¡Ala, arreglaron ese problemón!

¡Ala, arreglaron ese problemón!

Bienvenido el acuerdo corregido. No era tan perfecto el primero.

notitle
15 de noviembre 2016 , 06:29 p.m.

Aguacero de noticias tenemos, la peluquería señorera ayer tuvo lleno. Allí elogiaron el libro de la ‘Niña Mencha’ de Francisco, exitosa columnista en EL TIEMPO, con muchos miles de lectores. Allí, una famosa periodista contó que llegan denuncias contra el almirante (r) Álvaro Echandía, por acciones nebulosas en perjuicio del excandidato presidencial Óscar Iván Zuluaga y el exdirector del CTI Julián Quintana. Será un bombazo sobre aquel seudohacker Sepúlveda. Novelón que ingenuamente el periodismo se tragó enterito, y allí hubo más marrullas que en Reficar, Saludcoop e Interbolsa.

A la peluquería llegó la fogosa Maricarmen. Vino optimista, y al grupo de 17 mujeres que se pintaban las canas les dijo: “Al fin terminaron el novelón de La Habana, 1.467 días de suspensos y amenazas. A esos tíos de las Farc los trató el Gobierno como príncipes; les dieron muchísimo, solo les faltó turismo anual a Ibiza y Barcelona para saludar a Messi”. Me preguntó por el acuerdo entre Farc y Gobierno, y fui sensato. Le dije que lo apoyo a fondo y celebro que lo resucitaran los voceros del ‘No’, los que lo sepultaron al ganar el plebiscito. ¿Y de las curules a los guerrilleros? No me asustan ellos en el Capitolio; allá, de civil y desarmados, serán inofensivos.

Bienvenido el acuerdo corregido. No era tan perfecto el primero. Bienvenido para que los ministros, al fin, empiecen a reorganizar los aeropuertos, los ferrocarriles, los almuerzos escolares, la energía en tierra costeña, las carreteras y otros 87 frentes donde hay desgobierno. Atérrense: la protección de los 8.000 señorones VIP que van con guardaespaldas y camionetas blindadas cuesta a ustedes 1.425 millones de pesos diarios. Lo leí en este diario, que lo investigó a fondo. Ojalá el Gobierno tapone esa vena rota.

Aleluya: si llegó la paz, exigimos gestos pacifistas y austeridad porque esas 8.000 camionetas protegen a muchos que ningún peligro tienen; a veces los persigue alguna exnovia que dejaron enamorada. Ese gasto suena derrochón. Pilas: los ‘excomandantes’ guerrilleros deben releer la entrevista de Julio Sánchez Cristo a Mario Díaz-Balart, un senador republicano íntimo de Donald Trump y graduado en ‘anti-Farc’. Regio que todos apoyen el ‘Acuerdo 2’ y celebremos que nuestra vedette Adriana Tono se casa en 30 días, en Cartagena. Pilas: saquen paraguas, les conviene.

Poncho Rentería

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.