un derecho de petición en su contra por "incitar a la prostitución y la violencia a los menores", instaurado por Rojas y su esposa.

La niña le contó que su padre no había leído el libro, pero que al repasar el título se había ofuscado y le había prohibido su lectura.

Aunque la demanda no prosperó, el 14 de julio recibió una carta del colegio en la que se le anunciaba que su contrato no sería renovado. Allí, las directivas del plantel le agradecían sus años de servicio, pero no le explicaban los motivos de la decisión.

El padre rector del plantel educativo, Carlos Villabona, le aseguró a EL TIEMPO que el libro fue motivo de escándalo para los padres porque su contenido generaba controversia. Incluso, algunos de ellos temían que fuera a causar confusiones entre sus hijos. Sin embargo, aseguró, el asunto no pasó a mayores.

En cuanto al despido de la profesora dijo que obedeció, exclusivamente, a la terminación de su contrato.

El presidente de la asociación de padres de familia, José Birne Saavedra, aseguró que no conocía el caso.

"Mi conciencia está tranquila. Se me cierra una puerta, pero se me abrirán mil", le escribió la profesora a Bolívar en los correos electrónicos que se han cruzado.

Ella no tiene interés en querellas legales con el colegio. Al contrario, recuerda que, tras enterarse del derecho de petición, archivado en la Secretaría, el padre Villabona le ofreció su apoyo. Eso sí, asegura, le pidió que retirara el libro y le sugirió "encontrar formas más apropiadas para enseñar valores".

Habla el autor

Gustavo Bolívar se formó escribiendo para la TV.

'Pandillas, guerra y paz'; 'Unidad investigativa' y 'Juego limpio' son algunas de sus series.

"Ese es el único caso (de veto) que yo haya conocido. La doble moral que prolifera en nuestro país también alcanza las esferas de la educación", dice. Además, considera que los padres que más se alarman son los primeros en dar mal ejemplo a sus hijos.

Aunque reconoce que el libro es crudo, cree que "subestimar la capacidad de discernimiento de los niños los llevará a crear personas inseguras". Considera que el tema, por ser descarnado, invita a la reflexión de los jóvenes.

Lo que dicen otros escritores

La censura es la mejor publicidad. Al menos eso piensan algunos autores colombianos. Además, consideran que la prohibición atenta contra la sana formación de un estudiante.

Jorge Franco
El autor de 'Rosario Tijeras' cree que sus obras se estudian en muchos colegios, pero se imagina que en algunos no los consideran adecuados. "Eso no es problema porque los libros prohibidos se leen más", dice.

Efraím Medina
El autor de 'Técnicas de masturbación entre Batman y Robin' considera patético que haya censura, "en un país donde se vende droga y pornografía infantil, donde la prostitución de menores es un negocio público".

REDACCIÓN VIDA DE HOY*

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.